Funcionarios de seguridad paquistaníes patrullan en la frontera entre Pakistán y Afganistán, ya que estuvo cerrada durante los últimos días en Chaman, Pakistán. — Akhter Gulfam / EFE

Los talibanes han tomado la ciudad de Herat y ya tienen 11 capitales de provincia controladas de las 34 que forman el país.

 

kabul. El Gobierno afgano ofreció a una delegación talibán en Doha un acuerdo de reparto de poder a cambio del cese inmediato de los ataques a las principales ciudades de Afganistán, una propuesta que forma parte de las negociaciones de paz.

"El Gobierno afgano ofrece la participación en el poder a los talibanes y exige el cese inmediato de los ataques a las ciudades en el nuevo plan de paz", han indicado fuentes oficiales no identificadas al canal de noticias afgano 1TV.

El presidente del Alto Consejo para la Reconciliación Nacional de Afganistán, Abdullah Abdullah, que desde ayer está en Doha para asistir a dos reuniones internacionales sobre el futuro de Afganistán, ha "presentado a los mediadores el plan para poner fin a la crisis". 

Última ofensiva

Los talibanes han asegurado que controlan ya la ciudad de Herat, capital de la provincia homónima y una de las más pobladas de Afganistán, horas después de que las autoridades locales afirmasen que habían logrado contener el avance insurgente, imparable desde hace una semana. 

Con Herat, ya serían once las capitales de provincia controladas por los talibanes, casi un tercio de las 34 que conforman el país. En este caso, se trata de una región "estratégica", como ha afirmado el portavoz talibán, Zabihulá Muyahid, en su cuenta de Twitter

Este portavoz ha asegurado que controlan ya por completo las principales sedes administrativas y policiales, fruto de una "rendición" que llegaría tras horas de intensos combates. 

El consejero Ghulam Habib Hashimi y la diputada Rahima Jami, así como una tercera fuente que prefiere permanecer en el anonimato, han confirmado a la agencia de noticias DPA la caída de la sede de la Policía, la oficina del gobernador y la cárcel. De hecho, habrían liberado a todos los presos. 

El gobernador de Herat, Abdulsabur Qani, había detallado que los insurgentes atacaron la ciudad en la noche del miércoles desde cuatro direcciones e hicieron frente a una "enorme respuesta" por parte de las fuerzas gubernamentales y las milicias aliadas. 

Así, recalcó que los combates se saldaron con la muerte de un miembro de las fuerzas de seguridad y al menos 30 talibanes, mientras que cuatro agentes y decenas de insurgentes resultaron heridos, según ha informado la cadena de televisión afgana Tolo TV.

EEUU prevé evacuar al personal diplomático de su embajada

Estados Unidos mantendrá abierta su embajada en Kabul, aunque evacuará a la mayor parte de su personal diplomático en Afganistán y, para proteger esta operación, enviará más tropas a la capital afgana, según ha informado este jueves el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price. 

Este movimiento está motivado por el declive en la situación de seguridad en Afganistán, pero Price ha explicado que no se trata de una evacuación completa y ha insistido en que el trabajo de la embajada continuará, incluida la tramitación de los visados especiales para los afganos que han trabajado con las tropas estadounidenses.  

Además, ha recalcado que la "prioridad" del Gobierno estadounidense es la seguridad de su personal y de ahí que efectúe esta operación, para la que contará con el apoyo de tropas estadounidenses adicionales que el Departamento de Defensa enviará al aeropuerto de Karzai, ubicado en la capital afgana.

12/08/2021 20:05

Público / Agencias

Publicado enInternacional
Venezuela: las primarias del PSUV y la descomposición de un partido de Gobierno

¿Qué reflejaron las recientes elecciones primarias del PSUV? Marcaron la tónica la baja participación, denuncias de irregularidades y hasta golpizas, pero sobre todo el uso de toda una maquinaria de Estado y los controles partidarios para llevar a cabo una interna a imagen y semejanza de la descomposición y el autoritarismo gubernamental.

 

El PSUV celebró el pasado fin de semana sus primarias abiertas para las elecciones municipales y regionales del próximo noviembre con una muy baja participación. Oficialmente se declara que participaron un 17,5%, pero se trata de datos que son cuestionados.

Pero la armonía de las que hablaron los jerarcas del partido de gobierno estuvo lejos de ser: golpes, pedradas, denuncias públicas de compra de votos, disputas y divisiones, además de denuncias de irregularidades, y no faltó hasta el apoyo de pranes desde la cárcel a ciertos candidatos de alto escalón.

Se da por descontado el uso de la maquinaria del Estado, eso no es novedad en estas como en otras elecciones internas del partido gubernamental. Delcy Rodríguez, se refiere al PSUV como el partido más grande de América Latina y Maduro contabiliza en ocho millones los “militantes” de la formación política. A pesar de todo el aparato estatal apenas votaron 3,5 millones de personas, según las cifras del partido, pese a que las urnas estuvieron abiertas hasta la noche para todos los inscritos en el registro electoral.

En la madrugada del lunes comenzaron a darse algunos resultados. En 15 de las 23 gobernaciones el chavismo ya tiene candidatos. En los otros ocho estados tendrán que evaluar, porque ninguno de los aspirantes logró el requisito de superar el 40% de los votos y tener 10 puntos de diferencia con el segundo. Cabello explicó que donde las diferencias son muy cerradas, el partido tomará la decisión de quién es candidato. Hasta el momento, los ocho estados que están en “revisión” son Aragua, Bolívar, Nueva Esparta, Sucre, Trujillo, Cojedes Monagas y Apure.

En tres estados salieron como candidatos los llamados “protectores”, nombre con el que se conoce a las autoridades que designaba a dedo Maduro en los estados y municipios donde el gobierno perdía las elecciones, como figuras paralelas a los gobernadores y alcaldes opositores, y dotadas por el Ejecutivo nacional de autoridad, infraestructura y recursos propios.

Para el municipio Libertador (sede del gobierno central) resultó electa la almiranta Carmen Meléndez, que ha ocupado cargos en el Ministerio del Despacho de la Presidencia, en Defensa, como Tesorera de la Nación y ahora como ministra de Interior. En el Estado Barinas, donde dos familiares de Chávez, se disputaban el puesto, finalmente resultó electo el hermano del fallecido Hugo Chávez, Argenis Chávez.

En un partido que se tilda de “democrático”, el que es electo no es sinónimo que va a la contienda electoral: “En el reglamento está que haber sido electo no significa ser el candidato. Aquí lo estratégico es la revolución y su permanencia en el tiempo”, declaró Diosdado Cabello. Y como no hay segunda vuelta, la decisión es a dedo. Con un baremo de un piso del 40% de votos y una diferencia del 10% del segundo más votado, tal candidato es imposible de garantizarse sino es con toda la maquinaria central del partido (y del Estado), es decir, una medida casi anticipada de quién será el ganador.

Son las “astucias” de un partido de gobierno para organizar elecciones internas donde ya se predefinen los ganadores. Ya mucho antes incluso de las primarias, el propio PSUV ya había bajado de la contienda a muchos precandidatos, siendo el caso más sonado el de Elías Jaua que, a pesar de haber contado con las postulaciones suficientes por los militantes de base del partido, desde arriba le dijeron “no te presentas”, y así muchos otros.

Las denuncias de irregularidades inundaron las redes, pero muchas se quedaban cortas frente a las de compra de votos por 20 dólares o a situaciones de golpizas, como la que sucedió en Barquisimeto, el propio domingo de las primarias, donde un grupo de choque, motorizados controlados por el movimiento Gayones de Barquisimeto arremetieron contra voceros y dirigentes populares de la comuna El Maizal.

Pero la expresión mayor de una situación poco vista se observó cuando pranes, presos de “La Pica” y miembros del "Tren de Oriente" respaldaron la candidatura de Yelitze Santaella en Monagas, vía la red social Twitter. Al momento de escribir este artículo no se sabe si Santaella rechazó tal apoyo. De no ser así, solo puede poner al desnudo los niveles de descomposición existente.

Si las últimas elecciones nacionales han sido cuestionadas con un diseño hecho a la medida del Gobierno con anulación de legalidad de partidos de oposición u otorgando reconocimiento a fracciones de partidos a conveniencias vía el Tribunal Supremo de Justicia, no se puede esperar menos cosas de una interna abierta del PSUV, donde es la maquinaria central del propio partido que tiene el control pleno. En toda esta situación no se dejaron de expresar el descontento de bases del chavismo que acudieron a las urnas.

Muchos otros no acudieron a las primarias aun reivindicándose chavistas, pero no partidarios de Maduro, ya sea que la apatía prime frente a una situación imperante de una crisis que se arrastra por años o porque algunos otros deciden, ya sea postularse o apoyar otras tarjetas electorales como la de la Alianza Popular Revolucionaria, donde el grueso de los grupos que lo componen continúan reivindicando la figura de Hugo Chávez.

Milton D'LeónCaracas @MiltonDLeon

Miércoles 11 de agosto

Publicado enPolítica
Estados Unidos insistió en la extradición de Julian Assange

En una audiencia preliminar cuestionó el fallo de la justicia británica

La abogada Clair Dobbin sostuvo que Assange no tiene un historial de querer lesionarse y "nunca ha sufrido del tipo de condición de salud mental" que "le privase de la capacidad" de tomar decisiones racionales.

 

El gobierno estadounidense consideró ante el Tribunal Superior de Londres que el fundador de WikiLeaks, el periodista australiano Julian Assange, no está "tan enfermo" como para querer suicidarse si es extraditado a Estados Unidos, país que lo requiere por cargos de presunto espionaje. Los abogados estadounidenses entienden que las pruebas presentadas por la defensa de Assange, quien permanece recluido en una cárcel de máxima seguridad del Reino Unido acusado de difundir documentos clasificados, no se basan en su actual estado de salud sino en cómo podría evolucionar. Decenas de manifestantes con pancartas que rezaban "Diez años, ¡ya basta!" o "Liberen a Assange" se congregaron el miércoles ante el tribunal londinense, incluido el exlíder laborista Jeremy Corbyn.

Durante una audiencia preliminar del proceso de apelación dispuesto por Washington, la abogada Clair Dobbin informó que Assange no tiene un historial de querer lesionarse y "nunca ha sufrido del tipo de condición de salud mental" que "le privase de la capacidad" de tomar decisiones racionales. Su mirada difiere mucho de la del psiquiatra Michael Kopelman, quien en septiembre de 2020, durante el juicio de extradición de Assange, había informado que el periodista presenta un comportamiento suicida que podría potenciarse si la justicia inglesa decide trasladarlo a Estados Unidos.

Assange fue detenido por la policía británica en abril de 2019 después de que el gobierno de Ecuador le retirara su asilo diplomático en la embajada ecuatoriana de Londres, donde vivía refugiado desde 2012 por miedo a ser extraditado a Estados Unidos. La justicia estadounidense lo acusa de espionaje por difundir en 2010 más de 700 mil documentos clasificados sobre las actividades militares y diplomáticas, sobre todo en Irak y Afganistán, que revelaron actos de tortura, muertes de civiles y otros abusos.

11/08/2021

Publicado enInternacional
Diálogo sobre las relaciones entre EE UU y China

[No es un secreto que hay confusión en la izquierda estadounidense sobre la manera de responder al ascenso de China. Hay una amplia oposición, plenamente justificada, a la continuación por parte del presidente Joe Biden de los esfuerzos de contención emprendidos por su antecesor en el cargo, Donald Trump, que consiste en agitar el espectro de China para justificar los presupuestos astronómicos del Pentágono. Pero la oposición al imperio estadounidense no implica tomar partido por China. El Partido Comunista Chino (PCC) ha asumido el capitalismo y ejerce una represión brutal contra las y los activistas obreros y feministas, las minorías musulmanas e intelectuales críticos, entre otros.

Un grupo de la asociación académica Critical China Scholars y miembros de la redacción de la revista Spectre se han reunido para hablar de la complejidad de la respuesta a la creciente rivalidad entre EE UU y China, con vistas a formular una política anticapitalista y de liberación a ambos lados del Pacífico. La conversación se ha editado mínimamente y dividido en dos partes. Esta segunda parte trata del marxismo y las teorías del imperialismo. En la primera parte se habló de la visión que tiene la izquierda estadounidense de China.]

Eli Friedman

Voy a plantear la cuestión del marxismo. ¿Cómo afecta a la izquierda internacional que China sea un Estado que se dice socialista? Tenemos un Partido Comunista que en los últimos años ha redoblado concretamente sus esfuerzos en la enseñanza de la teoría de Marx. ¿Qué pensamos de esto? He visto la manera en que enseñan marxismo en las aulas chinas. Soy muy escéptico al respecto, pero tal vez otras personas piensan que hay alguna oportunidad de reapropiarse del discurso oficial y centrarlo en el capital y el Estado.

Charlie Post

Cuando enseñan marxismo, ¿qué enseñan? ¿Qué lee la gente y qué cuentan en la escuela pública? Porque en esta clase de regímenes, históricamente, el marxismo ha sido readaptado para que encaje con las necesidades particulares de las clases dominantes del Estado. El Estado cubano redescubrió a Trotsky, pero no al Trotsky que propugna la democracia, sino uno que defiende la planificación centralizada de la economía frente a quienes abogan por el mercado. Así que ¿podéis darnos alguna idea de cómo es ese marxismo que enseñan? Sé lo que fue el maoísmo y la teoría de los años sesenta, pero no estoy seguro de cuál es la versión Xi Jinping del marxismo en estos momentos.

Yige Dong

Puedo ofreceros mi punto de vista como alguien que se crió en China en los años ochenta y noventa. Vaya por delante la buena noticia: todo el mundo mantiene una actitud muy escéptica con respecto al marxismo oficial. Sabemos que es una especie de marxismo de boquilla y nadie se lo toma en serio. Enseñan la versión estalinista del marxismo: hay cinco etapas en el desarrollo de la sociedad. Se trata de demostrar que el PCC es la vanguardia de esta visión evolucionista de las etapas históricas y que China va por delante del resto del mundo, con los países socialistas a la cabeza de esta clasificación.

También canonizan a los revolucionarios chinos. Por ejemplo, la versión china del marxismo se presenta como una síntesis de confucianismo y socialismo, donde tratan a Confucio como a una especie de santo y dicen que hay que tratar a Marx como a un clásico entre otras aportaciones culturalmente chinas. Así que no hay rupturas, no hay contradicciones en los supuestos cinco milenios de historia… todo muy teleológico. El punto de llegada es Xi Jinping: él será quien rejuvenezca la grandeza de la nación china.

David McNally

Cuando estuve en la conferencia sobre teoría marxista en Nanjing allí por 2012, resultó muy revelador conocer el contexto del llamado retorno a Marx, porque hubo ponencias explícitamente favorables a EE UU presentadas por intelectuales chinos. En otras palabras, había intelectuales que hablaban allí y decían básicamente que la implantación del mercado había sido todo un acierto, pero que solo se había realizado a medias. Había que seguir hasta el final los pasos de EE UU, que van por el camino que conduce al desarrollo y la democracia. Por tanto, el PCC opera en distintos niveles, poniéndose nervioso y tratando de restablecer esta versión de la que ha hablado Yige, el marxismo estalinizado como ideología del Estado para poner coto a lo que parece ser una creciente fascinación por el liberalismo de tipo estadounidense.

Dicho esto, quiero añadir brevemente otras dos cuestiones. Una es que las y los estudiantes de posgrado estaban completamente absortos en materias que ahora huelen a muy antiguas y rancias en la universidad estadounidense. Así, estudiaban a Foucault y Lacan, por ejemplo, porque esto parecía ofrecer alguna manera de criticar la sociedad que no era marxista. Pero la otra cara de la moneda es que al final estuve en una clase de estudiantes de grado en la que no había ningún tutor, ningún representante del partido, nadie que me vigilara. Di una conferencia sobre Occupy, y la audiencia estuvo preguntándome durante una hora: ¿Podría producirse un Occupy aquí?

Así que existe este intento doctrinario de volver a consolidar cierta clase de ideología necesaria para el PCC. Sin embargo, la realidad es que hay mucha fermentación por todas partes: hacia el neoliberalismo, hacia ideas de democracia mucho más popular, etcétera. Esto fue lo que yo vi, en todo caso.

Kevin Lin

Creo que siempre hay ese temor por parte del Estado chino a que la gente joven se tome realmente en serio el marxismo. Como ha señalado Yige, pienso que en realidad la mayoría de estudiantes de secundaria y después universitarias en China lo ven como una asignatura obligatoria. Nadie quiere estudiarla, y no se enseña de un modo serio. Todo el mundo la asume como un ritual. De alguna manera, es una prueba de lealtad. Si la gente asume el ritual, demuestra su lealtad al sistema.

Pero cuando la política económica de China se desvía tanto de cualquier versión del socialismo que presente el Estado, y la distancia va en aumento, me pregunto cuándo se alcanzará un punto de ruptura en que la gente, especialmente la gente joven, piense que está tan lejos de la realidad que pondrá en tela de juicio la versión aséptica oficial del marxismo como ideología del Estado.

Veo a un número muy reducido de personas que de hecho se sienten inspiradas y por lo menos utilizan el lenguaje del marxismo –hablando de explotación, por ejemplo– en sus luchas contra los empresarios. Me pregunto si deja alguna huella en la mente de algunas personas y genera un lenguaje que algunas personas utilizan, aunque no necesariamente crean en el contenido tal como se les enseña.

Ashley Smith

La idea de que el llamado marxismo del Estado chino cumple una promesa política es una propuesta realmente problemática. El marxismo es una estrategia y una teoría de autoemancipación de la clase obrera y la gente oprimida. Asociarlo a un Estado que es tan claramente explotador y opresor suscitará toda clase de problemas. Puede que haya un subproducto contradictorio del hecho de que este Estado enseñe al marxismo a las y los estudiantes: pueden tomarse en serio a Marx y el marxismo y ver que el Estado chino es un Estado capitalista que es preciso derribar mediante una revolución obrera. Esto podría fomentar la oposición al Estado. Pero el hecho de que el Estado enseñe marxismo también sirve para conducir a la juventud estudiantil a los brazos de una ideología nacionalista, como señala Yige, que poco tiene que ver con el marxismo propiamente dicho.

Lo que más me preocupa es lo que significa geopolíticamente que el Estado chino se asocie al marxismo, por ejemplo en Hong Kong, donde este Estado es el principal agente de la represión social y del recorte de las libertades y los derechos democráticos. Cuando se identifica el marxismo con semejantes prácticas, el marxismo deja de aparecer como una alternativa para la gente que lucha. Lo mismo se puede decir de Xinjiang, Tíbet o, ya fuera de la esfera de influencia inmediata de China, en el caso de la revuelta democrática en Tailandia, donde vemos cómo está forjándose una alianza entre el Estado tailandés y el Estado chino. Esto dificultará el desarrollo de una corriente marxista en el seno del movimiento tailandés. La asociación del marxismo con el Estado chino también desacreditará al primero en Myanmar, donde el Estado chino ha respaldado el golpe militar y la represión de la lucha de la clase trabajadora y de los sectores oprimidos por su liberación.

Esta asociación también hará que resulte más difícil construir una corriente marxista en EE UU. La naturaleza opresora y explotadora del Estado chino apartará a la gente trabajadora y oprimida de EE UU del marxismo como alternativa al capitalismo estadounidense. De este modo, el marxismo oficial será un obstáculo al desarrollo de una teoría y una estrategia popular de liberación a escala internacional.

Eli Friedman

Durante una serie de años tuve ese sueño de estar funcionando dentro de la hegemonía del marxismo, de modo que esto al menos nos proporcionaba un lenguaje de clase. Y toda una serie de experiencias que he tenido en los últimos años me han hecho mucho más pesimista. Por ejemplo, estaba yo en un grupo de lectura del Capital que fue disuelto por las autoridades porque consideraban que era demasiado delicado políticamente, y este hecho causó una profunda impresión.

Tal vez la gente esté familiarizada con la lucha de Jasic que hubo en 2018. Fue una movilización en que estudiantes de universidades de elite se tomaban muy en serio el marxismo e incluso se autocalificaban de maoístas. Fueron y se organizaron con trabajadores y la consecuencia fue que el Estado golpeó con mucha más dureza, justamente porque estaban utilizando este lenguaje, puesto que el Estado tiene que monopolizarlo. Y esto fue para mí una señal muy clara de que utilizar el lenguaje marxista no te proporciona más espacio político.

En realidad, tratan a la gente marxista con más dureza que lo que harían con neoliberales. Si apareciera un grupo de estudiantes que se manifestara reclamando que se liberalicen los mercados financieros, no tendrían ningún problema en una universidad china. Pero tomarse demasiado en serio a Mao, tomarse demasiado en serio a Marx, eso ya es un problema político. El marxismo oficial ha eliminado del análisis la lucha de clases, la autoorganización de la clase trabajadora y la emancipación social, con lo que queda una teoría completamente inútil.

Sigrid Schmalzer

He estado pensando mucho en cómo queremos intervenir en la izquierda fuera de China. Una parte de lo que sucede es que la gente construye un otro político, imaginario, que utilizamos para impulsar determinados programas que tenemos en nuestro país. He analizado esta dinámica en la época de Mao. Había estadounidenses que iban a China, incluidas personas radicales, así como científicos liberales, que volvían incitando a sus colegas porque estaban impresionados con lo que estaba haciendo China y pensaban que había que aprender de ello. Expertos en control de insectos iban a China y decían: “Veis, cuando no son empresas privadas las que hacen ciencia, podéis tener enfoques racionales del control de plagas que no enriquecen simplemente a la industria química en detrimento de la ecología.” Esto es lo que la gente también quiere saber. Aspira a una civilización ecológica, o decir que China es de verdad marxista, que China respeta estos valores políticos que queremos impulsar aquí.

Podemos ver por qué a menudo nos interesa presentar a China como modelo, o por lo menos no permitir que la derecha desacredite estos proyectos. Sin embargo, ¿hace esto justicia a las experiencia de la gente en China? No, no lo hace. Y en la misma medida en que pretendemos acudir a esas otras experiencias políticas para impulsar esos objetivos muy loables, resulta que son una profunda injusticia para la gente que sufre opresión de manos del Estado. ¿Podemos animar a la gente a tener una imaginación política que resulte suficientemente potente y creativa para que no tengamos que simplificar la situación real en otros países de manera que podamos utilizarlos como modelos?

Pienso que tal vez nuestra intervención tenga que consistir en animar a la gente a ser más imaginativa y al mismo tiempo reconocer que están participando de una injusticia si utilizan a otro país como ejemplo que encarne su propia imaginación política.

Sasha Day

Sobre la cuestión del marxismo en China: desde finales de los noventa, la visión del marxismo de la Nueva Izquierda y del neomaoísmo también era problemática, ofreciendo una especie de alternativa con una lectura muy simplista de la teoría de los sistemas mundiales en la que situarían a China como el proletariado y a EE UU como los capitalistas. Y pienso que esta lectura sigue prevaleciendo bastante en China también. Y una de las cosas que surgen entonces es asimismo la falta de un análisis de lo que es el imperialismo hoy en día. Así que además de pensar sobre lo que es el Estado hoy, hemos de pensar sobre lo que es el imperialismo y la relación de China con el imperialismo estadounidense, y China no es ajena a esto. El imperialismo aquí es más bien un sistema más amplio, aunque evidentemente EE UU se halla en el centro del mismo. Así que creo que también hace falta absolutamente un análisis del imperialismo y de la posición de China en el mismo.

Daniel Fuchs

Puede que las cosas sean contradictorias: los grupos marxistas/maoístas en las universidades de elite chinas eran espacios increíblemente vibrantes. Se trataba de estudiantes que no se interesaban para nada por las asignaturas obligatorias sobre los clásicos del socialismo, que hay que seguir en la universidad, sino que se reunían regularmente y entablaban debates abiertos sobre artículos y libros que escogían ellas y ellos mismos. Además, no solo organizaban grupos de lectura, sino que también iban a los tajos a mostrar películas y proporcionar libros a los trabajadores migrantes, además de investigar por su propia cuenta. Era un espacio realmente muy vibrante, y la represión que sufrió esta gente en el contexto de la lucha de Jasic dice mucho del tipo de marxismo que se promueve en China.

Otra cuestión: hace poco estuve hablando con una colega estadounidense, una economista. Me dijo que si miras las solicitudes de plazas de jóvenes economistas heterodoxos, recientemente doctorados en universidades de EE UU, muchos y muchas de ellas aspiran a obtener una plaza en destacadas universidades chinas. No soy economista, pero a la vista de ello parece que en los departamentos de económicas de esas universidades en China hay espacio para estas economistas heterodoxas, tal vez mucho más que en las universidades estadounidenses y europeas. Si esto es así, me pregunto cómo debemos valorarlo.

Kevin Lin

Siempre me sorprende lo poco que sabe de China la izquierda en muchos lugares. Cuesta encontrar más de unas pocas personas en grupos de izquierda que hayan dedicado tiempo a comprender a China. Creo que hay muchas razones subyacentes, pero quiero ir un poco más allá y decir que también es tarea nuestra explicar o describir lo importante que es comprender a China y la relación del propio país con China. Y esto es algo que no siempre hacemos bien. Una cosa es informar de todas las luchas sociales y obreras y las contradicciones de clase en China. Pero otra distinta es explicar por qué es relevante para la izquierda estadounidense, por ejemplo, saber qué significa que nos importen qué luchas obreras en China. Más allá de una noción abstracta de solidaridad, todavía no sabemos cómo conseguir que sea relevante para la izquierda de muchos lugares.

Hay dos cosas que podemos hacer. Una consiste en describir en términos muy claros las diversas relaciones. Existe una interpenetración, si queréis, entre capital chino y capital estadounidense. Está claro que China no es un lugar lejano que no nos afecta para nada. Esta es la primera cosa en el plano analítico. Pero también hay otra manera muy concreta, que consiste en relacionarnos con los numerosos estudiantes internacionales chinos y las comunidades sinoamericanas en EE UU y sus luchas. Estas son dos maneras que podemos emplear para explicar qué está en juego para la izquierda internacional y por qué les debe importar lo que sucede en China.

Daniel Fuchs

Pienso que tenemos dos problemas. Uno es que en lo tocante a la transformación de las relaciones de clase, a las luchas de clases y a las luchas feministas, por ejemplo, disponemos de un montón de análisis excelentes, tanto de analistas de China como de otros países. Sin embargo, la cosa cambia un poco en lo que respecta al Estado chino, y en mi opinión todavía hace falta desarrollar un análisis de clase más fundamentado teóricamente del Partido-Estado en China.

Y el segundo problema que quiero plantear es que cada vez resulta más difícil conectar con luchas reales en China. Si queremos exponer de forma convincente que defendemos una perspectiva socialista o comunista de la lucha social, hemos de centrarnos todavía más en esas conexiones, en el diálogo con analistas progresistas y la sociedad civil en China, pero esto se ha vuelto mucho más difícil en los últimos cinco a diez años.

Eli Friedman

Para retomar la cuestión que ha planteado Kevin hace un momento, lo cierto es que existe una gran interconexión e interpenetración de las elites de China y de EE UU. Un ejemplo clave es que la multinacional de más valor en el mundo, Apple, solo puede existir gracias a la cooperación de los capitalistas y los Estados de EE UU, Taiwán y China. Partir de un único país como base de análisis resulta insuficiente para explicar por qué existe una empresa cuyo valor supera los dos billones de dólares.

Y además se olvida a menudo que el mayor receptor de inversiones chinas en el extranjero es de lejos EE UU. Se habla mucho de África, pero no tiene ni punto de comparación. Así que esto requiere una explicación y nos ofrece, como internacionalistas y socialistas que somos, un asidero al que agarrarnos. Podemos preguntar: ¿qué hace el capital chino aquí? ¿Qué hace el capital estadounidense en China? Y ¿del lado de qué intereses te sitúas?

Sasha ya ha mencionado la cuestión crítica del imperialismo, así que veamos esto con un poco más de detalle. Estaremos todas y todos de acuerdo en que EE UU es una potencia imperialista, pero ¿lo es China? Y la que de todos modos es para mí la cuestión más interesante: ¿importa o qué está en juego en la práctica para nosotras y nosotros en EE UU que se califique a China de imperialista o no? ¿Altera esto nuestra manera de hacer política, para que no se quede en una mera cuestión teórica?

Sasha Day

Me pregunto si esta es la cuestión que hay que plantear. Veamos la relación de China con África, y creo que hay aspectos importantes en ello, pero lo que ocurre al final es que se busca simplemente una comparación con el imperialismo estadounidense, en vez de examinar la relación real con el imperialismo estadounidense. Creo que esta sea tal vez la cuestión primordial y más importante.

Charlie Post

Creo que es importante que digamos en voz alta, para que se nos oiga, que China es una amenaza seria para la dominación económica, política y militar de EE UU. Esto la diferencia de Irak y otras muchas sociedades del Sur global. China juega en el tablero mundial. Hay cuestiones teóricas sobre la manera que tenemos de entender esto sin caer en lo que pienso que es una formulación sumamente chapucera de la dinámica dual de las relaciones entre la competencia económica y la competición político-militar, cuestión a la que en mi opinión ningún marxista ha respondido suficientemente por el momento.

Aún más importante es saber cómo es la competencia económica entre dos economías que están muy, pero que muy interpenetradas y en que el capital estadounidense tiene una presencia significativa en la sociedad china y en el mercado nacional chino. Y el capital chino tiene una presencia muy significativa en EE UU. ¿Cómo afecta esto a la mitigación de lo que vimos en la parte temprana del siglo pasado, de unos bloques comerciales autocontenidos? ¿Qué significa esto para la rivalidad económica y cómo determina o limita la rivalidad político-militar? Pienso que todo lo que tenemos que decir es que el Estado chino y la clase dominante china compiten con EE UU. La clase dominante y el Estado de EE UU lo reconocen, y el Estado y la clase dominante de China lo reconocen. Así que lo que tenemos que hacer es discernir cuál es la forma concreta de esta competencia, a lo que no tengo ninguna respuesta.

Ashley Smith

Pienso que Charlie está describiendo lo que es una rivalidad interimperial. Soy más de la tradición de Lenin-Bujarin que Charlie. Al menos desde el punto de vista heurístico, esta visión te permite describir la evolución de una dinámica dentro del sistema sin transponer simplemente lo que decía la teoría clásica en su tiempo de una manera algo simplista.

Evidentemente, hay nuevos fenómenos que hemos de entender, sobre todo la internacionalización del sistema que vincula los capitales por encima de las fronteras estatales. Esta es una novedad importante del periodo neoliberal de los últimos 40 años. Y especialmente la interconexión entre el capital chino, tanto público como privado, y el capital estadounidense, además del capital europeo y del japonés. Así que no se trata de una mera rivalidad entre Estados que están económicamente segregados. Están profundamente interpenetrados en el plano económico, pero la diferencia radica en que el Estado chino todavía conserva el control sobre enormes partes del capital, su capital de propiedad pública, lo que lo distingue de muchos otros Estados y multinacionales con las que compiten el Estado y el capital de EE UU.

Y el otro aspecto es que China está subiendo en la cadena de valor. Ya no es una mera plataforma de exportación para las empresas multinacionales. Esto significa que no solo se convierte en un rival geopolítico, sino también en un potencial competidor económico, sobre todo en alta tecnología. Esto es lo que preocupa enormemente a EE UU, porque este desarrollo de la alta tecnología está vinculado al Estado chino y su ejército. Si leéis el documento más reciente del consejo nacional de inteligencia, veréis que el estamento militar está preocupado por el desafío que puede suponer China al predominio militar estadounidense.

Así que pienso que estamos asistiendo al surgimiento de una rivalidad interimperial asimétrica. EE UU es muchísimo más poderoso, pero el Estado y el capital chinos avanzan. Esta rivalidad no conduce a una simple repetición de la primera o la segunda guerra mundial o de la guerra fría. Tiene su propia dinámica particular, que hemos de analizar teóricamente e investigar empíricamente más en detalle. Encuentro numerosos escritos en el plano teórico y empírico sobre cuestiones del imperialismo que me parecen muy poco convincentes en este momento. Pienso que el Imperio de Hardt y Negri no sirven para comprenderlo. Creo que el análisis de Panitch y Gindin del imperialismo no es convincente porque descarta la posibilidad de una rivalidad. Y pienso también que la distorsión simplista, diría que tercermundista, de la teoría del imperialismo de Lenin resta importancia a la rivalidad interimperial y reduce el sistema mundial a la dominación del Norte global sobre el Sur global.

Estas posiciones teóricas simplemente no encajan con el hecho real de la rivalidad, así como con el modo de pensar de los gestores del Estado en China y EE UU, que han elaborado sus estrategias sobre la base de la rivalidad. La izquierda debería ser capaz de abordar esto tanto teórica como empíricamente. Y lo que es más importante que esto, necesitamos desarrollar una estrategia para construir la resistencia internacional desde abajo frente a ambos Estados.

Yige Dong

Me ha parecido útil analizar a fondo la diferencia entre imperio y hegemón. China es definitivamente imperialista de diversas maneras, pero creo que no ha alcanzado todavía la capacidad de convertirse en hegemón. El Estado se propone sin duda cambiar la dominación global unilateral de EE UU, está claramente en ello. Y los procesos en los que China desafía al hegemón podrían acarrear un montón de problemas.

David McNally

Solo dos cuestiones más. La primera es que creo que no tenemos una teoría del imperialismo suficiente para la época en que vivimos. Así que estoy de acuerdo con muchas cosas que ha descrito Ashley, pero no sé si encaja también con la teoría de la primera guerra mundial, como tal vez nos gustaría, y este es un reto que sigue abierto. Vimos esas intervenciones de comienzos de los años 2000. Ashley ha mencionado a Panitch y Gindin. Además de ellos, Ellen Wood ha escrito Empire of Capital, Harvey ha escrito The New Imperialism, pero por todo tipo de razones ese debate se ha estancado, lo cual no deja de ser interesante.

Pienso que hace falta retomar algunas cosas de estas y analizar a fondo cuáles fueron los puntos fuertes y débiles de aquellas intervenciones, si queremos que la teoría se abra camino. La cuestión que de todos modos quiero retomar de lo que ha dicho Sasha es que hace falta que podamos hablar del imperialismo como sistema mundial, por oposición a un conjunto de políticas nacionales, porque lo que ha ocurrido en gran parte del debate, es que el imperialismo se convierte en acción de un único Estado, y para retomar el comentario de Yige, se convierte en el hegemón, y entonces ningún otro Estado nacional puede ser imperialista. Así que necesitamos una teoría global mucho más rica, pero pienso que de todas maneras no la tenemos, de modo que creo que esta es una cuestión que realmente necesitamos plantearnos para seguir adelante.

Critical China Scholars

9 agosto 2021

 

https://spectrejournal.com/marxism-and-imperialism/

Traducción: viento sur

Critical China Scholars es un grupo de académicas y académicos que trabajan temas relacionados con China. Se puede leer más sobre sus actividades políticas en https://criticalchinascholars.org.

Publicado enInternacional
En imagen de archivo, soldados estadunidenses durante un entrenamiento en Pabrade, Lituania, el 13 de noviembre de 2014.Foto Ap

Hace ya 17 años recuerdo que el Pentágono había montado una "oficina de bursatilización de asuntos terroristas" –¡no es broma!– "por medio de la cual se consideraba cotizar los previsibles (sic) atentados" un “tránsfuga del grupo criminal Irán-contras, quien fue obligado a renunciar cuando se expuso la magnitud de su proyecto macabro (https://bit.ly/3se1xVV)”.

Ahora, casi 20 años ulteriores al montaje hollywoodense del 11/9, pareciera que el Pentágono se ha autointoxicado con sus películas que patrocina en Hollywood para su "propaganda negra" global (https://bit.ly/3fRh0pP).

El pasado 28 de julio, el general Glen D. VanHerck, mandamás del Comando Norte y del Norad de EU –que "protege" a México con su paraguas militar (https://bit.ly/3juRFTB), en particular, a las fuerzas aéreas del T-MEC (https://bit.ly/3jGjnwR)– concedió un briefing a los reporteros sobre sus "Experimentos de Dominio de la Información Global (GIDE)", al unísono de los otros 11 comandos militares de EU, que significaría un maravilloso instrumento para prevenir las crisis en el mundo mediante una "persuasión integrada (sic) (integrated deterrence)", con el fin de "conseguir el dominio de la información (sic) y proveer la superioridad de decisión en competencia y en crisis".

Según el muy optimista general VanHerck, GIDE usará inteligencia artificial (IA) y máquinas de aprendizaje (machine learning) para “incrementar el espacio de decisión para los líderes del nivel táctico al nivel estratégico –no sólo los líderes militares, sino también brinda oportunidad a nuestros líderes civiles (sic)”.

La IA será usada para predecir con mucha antelación y actuar de forma preventiva con el fin de confrontar una crisis, con la ayuda de la capacidad satelital del sensor Geoint (https://bit.ly/3lSh7Wi).

¿Pretenderá también el Comando Norte/Norad bursatilizar las premoniciones del Pentágono sobre los vaticinios de las crisis por su IA?

Nada menos que Scott Ritter –anterior funcionario de espionaje de los Marines, inspector de las hilarantes "armas de destrucción masiva" de Saddam Hussein en Irak que nunca existieron, y connotado experto en asuntos nucleares– se burla de que el Pentágono pretenda creer que la “IA pueda predecir (sic) eventos mundiales (https://bit.ly/3xAgrXB)”.

Ritter critica el organigrama burocrático altamente politizado del Pentágono, que ha sucumbido por ver tantas películas de Hollywood: "El hecho es que hoy lo que pasa por una organización de espionaje de EU está altamente politizada" y cuya "inherente incompetencia parece ser más por diseño que por accidente". ¡Uf!

Sin tapujos, Ritter ridiculiza al GIDE del Comando Norte y su IA, no se diga a sus "máquinas de aprendizaje": "Debo confesar mucho más que poco escepticismo sobre la eficacia de un sistema como el GIDE" cuando las "máquinas de autoaprendizaje" fueron engendradas por "programas computacionales y algoritmos producidos por humanos".

Ritter fustiga la "narrativa politizada" de VanHerck y rememora que el clásico análisis de espionaje no tiene nada que ver con los "objetivos políticos" cuando el mismo "producto analítico" puede ser contrario a los "objetivos políticos" buscados. Con su enorme experiencia en la guerra de Iraq, Ritter recuerda que la ausencia de "armas de destrucción masiva" se debió a un "fracaso de liderazgo" de EU y no a un "fracaso del espionaje".

En forma persuasiva, aduce que el "preciso análisis de espionaje versa más sobre la comprensión de la naturaleza (sic) humana" y que "el mejor juez de la naturaleza humana es otro humano", ya que "ninguna computadora puede aproximársele".

Ritter concluye que "el hecho de que EU desee subordinar los requerimientos de su espionaje predictivo (sic) de nuestra seguridad nacional colectiva a una computadora, debe ser preocupante para cada estadunidense".

¿Cómo habrán ponderado el vibrante y escéptico artículo de Ritter, los geoestrategas de Rusia y China sobre el GIDE del Pentágono?

http://alfredojalife.com

Facebook: AlfredoJalife

Vk: alfredojalifeoficial

https://www.youtube.com/channel/UClfxfOThZDPL_c0Ld7psDsw?view_as=subscriber

Publicado enInternacional
Afganistán: fuerzas talibanes capturan la octava capital provincial en una semana

Hay más de cuatro mil heridos de guerra, según el Comité Internacional de la Cruz Roja

Las fuerzas talibanes tomaron el control de Pul-e-Khumri. Es la segunda capital provincial de Afganistán en caer este martes y la octava en menos de una semana. Mientras la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, pidió el cese de combates en Afganistán. La expresidenta chilena, afirmó que la toma de numerosas ciudades por parte de los talibanes "sembró el miedo y el pavor".

"Los talibanes están ahora en la ciudad, izaron su bandera en la plaza central y en la oficina del gobernador", anunció Mamoor Ahmadzai, diputado de la provincia de Baghlan, cuya capital es Pul-e Khumri. El legislador además precisó que las fuerzas afganas se habían retirado de la ciudad.

Avance talibán

Pul-e-Khumri, ubicada a unos 200 kilómetros de la capital Kabul, fue tomada este martes por los talibanes. Un poco antes los insurgentes habían tomado el control de la ciudad de Farah, al oeste del país, que se convirtió en la séptima capital provincial en ser capturada por las fuerzas talibanes. "Esta tarde (martes), los talibanes entraron en Farah tras haber combatido brevemente a las fuerzas de seguridad. Tomaron la oficina del gobernador y el cuartel general de la policía. Las fuerzas de seguridad se retiraron a una base militar", declaró Shahla Abubar, integrante del consejo provincial.

Hasta el momento, los insurgentes talibanes ya dominan seis de las nueve capitales provinciales del norte. Mientras que al sur del país tienen tomadas las ciudades de Zaranj y Farah al sudoeste. El domingo, en pocas horas tomaron control de Kunduz, un punto estratégico entre Kabul y Tayikistán. En tanto continúan los combates al sur del país con ciudades como Kandahar y Lashkar Gah asediadas desde hace días.

Conversaciones en Qatar

Por su parte, el gobierno estadounidense advirtió que un gobierno talibán que llegue al poder por la fuerza en Afganistán no será reconocido. El enviado de paz de Estados Unidos, Zalmay Khalilzad, viajó a Qatar “para ayudar a formular una respuesta internacional conjunta al rápido deterioro de la situación en Afganistán”, aseguró el Departamento de Estado en un comunicado de prensa.

La cancillería estadounidense informó este lunes que Khalilzad ya se encontraba en la capital qatarí, Doha, donde los talibanes mantienen una oficina política. Este martes también llegaron representantes de China, Reino Unido, Pakistán, Uzbekistán, Qatar, Naciones Unidas y la Unión Europea, que “presionarán para que se reduzca la violencia y se produzca un alto el fuego, y se comprometan a no reconocer un gobierno impuesto por la fuerza”, según indicó la diplomacia de EE.UU. en el comunicado.

Desde septiembre del año pasado la ciudad de Doha fue sede de las conversaciones entre el gobierno afgano y los talibanes. Los diálogos fueron establecidos en el acuerdo de paz firmado en febrero de 2020 por la insurgencia talibán y EE.UU. (sin la participación de las autoridades gubernamentales de Afganistán), meses antes de la retirada de las tropas extranjeras en el país.

Retirada de EE.UU. 

Con la salida de las tropas estadounidenses los talibanes lanzaron desde mayo una fuerte ofensiva con la que tomaron bajo su control vastas zonas rurales, y ahora apuntan a dominar las ciudades. En este sentido, la cancillería norteamericana  afirmó que Khalilzad “instará a los talibanes para que detengan su ofensiva militar y negocien un acuerdo político, que es el único camino hacia la estabilidad y el desarrollo en Afganistán”.

Preocupación de la ONU

Mientras que la Alta Comisionada para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, pidió el cese de los combates en Afganistán. "Las partes deben dejar de luchar para evitar un mayor derramamiento de sangre. Los talibanes deben poner fin a las operaciones militares en las ciudades. A menos que todas las partes regresen a la mesa de negociaciones y alcance una solución pacífica, la situación ya atroz para tantos afganos solo empeorará", aseguró Bachelet en un comunicado de su oficina.

10/08/2021

Publicado enInternacional
Funcionarios de seguridad afganos y milicias privadas leales a Ismail Khan, el ex comandante de patrulla muyahidín después de recuperar el control parcial de la ciudad de Herat. — JALIL REZAYEE / EFE

Tras días de fuertes combates, las ciudades de Kunduz y Sar-e-Pol, capitales de las provincias homónimas, han caído, y las fuerzas de seguridad afganas solo controlan espacios limitados como un aeropuerto.

 

Los talibanes capturaron este domingo las capitales de las provincias norteñas de Kunduz y Sar-e-Pol, un logro que se suma a la captura de otras dos capitales regionales esta semana, las primeras que caían en manos insurgentes desde el inicio en mayo de la fase final de la retirada de las tropas extranjeras.

Tras días de fuertes combates, las ciudades de Kunduz y Sar-e-Pol, capitales de las provincias homónimas, han caído, y las fuerzas de seguridad afganas solo controlan espacios limitados como un aeropuerto o se han recluido en una base militar, aseguraron a Efe varias fuentes oficiales que representan a estas dos regiones.

"Toda la ciudad de Kunduz ha caído en manos de los talibanes y solo el aeropuerto provincial está bajo el control de las fuerzas de seguridad", afirmó la diputada Nelofar Koofi, que representa a la provincia de Kunduz en la Cámara Baja del Parlamento nacional.

Aziza Jalis, diputada por Sar-e-Pol, detalló que "los talibanes capturaron toda la ciudad" y ahora las fuerzas de seguridad y los funcionarios provinciales se encuentran "en una base del Ejército en un rincón" de la capital.

Los talibanes ya habían tomado Kunduz, de un gran valor estratégico al conectar varias provincias y hacer frontera con Tayikistán, en septiembre de 2015, consiguiendo permanecer dos días en ella, en un logro sin precedentes entonces desde la caída de su régimen con la invasión estadounidense en 2001.

Repitieron la acción poco más de un año después, para lo cual libraron una batalla durante varios días. Malik, un residente de la ciudad de Kunduz, dijo a Efe que la capital es un caos y se están librando "fuertes combates". Además un mercado textil se ha incendiado, anotó.

El principal portavoz de los talibanes, Zabihullah Mujahid, celebró en un comunicado la toma de Kunduz y Sar-e-Pol, y aseguró además que tras hacerse con el control de estas dos ciudades confiscaron además con una gran cantidad de armas.

Este nuevo logro de los talibanes llega tras la captura el sábado de Sheberghan, capital de la provincia noroccidental de Jawzjan, fronteriza con Turkmenistán, después de que un día antes tomaran el control de Zaranj, capital de la suroccidental Nimroz, que limita con Irán.

Las cuatro capitales provinciales son las primeras en caer en manos de los talibanes desde el comienzo de su gran ofensiva, que coincidió con el inicio el 1 de mayo de la fase final de la retirada de las tropas extranjeras de Afganistán. Se trata además del mayor logro talibán en el país en dos décadas de conflicto.

El Ejército afgano, con el apoyo puntual de la aviación estadounidense, está intensificando sus combates para recuperar el territorio perdido, con choques en al menos 18 de las 34 provincias afganas, que han dejado al menos 572 insurgentes muertos y 309 heridos en las últimas 24 horas, según el Ministerio de Defensa.

08/08/2021 12:10

EFE

Publicado enInternacional
'Ratas', videoinstalación de Luis Parejo incluida en la exposición 'Un mundo feliz'. — Luis Sánchez Parejo

El ilustrador Luis Parejo dispara en la exposición ‘Un mundo feliz’ contra los monstruos tecnológicos que nos alienan mientras nos cobran por nuestro propio tiempo.

 

Somos unas ratas —de laboratorio— y, conscientes o no, hacemos girar la rueda que mueve el engranaje de Facebook, Google, Twitter o Instagram. Nuestras horas de asueto son la gasolina que alimenta el motor de los grandes hermanos, de modo que el ocio se convierte en trabajo y el resultado de ese esfuerzo es ofrecido como producto por las multinacionales. Nosotros les regalamos —más que les vendemos gratis— textos, fotos, vídeos, memes y corazones para luego volver a comprarlos. Ellos ganan y nosotros perdemos —el tiempo—.

De esto también habla Un mundo feliz, la cámara de los horrores de la sociedad menos cero punto cero. Una exposición desasosegante que, a través de la ironía y el absurdo, nos hace más digeribles unas [ir]realidades que se han instalado en nuestras vidas. "Lo siniestro causa espanto precisamente porque nos es familiar", ya decía Freud, citado por Luis Martínez en La mirada culpable, el texto que acompaña las ilustraciones, fotografías, cianotipias, esculturas y videoinstalaciones de Luis Parejo (Madrid, 1971).

En él, Martínez emparenta la obra del artista con el universo de David Lynch, en cuya mirada "lo muy macabro y lo muy rutinario se combinan de tal forma que revelan que lo uno está contenido en lo otro", en palabras de David Foster Wallace. Así, esa pareja feliz de Sé lo que quieres ve la televisión en el salita de un edificio neoyorquino —o de Móstoles— rodeado de inquietantes orejas sin nombre, hoy bautizadas Siri o Cortana, pabellones auditivos contemporáneos que todo lo escuchan y todo lo saben, aunque no todo lo entienden. Le dices, por ejemplo, "Alexa, muérete", y ahí sigue.

La exposición estará abierta durante el verano en el sótano de la librería madrileña Cervantes y Compañía, un espacio idóneo para los ojos, bocas y cerebros de Parejo, quien ha entendido que el subsuelo era mazmorra donde nadie tiene escapatoria. De repente, un rumor que ya es ruido, un pasillo, una cortina de terciopelo azul, una cueva, una silla, una proyección, una mano ósea que sujeta un móvil y una calavera que observa la pantalla. Dentro del cráneo, una rata que hace girar la rueda. Dentro del vidrio, tanto tiene.

La rata nos ha conducido a su freak show —en realidad, en este museo ambulante todos son seres grotescos y bestias pardas—, invirtiendo el cuento donde el flautista atraía a los roedores. "Venid a visitar al monstruo que habita dentro de nosotros", invita el artista, quien no duda en cascar una bola de navidad para cortarse las venas con un pedazo de felicidad. Parejo podría explicar por qué se carga el espíritu navideño —o lo transforma en apero suicida—, aunque para eso ya está el ilustrador y humorista Darío Adanti.

'Navidad', por Darío Adanti

"Rito arcaico en el que se celebraba el solsticio de invierno y que fue transformado en la Edad Media en el día en el que nació el hijo de Dios, que sufrió y murió por nuestros pecados y que, como no hay prueba alguna de esto, hicieron coincidir la fecha de su supuesto nacimiento con la de la festividad arcaica del solsticio para joderles la fiesta a los paganos y jodernos el fin de año a los ateos, que nos vemos obligados a asumir un espíritu festivo que no queremos, ir a brindar con amigos que vemos todo el tiempo como si fuera la última vez que los vamos a ver, y a cenar y comer en familia, emborracharte delante de tu abuela, discutir de política con tu tío el facha, que te llame facha tu sobrina progre, terminar todos como el rosario de la aurora y todo porque alguien en la Edad Media dijo que aquella era la fecha del nacimiento de un hijo inexistente de un Dios que no existe. Y luego vamos por el mundo diciendo que somos la civilización".

El fundador de la revista Mongolia y una veintena de autores, desde Blanca Lacasa hasta Nuria Labari, son los responsables de explicar cada obra a través de una audioguía locutada por Maite Vaquero. "Buscaba el contraste del mensaje irreverente con la solemnidad del tono museístico", comenta Parejo, quien ha subvertido el encargo.

"Antes ilustraba con imágenes las palabras de otros y ahora ellos ilustran con palabras mis imágenes", se congratula el artista, quien no solo alude al postureo y a la soledad que emanan de las redes sociales, sino también a la "adicción" que provocan, "con el tiempo y la energía perdidos que conllevan".

Para combatir el déficit o falta de atención, producto de la ingente oferta de información y del consumo compulsivo de los usuarios —antes llamados personas—, el ilustrador del diario El Mundo propone un objeto de papel con tapas más o menos duras. "Hoy nadie es capaz de concentrarse, porque está en mil cosas, pero en ninguna. No importa que seas alguien sensible, pues es inevitable que te despistes. La mejor arma contra esa atención fragmentada es la lectura, con la que consigo escaparme de todo. Quizás por eso me atraía exponer en una librería", confiesa.

Su trabajo para la edición online de su periódico era en buena parte digital. Por ello, ha tratado de buscar un formato más tangible para las páginas y los suplementos del diario. Así, descartada la tableta de dibujo, Luis Parejo se ha valido de todo tipo de materiales para construir sus ilustraciones: un martillo, una bola de billar, un huevo, una maqueta, un bastón, un corcho, una biblia... Y, cuando no podía usar un objeto, se lo inventaba o lo modelaba con sus manos, para luego fotografiarlo y convertirlo en pieza de diseño gráfico.

Lo mismo sucede en Un mundo feliz, donde el tétrico ojo que todo lo ve se esconde dentro de una pelota de tenis. Y, del mismo modo que la esfera amarilla se transfigura en una proyección, la rata en movimiento —en lenguaje técnico, el bicho pierde su tiempo y su juicio en una "rueda de actividad para la investigación animal"— es plasmada en unas cianotipias que pueden adquirirse por un módico precio... Módico, porque las copias negativas en color azul son una ganga en comparación con el millón de euros que cuesta la videoinstalación, una boutade del artista para gastar tinta imprimiendo ceros.

"Quise adaptar la técnica al mensaje en vez de recurrir a una técnica predefinida o que ya dominaba, aunque para ello tuviese que crear objetos", detalla Parejo. "La materia habla y, en esta época donde todo está generado por ordenador, la textura es un plus. En mi día a día ya trabajo en digital, por lo que necesitaba lo tangible", comenta el ilustrador, quien se ha prodigado en las portadas de Papel, Mercados, Crónica, EM2 o Metrópoli, un referente del diseño gráfico que acumula premios internacionales.

Más materia, es la guerra: la soma de Huxley —esa droga de la felicidad, de ahí el irónico título de la exposición— es aquí el Lexatin, un recurso de bajada para los que antes frecuentaban la barra libre del subidón. La disposición de las cápsulas sobre una superficie bocetan el retrato de tu colega el que se quedó medio colgado, pero habría que preguntarle al autor cuánto de Pedro Sánchez tiene la farmacopea rojiblanca. Hay más objetos, como también hay más Louise Bourgeois, Chema Madoz, Eadweard Muybridge o Francis Bacon, aunque los referentes de Parejo son inabarcables y van desde el surrealismo, el absurdo y lo siniestro hasta el —existencialismo— pop.

"Somos ratas de laboratorio", reconoce Parejo. "Ellos experimentan con nosotros permanentemente y han diseñado sistemas adictivos para que estemos todo el tiempo clicando. Algo que podemos hacer extensivo al consumo de productos audiovisuales en plataformas como Netflix, que ofrece el documental El dilema de las redes, sobre el peligro de esas herramientas. Es increíble, porque al mismo tiempo que crean un algoritmo se denuncian a sí mismos", comenta el artista, quien plasma su obsesión por la "percepción amorfa del tiempo" que han generado esos patios de vecinos virtuales.

Por ello se sorprende que algunas personas le digan que no le llegan las horas para leer un libro, cuando luego se tiran toda la madrugada o el fin de semana viendo una serie de veinte capítulos. "Yo soy el primero que tiene déficit de atención, pero lo compenso con mis frecuentes visitas al cine, el único sitio donde me puedo concentrar. Y si se me va la cabeza, al menos tengo que estar quieto", ironiza Parejo, quien critica con sus esculturas la autocensura que nos lleva "a dejar de ser tú mismo y a escribir para no quedar mal con determinados entornos".

Según él, ya no hay escapatoria ni tampoco un remedio contra la alienación. "No somos conscientes del monstruo que hemos creado. ¿Es esto realmente el progreso?", se lamenta Parejo, quien considera que la única forma de rebelión pasa por la lectura. "Una acción orgánica que no requiere conexión, por lo que es el único momento en el que no te están controlando". Cabría preguntarle qué sucede con las personas que leen en su preciado ebook, pero el ruido de la rueda amenaza con hipnotizar a los incautos y hay un ojo dentro de una pelota de tenis que ha empezado a mirarnos muy mal.

madrid

07/08/2021 21:59

Henrique Mariño@solucionsalina

Publicado enCultura
Dos congresistas del "ala izquierda" del partido demócrata votaron aumentar la ayuda militar a Israel

Solo dos meses después de haber cometido crímenes de guerra, Israel podrá recibir miles de millones de dólares en ayuda militar del Congreso estadounidense. El proyecto fue aprobado con casi todos los votos del partido Demócrata.

Sábado 7 de agosto | 16:10

El 28 de julio, el Congreso estadounidense aprobó el proyecto de ley de asignaciones de ayuda exterior, que incluyó 3.300 millones de dólares en ayuda militar para el Gobierno israelí. El proyecto dice explícitamente que “no menos de 785.300 millones [de los 3.300 millones] deberán estar disponibles para artículos y servicios de defensa, incluyendo investigación y desarrollo”. Contiene además otros fondos para Israel, para programas educativos, adquisición de armas y reubicación de refugiados. El proyecto fue aprobado con apenas tres votos negativos en toda la bancada del Partido Demócrata: Los representantes Rashida Tlaib (Michigan), Cori Bush (Mississippi) y Alexandria Ocasio-Cortez (Nueva York). La representante Ilhan Omar (Minnesota), sin embargo, votó a favor. Musulmana y nacida en Somalía, huyó de la guerra civil, estuvo en un campo de refugiados en Kenia y finalmente obtuvo asilo en Estados Unidos. Jamaal Bowman (Nueva York) fue el otro que votó a favor. El apoyo al apartheid de Israel es verdaderamente bipartidista.

El proyecto es el último de una larga serie de proyectos que arrancó en el acuerdo entre Estados Unidos e Israel de 1999 para firmar “memorandos de entendimientos” (MOU) -que no son ni leyes ni decretos presidenciales. El más reciente MOU, firmado en 2016, estipula que el presidente estadounidense podría solicitar al Congreso 33.000 millones de dólares para financiamiento militar de otros países y 5.000 millones para ayuda para defensa antimisiles por los próximos diez años. El congreso debe aprobar el proyecto de asignaciones cada año autorizando el dinero, pero habitualmente lo hace sin cambios a los requerimientos del presidente. Estados Unidos apoya al Gobierno derechista del Estado de Israel para mantener los intereses y la hegemonía estadounidenses en la región, y lo ha hecho desde la Guerra fría, cuando Israel fue punta de lanza de la estrategia anti soviética de Estados Unidos. El continuo interés imperialista de Estados Unidos está basado en el interés de mantener la estabilidad política en la región para mantener el acceso de Estados Unidos a los mercados globales de petróleo.

Sabemos qué hace Israel con el dinero -el Ejército israelí lo gasta en aviones de combate con los que bombardea Gaza y mata a civiles, en policía militar que usa su fuerza brutal contra los Palestinos en los checkpoints y durante las manifestaciones, encarcela a miles de palestinos a cada año y los desaloja de sus casas en los “oficiales” territorios ocupados, para dar lugar a colonias ilegales. Israel también gasta el dinero en tecnología militar como el sistema de defensa antimisiles Domo de Acero y en herramientas de detección de túneles de cruce de frontera y sistemas anti drones que Israel está desarrollando en colaboración con Estados Unidos, para usar en cada frontera del país.

No solo usa su dinero para comprar armas para mantener su propia fuerza militar, sino que los MOU entre Israel y Estados Unidos permitirán a Israel gastar una parte de ese dinero para ayuda militar en su propia industria de defensa hasta el 2028 (lo que ningún otro país que recibe ayuda militar de Estados Unidos tiene permitido hacer). Esto prácticamente creó una industria armamentística israelí y transformó a Israel en el mayor exportador de armas del mundo. Israel ha vendido armas a las juntas militares de Myanmar y de Argentina, el Ejército Bosnio durante el genocidio Serbio, Sudán del Sur y el apartheid sudafricano. Entrena a las fuerzas policiales estadounidenses.

Israel también desarrolla y exporta armas cibernéticas y equipos de vigilancia, como la empresa israelí AnyVision’s facial recognition software, que fue probada primero en los palestinos en los checkpoints y luego exportada para ser usada en escuelas, shoppings, hospitales, bancos y casinos, incluso en Estados Unidos. En particular, la empresa israelí de software espía NSO Group, fundada por ex alumnos del grupo de inteligencia de señales del Ejército israelí, exportaron el software espía para celulares llamado Pegasus, que fue descubierto recientemente por haber sido usado para vigilar y ubicar en tiempo real a docenas de activistas y periodistas en todo el mundo, incluso a los investigadores internacionales enviados a México para investigar la desaparición de decenas de estudiantes de Ayotzinapa y parientes cercanos de funcionarios del gobierno mexicano que luchan contra la corrupción gubernamental. Ningún equipamiento militar, incluyendo software, puede ser vendido a gobiernos extranjeros sin una licencia aprobada por el Ministerio de Defensa israelí. Solo en 2019, 815 millones de estadounidenses aportaron dinero que fue gastado directamente en la industria israelí de armamentos.

Los intereses del imperialismo estadounidense en la continuidad del gobierno israelí representa un fuerte ejemplo de que la política exterior y doméstica no van por separado sino que son cosanguíneas. La sangre del imperialismo estadounidense alimenta cada rincón del planeta, y su corazón, el Congreso de Estados Unidos, bombea dinero para mantener regímenes que reprimen violentamente los levantamientos de la clase trabajadora, vigila a activistas y periodistas, y desestabiliza economías para hacer el mundo un lugar más seguro para las inversiones estadounidenses, contribuyendo generosamente a las crisis de refugiados y violaciones a los derechos humanos. La política exterior, la violencia policial doméstica, vigilancia y crisis migratoria están entrelazadas y son inseparables.

Apoyar la ayuda militar para un Estado de apartheid no sólo legitima sus atrocidades, sino también las del imperialismo estadounidense. Cada voto de confianza en interés de los capitalistas y del imperialismo estadounidense fortalece la hegemonía capitalista solidificando la idea de su corrección innata, y es una oportunidad perdida para demostrar qué distinta podría ser la hegemonía de la clase trabajadora. Cada voto a proyectos como este ayuda a construir la idea hegemónica de que eso es una acción normal para los representantes del “ala izquierda”.

Cuanto más asoma la cabeza el imperialismo de Estados Unidos, más aparece como una ley natural del universo. Cuanto más millones de dólares Estados Unidos entregue por año a regímenes estatales opresivos, más natural parecerá la existencia de esos estados y más profundamente se enraizarán. El moderno Estado de Israel tiene menos de 80 años. El trato dado a los palestinos no es una ley inherente del universo sino una decisión activa, avalada por Estados Unidos -una relación social que puede ser transformada en una Palestina laica y democrática que incluya a judíos y palestinos y enmiende décadas de expulsiones y abusos a los derechos humanos.

Cuando más tiempo dure el régimen de apartheid, más tiempo sufrirá el pueblo palestino, cuanto más arraigado se vuelve su sufrimiento en la mente de las personas de todo el mundo. Palestina será libre, pero hoy el imperialismo estadounidense sigue proveyendo soporte material al estado de apartheid que los oprime, con el abrumador apoyo del Partido Demócrata.

Publicado enInternacional
Guatemala: continúan las protestas contra el presidente Alejandro Giammattei

Miles de guatemaltecos volvieron a las calles repudiando la repentina destitución del reconocido fiscal anticorrupción Juan Francisco Sandoval, el mal manejo de la pandemia y la escasa cantidad de vacunas.

 

La fiscalía de Guatemala ordenó la detención del exalcalde de Mixco, Otto Pérez Leal, hijo del encarcelado expresidente Otto Pérez Molina. Pérez Leal es señalado por delitos de conspiración, asociación ilícita y abuso de autoridad con propósito electoral, malversación de fondos. La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) le había pedido al gobierno priorizar la lucha contra la corrupción mientras en el país miles de guatemaltecos volvieron a las calles este viernes para exigir la renuncia del presidente Alejandro Giammattei y de la fiscal general y jefa del ministerio Público, Consuelo Porras, tras la repentina destitución del exjefe de la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI) Juan Francisco Sandoval, reconocido en el país centroamericano por haber trabajado junto a la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) que llevó a que el expresidente Pérez Molina fuera detenido por corrupción.

Exalcalde detenido

Otto Pérez Leal, exalcalde del municipio de Mixco fue detenido este viernes acusado de varios delitos, informó la fiscalía de Guatemala. "La fiscalía inició la investigación luego de conocer la denuncia presentada por la Contraloría General de la Nación", el ente fiscalizador del Estado. "Las órdenes de aprehensión solicitadas contra las personas señaladas son por los delitos de conspiración, asociación ilícita, abuso de autoridad con propósito electoral, peculado por sustracción, malversación, incumplimiento de deberes y encubrimiento propio", afirmó la fiscalía. Pérez Leal utilizó más de 81 mil dólares para beneficiarse personalmente y al desaparecido Partido Patriota (PP) en las elecciones de 2015, precisó.

Además de Pérez Leal fueron capturadas otras tres personas de su administración en Mixco (2012-2016), un municipio al oeste de la capital guatemalteca. Está pendiente la detención de la exdiputada Stella Alonzo (2016-2020), esposa del exalcalde. El padre de Pérez Leal, Otto Pérez Molina (2012-2015) renunció a su cargo cuatro meses antes de finalizar su mandato luego de haber sido señalado por la fiscalía guatemalteca y la CICIG por encabezar una red de corrupción en las aduanas. El expresidente está en prisión desde 2015 a espera de un juicio. Otros integrantes de su gobierno, como la exvicepresidenta Roxana Baldetti y varios de sus ministros están también en la cárcel por actos de corrupción. La CICIG llevó al desmantelamiento de al menos 60 estructuras de corrupción dentro del Estado.

Pedido de la CIDH

Mientras que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) urgió el viernes a Guatemala a priorizar la lucha contra la corrupción, cuando en el país centroamericano la ciudadanía volvió a las calles con movilizaciones y cierres de calles en rechazo de la destitución del exjefe de la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI) Juan Francisco Sandoval y en reclamo al mal manejo que tiene el gobierno de Giammattei de la pandemia de covid-19. Los manifestantes piden la renuncia del mandatario y de la fiscal general y jefa del ministerio Público, Consuelo Porras.

Mile de guatemaltecos volvieron a movilizarse este viernes en diferentes puntos del país centroamericano. Es el segundo día manifestaciones en esta semana. La convocatoria fue impulsada por las autoridades ancestrales indígenas de Guatemala, organizaciones indígenas, Comité de Desarrollo Campesino y Comité Campesino del Altiplano, que también pidieron la renuncia del mandatario, señalado por promover la impunidad. También se sumó a las movilizaciones la Asociación de Estudiantes Universitarios (AEU) de la estatal y autónoma Universidad de San Carlos, así como la asociación estudiantil Landivarianos, de la privada y jesuita Universidad Rafael Landívar (URL).

Las manifestaciones se extendieron por todo el país, en las calles de las zonas urbanas y en la capital, con bloqueos, bailes y consignas de apoyo a Sandoval, removido de su cargo el pasado 23 de julio, pese a ser reconocido por su trabajo como fiscal anticorrupción. El exfiscal de la FECI tuvo que salir del país para resguardar su vida.  "Considero que Giammattei es corrupto y tan corrupto es que tiene tomado el MP, una institución que debe ser independiente", afirmó Sandoval entrevistado este viernes por el canal NTN24.

Juan Francisco Sandoval al mando de la FECI y en compañía de la exfiscal general Thelma Aldana (2014-2018) y el colombiano Iván Velásquez titular de la extinta Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), imputó desde 2015 a la fecha a más de 200 personas entre ministros, diputados, funcionarios, miembros de la élite empresarial, además de presidentes y expresidentes.

06/08/2021

Publicado enInternacional