Miércoles, 26 Enero 2022 06:00

A propósito del día mundial de la educación ambiental

Escrito por Luis Hernando Rincón Bonilla
Valora este artículo
(0 votos)
A propósito del día mundial de la educación ambiental

El miércoles 26 de enero se celebra el día mundial de la educación ambiental, instaurado por las Naciones Unidas desde 1975, como resultado del "Seminario Internacional de Educación Ambiental" y la publicación de la "Carta de Belgrado", en los cuales se establecieron las metas, objetivos y lineamientos para la educación ambiental en el mundo.


“La educación ambiental se ha concebido como una estrategia para proporcionar nuevas maneras de generar en las personas y en las sociedades humanas cambios significativos de comportamiento y resignificación de valores culturales, sociales, políticos, económicos y relativos a la naturaleza, al mismo tiempo busca propiciar y facilitar mecanismos de adquisición de habilidades intelectuales y físicas, promoviendo la participación activa y decidida de los individuos de manera permanente; reflejándose en una mejor intervención humana en el medio y como consecuencia una adecuada calidad de vida. Desde esta concepción es que en las últimas décadas se ha puesto la confianza en el proceso educativo para contribuir a la respuesta de los problemas ambientales.” (Adela Vélez Rolón).

La educación ambiental se ha convertido en un factor esencial para dar respuesta a los retos que plantea a la humanidad el cambio climático, nos ayuda a entender las causas y consecuencias de este fenómeno global y nos orienta en el desarrollo de estrategias y actitudes, conductas para adaptarnos a sus consecuencias, pero ante todo, nos permite entender que el cambio ambiental es ante un problema ético que requiere de todos los ciudadanos del mundo construir y poner en práctica normas éticas que nos lleven del antropocentrismo al biocentrismo como la ética que debe regular las relaciones entre los seres humanos, con otros seres vivos ,con los ecosistemas y con la naturaleza.

Desde hace varios años la UNESCO ha venido desarrollando el programa de educación sobre el Cambio Climático para el Desarrollo Sostenible mediante el cual busca que la educación desempeñe un papel central en la respuesta al cambio climático, El objetivo del programa es ayudar a las personas a que entiendan las consecuencias del problema y aumentar sus conocimientos básicos sobre el clima. Para lograr ese propósito desarrolla una gran variedad de estrategias en colaboración con los estados miembros, con miras a impartir formación respecto al cambio climático, el fomento de métodos pedagógicos innovadores que integren la temática a los sistemas escolares a través del área de educación ambiental y los proyectos transversales, así como, la sensibilización a todas las comunidades por medio de los medios de comunicación y la mejora de los programas de educación no formal, las redes sociales y las alianzas con organizaciones profesionales.

A pesar de la trascendencia del problema, de las políticas formuladas, de las estrategias planteadas y de las acciones propuestas el sistema educativo colombiano no ha logrado producir los cambios esperados en las personas. No ha sido posible que nuestro sistema educativo pueda desarrollar mecanismos para la conservación de los ecosistemas ambientales, sociales y económicos para enfrentar la pérdida progresiva de la biodiversidad que amenaza el futuro del país.

De acuerdo a los estudios y diagnósticos realizados sobre la educación ambiental se evidencia debilidad o escasa implementación de proyectos o programas de capacitación y formación (sistemáticos y secuenciales), orientados a la cualificación de los diferentes actores que conforman el SINA, Sistema Nacional Ambiental, en materia de conceptualización y contextualización de la educación ambiental. Esto ha traído como consecuencia la aplicación de concepciones y de proyecciones diversas (contradictorias y en ocasiones opuestas), en las acciones que estos actores desarrollan en la temática particular, contribuyendo así a la atomización y los bajos impactos en la construcción de una cultura ambiental en el país.

Es indudable que un sistema educativo sustentado en la racionalidad cartesiana, que fomenta el transmisionismo de contenidos abstractos y descontextualizados, es incapaz de posibilitar que los aprendices desde su experiencia cotidiana se repiensen y generen hábitos de consumo más responsables y actitudes más proactivas con el ambiente.

La sociedad colombiana es cada vez más urbana, la pérdida de sus conexiones con la naturaleza y con todo lo que en ella tiene ocurrencia, ha llevado a perpetuar la idea de que los ecosistemas y los recursos naturales son medios útiles para el ser humano, que están a merced de su poder, y no como sistemas de los cuales depende. En este contexto se requiere que la educación en general y la educación ambiental en particular lleve a las personas a la autorreflexión, deje de enseñar teorías sin contenido material y pase a inspirar actitudes y valores, que fomenten la construcción de puentes entre los retos ambientales, las emociones y la curiosidad. Así, la posibilidad con el cuidado y uso responsable del medio ambiente aumentará.

En este contexto entre los años 2019 y 2020, escribí el libro titulado: El cambio climático : el gran reto de la educación colombiana en el siglo XXI, orientado a presentar a los educadores, animadores socioculturales, estudiosos de la problemática ambiental, autoridades educativas ,docentes de todos los niveles del sistema educativo, estudiantes y comunidad en general, una mirada que pretende ser lo más holística posible sobre el cambio climático y sus retos a la educación colombiana. No es un recetario, sino ante todo una aproximación desde los referentes históricos, los fundamentos epistemológicos y la evolución de la educación ambiental en el mundo y Colombia, para desde este marco plantear un acercamiento a las concepciones pedagógicas, las estrategias didácticas y el sentido de las nuevas tecnologías y las consideraciones éticas, en los procesos de enseñanza-aprendizaje de la educación ambiental y el cambio climático en los espacios educativos tanto formales como informales de todos los grupos etarios que constituyen el mosaico de la sociedad colombiana en diversos contextos tanto urbanos como rurales. Espero que su lectura estimule a continuar construyendo los caminos que se requieren para enfrentar el mayor reto que enfrenta la humanidad y la sociedad colombiana en el siglo XXI, el cambio climático.

El libro fue publicado en el mes de noviembre de 2021, por Ediciones Desde Abajo. y se encuentra disponible en las principales librerías del país. asi como en su tienda virtual

 

Para adquirir libro:

https://libreria.desdeabajo.info/cambio-clim%C3%A1tico-educaci%C3%B3n-ambiental-Colombia-desarrollo

Visto 351 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.