Reunión cumbre entre Joe Biden y Xi Jinping termina sin acuerdos concretos

Los líderes de las dos principales potencias mundiales se limitaron a declaraciones demagógicas sobre desacelerar la guerra comercial con foco en la tecnología 5G, y la carrera armamentista que protagonizan.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y su homólogo chino, Xi Jinping, realizaron su primera cumbre virtual. La reunión más de tres horas y fue "respetuosa y directa", según la Casa Blanca, pero ninguno de los dos dio el brazo a torcer sobre las líneas rojas de sus respectivos países, particularmente en lo que atañe a Taiwán, isla sobre la que China reclama su soberanía.

Biden habló sobre las prácticas chinas en el Tíbet, Hong Kong y también Xinjiang, así como otros temas en los que el gobierno chino está acusado de crímenes contra los derechos humanos.

Xi, por su parte, no apaciguó la disputa geopolítica y dijo que tendría que tomar "medidas decisivas" si las fuerzas "independentistas" de Taiwán cruzaban la "línea roja", según afirmó la agencia informativa estatal china. Además de un conflicto político de larga data en el que ambas potencias miden fuerzas, Taiwán es estratégico para la producción de semiconductores, necesarios para la tecnología de quinta generación y otras tecnologías de vanguardia.

Biden "defiende" interesadamente la independencia de Taiwán para influir sobre la Taiwan Semiconductor Manufacturing Company, la principal fábrica de microchips del planeta, y otros gigantes como Foxcon. La isla está fuertemente militarizada por Estados Unidos, China y el propio Taiwán, y Beijing ha prometido que, si es necesario, pondrá la isla bajo control chino por la fuerza.

Por otro lado, según dijo este martes el asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca, Jake Sullivan, los mandatarios acordaron impulsar un diálogo bilateral sobre control de armas.

"Los dos líderes acordaron que buscaríamos impulsar conversaciones sobre estabilidad estratégica", apuntó Sullivan, utilizando un término común en los círculos diplomáticos para describir el control de armas. En realidad, palabras vacías sobre que la competencia no se convierta en un conflicto o que se necesita incrementar la comunicación y la cooperación, porque ambos saben que las enormes tensiones van en aumento.

El asesor de Biden respondió así durante una conferencia este martes en el centro de estudios Brookings a una pregunta sobre el potencial de China de ampliar notablemente su arsenal nuclear y sobre el reciente lanzamiento por parte de Pekín de un misil hipersónico, con capacidad para rodear la tierra.

Biden indicó que esas conversaciones deberían estar "guiadas por los líderes y lideradas por equipos de alto nivel", que tengan poder para tomar decisiones y sean expertos en "seguridad, tecnología y diplomacia", explicó Sullivan.

"Ahora nos corresponde a nosotros (los asesores de Biden y Xi) pensar en la forma más productiva de llevar esto a cabo", añadió.

El asesor reconoció que ese posible diálogo no será probablemente tan "maduro" como el que comparte desde hace años Estados Unidos con Rusia, la otra gran potencia nuclear, porque las conversaciones con Moscú están más "arraigadas".

Lo cierto es que Estados Unidos se encuentra enfrascado en una carrera armamentística con China y Rusia en el campo de las armas hipersónicas, que por su velocidad son más difíciles de detectar por los sistemas de defensa de misiles.

A finales de octubre, el Pentágono confirmó que está en busca de tecnología hipersónica para contrarrestar los avances de China en esta materia, y aseguró que al mismo tiempo quiere mejorar sus "capacidades defensivas".

Washington ha reconocido su inquietud ante los avances castrenses de China, que, según el Pentágono, van emparejados con una política exterior y de defensa que "intimida y ejerce coerción sobre sus naciones vecinas". Un tono que no prevé justamente un futuro armónico y pacífico.

Publicado enInternacional
Venezuela denunció en el Consejo de Seguridad de la ONU a gobiernos de Colombia y EEUU de preparar una agresión militar en su contra

11.10.21 - Venezuela denunció este lunes ante el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, la estrategia combinada de los gobiernos de Colombia y Estados Unidos para justificar una agresión militar contra el gobierno constitucional del presidente Nicolás Maduro..


Refiere la Cancillería que en carta dirigida al presidente del Consejo de Seguridad de la ONU, el embajador de Venezuela ante las Naciones Unidas, Samuel Moncada, expuso las evidencias que prueban el propósito de generar un clima artificial de tensión militar por parte de los gobiernos de Colombia y Estados Unidos para involucrar a Venezuela en un conflicto armado.

“El gobierno colombiano está convencido que con la ayuda de Estados Unidos puede exportar su guerra interna a la República Bolivariana de Venezuela y lograr tres objetivos simultáneamente: el primero, eximir su responsabilidad por el fracaso del proceso de paz; el segundo, impedir el trabajo electoral y pacífico de la oposición democrática en Colombia y; el tercero, el derrocamiento violento del gobierno constitucional de la República Bolivariana de Venezuela", reza la comunicación.

La misiva dirigida por Venezuela al Consejo de Seguridad denuncia además que "el peligro es creciente y los signos de desesperación en el gobierno colombiano son claros”.

Los señalamientos contra Venezuela y sus autoridades constitucionales se generan cuando el Gobierno y las oposiciones avanzan en el proceso de diálogo en México, el cual pretende pacificar a sectores extremistas.

Pese al reconocimiento por parte de los países garantes y de la misma ONU a Venezuela por su avance en el diálogo, el presidente colombiano haciendo uso de acciones injerencistas cuestiona la posibilidad de que sectores políticos en Caracas diriman sus diferencias mediante el consenso.

Por, Aporrea, martes 12 de octubre

Publicado enColombia
Jueves, 07 Octubre 2021 06:05

La sucesión hegemónica

La sucesión hegemónica

¿Qué distingue al actual proceso de sucesión hegemónica, de Estados Unidos a China, que rompe de manera profunda con eventos similares observados desde hace siglos? Todo evento histórico es único en el tiempo, el espacio y lo que es su circunstancia, su encuadre multidimensional. Lo que contenga de generalizable se somete a escrutinio y discusión. Para algunos, como John Ikenberry en El ascenso de China y el futuro de Occidente (Foreign Affairs, 2008), si China mantiene su impresionante crecimiento económico en las próximas décadas –dice Ikenberry citando a John Mearsheimer analista del realismo histórico– es probable que Estados Unidos y China entren en una intensa competencia de seguridad con un considerable potencial para la guerra.

Algo semejante le oí decir a Giovanni Arrighi en conferencia magistral dictada en el Instituto de Investigaciones Económicas de la UNAM poco antes de morir en 2009. Con razón profunda Arrighi centró la atención en el presidente Harry Truman (1945-1953), el sucesor de Franklin D. Roosevelt.

El arribo de EU a la supremacía global ocurrió luego de un vertiginoso ascenso hegemónico después de las guerras (en realidad masacres) del siglo XIX contra las naciones indígenas de América del Norte. Agrega a la lista el conflicto contra México, la guerra civil y la guerra hispanoamericana, seguidas en el siglo XX por la primera y segunda guerras mundiales, así como las perennes guerras "antiterroristas".

El terrorismo de Estado desplegado por Truman fue abiertamente rechazado por los altos mandos militares. Almirantes y generales. Marshall, MacArthur y Eisenhower estuvieron de acuerdo con el almirante William D. Leahy en el sentido de que: "el uso de este bárbaro armamento en Hiroshima y Nagasaki no fue de ayuda material en nuestra guerra contra Japón. Los japoneses ya estaban derrotados y listos para rendirse". Le aseguraron a la Casa Blanca que lanzar la bomba a la población no era una necesidad militar. (evidencia documental en The Decision to use the Bomb, Gar Alperovitz, 1996). Para los mandos militares de EU, el estallido de una bomba atómica en un desierto sería una opción suficiente sin necesidad de incinerar a decenas de miles de personas.

El uso de la bomba además de innecesario fue cruel: ambas ciudades estaban repletas de viudas, huérfanos y los hombres en retirada de los campos de batalla. A Truman en los hechos le importó más la transición hegemónica vía una diplomacia de fuerza con la que EU aspiraba impactar el periodo de posguerra mostrando al mundo y a José Stalin, entonces líder soviético, así como a China, que sólo EU poseía la bomba y la utilizaría contra la población. Al terror de Estado atómico siguió una carrera armamentista. En agosto de 1949 la Unión Soviética (URSS) estalló su primera bomba atómica y en agosto de 1953, una bomba H, un arma termonuclear mil veces más destructiva en choque y radiación que la lanzada en Hiroshima. El mundo arribó en lo referido a la modernización y a los sistemas de balística intercontinental a la edad de la destrucción mutua y asegurada (MAD, por sus siglas en inglés).

Después de grandes éxitos militares en su carrera, Douglas MacArthur, arrogante, valiente y popular, sufrió fuertes reveses en varias batallas de la guerra de Corea ante oleadas de soldados chinos mal armados, pero respaldados por la aviación soviética. Humillado, MacArthur propuso a Truman usar 26 bombas atómicas contra China.

La petición fue rechazada por un Truman realista y cauteloso frente al poderío atómico de la URSS. Después ante la fuerte insistencia, mordaces críticas e insubordinación del popular general, en abril de 1951 Truman retira a MacArthur de su comando en lo que es la primera crisis civil-militar públicamente conocida en la historia de Estados Unidos. Para Arrighi, síntoma de declinación hegemónica. Con Trump la ecuación civil-militar podría haber sido letal para el planeta, incluido EU.

El 9 de septiembre de 2021 la prensa informó que el general John E. Hyten, vicepresidente del Estado Mayor Conjunto de EU, advirtió que "una guerra con Rusia y China destruiría el mundo". Agregó que "EU debe encontrar vías para la paz con estos rivales de Oriente". En su presentación en el Brookings Institution, en Washington DC, el general Hyten dijo que con los arsenales nucleares del mundo en aumento y con países mejorando las cabezas nucleares y los cohetes de lanzamiento, existe una necesidad sin precedente de bajar la intensidad de las tensiones y de evitar un armagedón atómico.

El mundo no es "unipolar",-actuar como si lo fuera es letal para la biosfera. Las fuerzas de la multipolarización del sistema son estructurales a lo largo del siglo XX y lo que va del actual.(Ver Gabriel y Joyce Kolko en The Limits of Power, 1972)

www,jsaxef.blogspot.com Facebook: JohnSaxeF

Publicado enInternacional
Miércoles, 14 Julio 2021 06:06

Del muro de Berlín al muro de Ucrania

En imagen de 2019, Vladimir Putin (centro) y el presidente de Ucrania, Volodymyr Zelensky (izquierda), al inicio de una sesión de trabajo en el Palacio del Elíseo, en París, Francia. Foto Ap

El muro de Berlín de ayer de la ex URSS frente a Occidente ha sido sustituido hoy por el nuevo muro de Ucrania entre Rusia y el mismo Occidente.

Llamó la atención que el zar Vlady Putin se refiera a las relaciones entre Rusia y Ucrania como un muro, en un extenso artículo en su portal oficial que versa sobre la "Unidad (sic) histórica de rusos y ucranios" (https://bit.ly/3ee0q2N), donde acusa a Occidente de haber interferido en los asuntos domésticos de Ucrania en 2014 con el fin de promover una "rusofobia agresiva".

Aduce que el "muro en las relaciones entre ambas partes, cuya esencia constituye un único espacio histórico y espiritual (sic)" ,en alusión a la religión ortodoxa y como evocación de la "cuarta teoría política" del ideólogo neoeuroasiático Alexander Dugin (https://bit.ly/3yWblWW).

Rememora que los pueblos eslavos orientales –rusos, ucranios y bielorrusos–son “herederos de la antigua Rus, uno de los países más extensos de Europa”, unidos por un lenguaje común, lazos económicos y el reinado de los príncipes de la dinastía Rurik.

Juzga que el líder cosaco Bohdan Khmeinitsky –quien se rebeló contra el condominio polaco-lituano y formó un tratado con el zar de Moscú en 1654– llevó a la reunificación de Ucrania y Rusia, lo cual significó un "punto de inflexión".

Comenta que durante "casi 30 años, el partido comunista de la URSS fue encabezado por los ucranios (¡mega-sic!) Nikita Khrushchev y Leonid Brezhnev" y juzga que –después de haber repasado el colapso del imperio ruso y el protectorado alemán en Ucrania– “la moderna Ucrania es completamente (sic) la creación de la era soviética (…) creada, en gran medida, a expensas de la histórica Rusia”.

De ser una potencia nuclear, aeronáutica, tecnológica y agrícola de primer orden, mientras cooperaba con el Kremlin, hoy "Ucrania es el país más pobre (¡mega-sic!) de Europa". debido a que Estados Unidos y la Unión Europea (UE) empujaron a Ucrania a restringir su cooperación con Moscú mucho antes que en 2014: "Ucrania fue jalada a un peligroso juego geopolítico, cuya finalidad fue convertirla en una barrera (sic) entre Europa y Rusia, como cabeza de puente contra Rusia", lo cual, enfatiza Putin, "nunca (sic) aceptará".

Ilya Tsukanov, del influyente portal Sputnik, expone el papel golpista de la israelí-estadunidense Victoria Nuland, secretaria asistente para Asuntos Europeos y Euroasiáticos de Estados Unidos, y de Geoffrey Pyatt, embajador de este mismo país en Ucrania (https://bit.ly/3hzkYVo).

La toxicidad de Victoria Nuland es legendaria desde Ucrania hasta Centroamérica (https://bit.ly/3AZgwah), cuando se expuso su financiamiento de 5 mil millones de dólares para defenestrar al presidente legalmente elegido Yanukovich, con el fin de imponer al títere Petro Poroschenko, que tiene lazos obscenos con el rusófobo George Soros, mandamás de la Fundación Open Society.

Victoria Nuland perteneció al equipo de Strobe Talbott (ST) –subsecretario de Estado con Clinton, asociado con la revista Time y anterior presidente de Brookings Institution, íntimamente vinculado con George Soros.

Después de la disolución de la URSS, ST tenía como avieso objetivo la balcanización de Rusia.

Después de acusar a la triada EU/OTAN/UE de instigar el golpe contra Yanukovich para instalar a Poroschenko, el zar Vlady Putin detalla la completa dependencia de Ucrania "bajo control externo directo (sic), que incluye la supervisión de consejeros foráneos (sic) sobre las autoridades de Ucrania, sus servicios especiales y sus fuerzas armadas", además del "despliegue de la infraestructura de la OTAN".

¿Cuál habrá sido la razón para que Putin haya sacado a colación la indisolubilidad histórica de Ucrania y Rusia, pese al nuevo muro que ha erigido la tríada EU/OTAN/UE? A lo largo de la historia los muros acaban por ser demolidos. En esta ocasión las tendencias geopolíticas apuntan a que el muro occidental construido en Ucrania no sea tan inexpugnable como pretenden y sea derrumbado como lo fue el muro de Berlín, erigido curiosamente por los ucranios soviéticos Khrushchev y Brezhnev.

http://alfredojalife.com

Facebook: AlfredoJalife

Vk: alfredojalifeoficial

https://www.youtube.com/channel/UClfxfOThZDPL_c0Ld7psDsw?view_as=subscriber

Publicado enInternacional
Domingo, 18 Abril 2021 06:25

Última advertencia

Última advertencia

Que los nexos entre Rusia y Estados Unidos no podrían haber caído más bajo es indisputable, aunque tras conocer el reciente paquete de sanciones de Washington contra Moscú queda la esperanza de que aún es posible recomponer la deteriorada relación bilateral y, a la vez, se percibe que la confrontación entre ambos no deja opción: o buscan entendimientos en áreas de interés común, a pesar de mantener sus diferencias en otras, o será inevitable la ruptura definitiva.

Las medidas anunciadas esta semana por Estados Unidos contra Rusia hacen más ruido que daño; son indignantes en lo político, inadmisibles como presión para dialogar, carentes de tacto unos días después de proponer celebrar una cumbre de los dos mandatarios y todo lo que se quiera, pero no afectan de verdad la economía rusa.

Son, de hecho, la última advertencia de lo que puede pasar si Moscú no acepta las reglas del juego que Washington quiere imponerle: para empezar, podría excluir a Rusia del sistema de transferencias bancarias Swift, prohibir que las tarjetas de pago Visa y Mastercard trabajen con bancos rusos o bloquear sectores clave de su economía, como son el petrolero y el del gas natural, por mencionar tres ámbitos en los que las sanciones causarían estragos.

Al mismo tiempo, es quimérico pensar que se puede hablar con Rusia –más débil en lo económico, pero igual de poderoso en términos de arsenal nuclear– desde posiciones de fuerza. El Kremlin jamás va a tomar una decisión que parezca obligada por otro: ni dejará a su suerte las regiones separatistas del sur de Ucrania ni mucho menos devolverá Crimea, ni tampoco pondrá en libertad al opositor Aleksei Navalny ni aceptará cualquier otra exigencia que provenga del exterior y que, si la cumple, se interprete como prueba de que lo hizo contra su voluntad.

La relación entre Rusia y Estados Unidos depende de qué tan lejos esté dispuesto a llegar Washington en materia de sanciones contra Moscú. Mientras, transmitida ya la respuesta rusa a la afrenta más reciente, que por el principio de reciprocidad se sabía inevitable, los diplomáticos de ambos países, sin perder la cara nadie, deben sentarse a negociar la necesaria cumbre de sus presidentes y, de no existir aún condiciones, al menos contribuir a evitar que la creciente tensión termine en hecatombe nuclear.

Publicado enInternacional
Viernes, 11 Septiembre 2020 10:14

Colombia, lava ardiente

Foto: Juan BARRETO / AFP

Septiembre 10. día dos. La explosión volcánica del 9 de septiembre, que le recordó al país la existencia de un intenso conflicto social, estructural, pendiente de resolución, mantiene su ebullición. Las evidencias de la lava, con cenizas, piedras, casquillos de bala, esparcidas por varios sectores de Bogotá, ciudad donde impactó con mayor fuerza, pueden apreciarse sin dificultad por varios de sus barrios.

Aunque desde el alto gobierno, apoyado por los medios oficiosos tratan de calmar al volcán en ebullición, regando agua fría por todos sus contornos, minimizando la violencia cotidiana que ejerce sobre grandes capas sociales, justificando los procederes de la injusticia gubernamental, lo cierto es que el volcán, aunque de día recobra tranquilidad, al llegar el crepúsculo expulsa de nuevo la rabia contenida. En Bogotá, cerca a decenas de CAIs, se congregan numerosas personas que a lo largo del día arengan contra la policía, recordándoles que son “asesinos”. El ambiente es tenso, y con el paso de las horas, la lava salta de nuevo por el aire, estallido de rabia acumulada por tanta violencia y humillaciones sufridas a diario por cientos de excluidos a manos de la policía; violencia también propiciada por las negaciones de que son objeto por parte de la banca, el gran comercio, los gobiernos de todo tipo.

 

 

Pero ahora la lava impacta más allá de Bogotá. Como fuego ardiente que es, cargada de energía, baja por el país para dejar evidencia de su calor vital, incluso, en ciudades como Cali, Medellín, Manizales, Ibagué, alrededor de gran parte de la Sabana de Bogotá (Fusagasugá, Madrid, Chía, El Rosal, Soacha), y otras ciudades menores del interior del país.

Expulsada por el volcán Colombia, montaña con grandes rocas en todos sus alrededores, ahora removidas por el intenso calor, así como sus aguas y tierras internas que como magma quema o deteriora todo lo que toca, en ello buses de Transmilenio, sedes bancarias, supermercados adscritos a grandes cadenas, CAIs motos y patrullas de la policía. Claramente es energía desbordada, impactando contra todo aquello que identifican como parte del poder, de los ricos, de la injusticia. Su fluir, hacia la sima, no busca la puerta del gobierno.

En su afán para contenerla, con métodos que el poder colombiano siempre ha utilizado aunque sin reconocerlo, algunos agentes del Esmad, más civiles camuflados a su alrededor, accionan no solo sus armas antidisturbios, sino también las no permitidas por las convenciones internacionales para contener este tipo de energías, acción registrada por las redes sociales que transmiten los momentos en los cuales los civiles (que también las usan) entregan armas cortas a los uniformados las que una vez accionadas van dejando un río de heridos (209 en todo el país, algunos graves) y hasta 11 muertos reconocidos por la institucionalidad. Las edades de quienes fueron batidos por los homicidas, así como los sitios y la manera como fueron impactados, testimonian la espontaneidad de los sucesos. Realidad reforzada por el afán de saquear, de lograr algo para la casa, ¿o tal vez son provocadores? Solo el tiempo despejará la nube de polvo que por ahora cubre la montaña Colombia.

Protestas en Villa Luz, 10 de septiembre de 2020, Inaldo Pérez-RCN Radio

 

En este bullir de energía volcánica, y de quienes pretenden contenerla, quienes disparan, como lo registran las redes sociales, seguramente piensan como el Coronel aquel que un 5 de noviembre de 1985, en medio del combate por el control del Palacio de Justicia, cuando le preguntaron por su misión, no dudó en responder: “defender la democracia, maestro”. Una defensa en la cual, no importa que hagan todo lo contrario, reventando por sus varios costados la montaña que dicen proteger.

Actúan como lo hace el poder por doquier, que en su afán por prolongar los beneficios de quienes lo usufructúan, desatan todo su potencial para atemorizar, para desmovilizar, para producir caos, para generar miedo. La muerte, las heridas sobre decenas de cuerpos, las golpizas sobre otros muchos, las detenciones de cientos, no son más que su marca, el sello del autoritarismo, de la violación de los derechos humanos, del irrespeto a la vida, del odio contra la diferente, del convencimiento que los embarga que la injusticia es natural.

Son fuerzas accionadas para lo que realmente fueron constituidas: para defender el poder, en todas sus expresiones y manifestaciones. Dicen que se someten en cada ciudad a la autoridad de turno, pero es la simple formalidad, esas fuerzas, policiales, civiles o uniformadas, junto con todo el aparataje militar, son parte sustancial del mismo poder que protegen y no se someten sino a su mando inmediato, la autoridad civil es para mofarse de ella, pese a lo cual esa autoridad es incapaz de denunciar tal evidencia, para educar a la ciudadanía, para insistir en la necesidad que la sociedad misma se haga poder y controle todo aquel aparataje que se coloca por fuera de su control.

El volcán mantendrá su ebullición, tal vez con menor potencia, para irse apagando. Algún día dejará salir de nuevo toda su energía, y tal vez en esa ocasión el poder, a pesar de toda su brutalidad, no logre contenerla.

 

Artículo y video relacionado

 

Por lo menos 5 muertos en Bogotá y más de 200 heridos en protestas tras el asesinato a manos de la policía de Javier Ordoñez,

Jueves 10 de septiembre 2020

La dosis Nº 30: Muertos y heridos en Bogotá en medio de protestas tras el asesinato a manos de la policía de Ordóñez

Publicado enColombia
 Un grup de prisioneros talibanes forma fila antes de salir libres en una cárcel de Kabul.  ________________________________________ Imagen: EFE

Por un acuerdo de Estados Unidos con los insurgentes

La liberación de los terroristas y pistoleros ha causado angustia a muchas de las familias de más de 100.000 civiles que han muerto en actos de terrorismo

 

El gobierno afgano liberará a 400 prisioneros insurgentes "incondicionales" taliban y aliados, un paso muy significativo, tanto militar como simbólico, con consecuencias de gran alcance para la paz y la guerra. Los combatientes son los últimos y los de mayor rango de los 5.000 que han sido liberados como parte del acuerdo hecho por los estadounidenses con los talibanes sobre un alto el fuego y la retirada de las fuerzas estadounidenses.

El grupo de detenidos, que incluye a combatientes de la Red Haqqani, un grupo insurgente antiestadounidense, así como a los talibanes, han sido responsables de los múltiples asesinatos de civiles y fuerzas de seguridad, tanto afganas como extranjeras. Entre los que serán liberados se encuentran los militantes responsables del atentado con camión bomba en 2017 en Kabul, cerca de la embajada de Alemania, que mató a más de 150 personas en la peor masacre de los últimos 20 años del conflicto.

Según informes del gobierno, 156 de los 400 presos habían sido condenados a muerte, 105 fueron condenados por homicidio, 34 por secuestro y 51 por tráfico de estupefacientes y algunos por violación. La liberación de los terroristas y pistoleros ha causado angustia a muchas de las familias de más de 100.000 civiles que han muerto en actos de terrorismo; alrededor de 10,000 solo el año pasado. La organización de libertades civiles Human Rights Watch señaló que un gran número de presos han sido encarcelados bajo “leyes de terrorismo excesivamente amplias que prevén la detención preventiva indefinida”.

La decisión de seguir adelante con la liberación fue recomendada por una Loya Jirga, una asamblea nacional de mayores, el fin de semana pasado, y seguida por Ashraf Ghani, el presidente de Aghanistan, quien firmó la orden ejecutiva para hacerlo. En realidad, el gobierno afgano tuvo pocas opciones al respecto después de que Washington alcanzó el acuerdo con el taliban en febrero en las conversaciones en Doha. Inicialmente se resistió enérgicamente al programa de liberación, pidiendo que se retrasara al menos hasta que se hubieran realizado avances en las conversaciones y hubiera pruebas tangibles de que los islamistas querían un acuerdo significativo. Pero Washington efectivamente anuló la voluntad del gobierno afgano. 

El anuncio de la liberación de los prisioneros fue seguido por el secretario de defensa Mark Esper, quien anunció que la fuerza de las fuerzas estadounidenses se reduciría del nivel actual de 8,600 a 5,000 en noviembre. Donald Trump está decidido a demostrar que traerá a las tropas a casa a medida que se acercan las elecciones estadounidenses. La Loya Jirga, al dar sus decisiones, también pidió a la comunidad internacional, especialmente a los Estados Unidos, que “se comprometa con el pueblo de Afganistán”. Pero los afganos difícilmente pueden depender de Trump, un presidente que no actúa según los informes de inteligencia de Estados Unidos de que Rusia había ofrecido recompensas a los talibanes para matar a las fuerzas estadounidenses.

Una presidencia de Joe Biden después de las elecciones sería bienvenida por muchos aliados de Estados Unidos después del caos de los años de Trump. Pero existe un cansancio general por la guerra más larga en la historia de Estados Unidos y es poco probable que un cambio en la Casa Blanca lleve a un renovado entusiasmo por la participación de Estados Unidos. Cuando se le preguntó recientemente en CBS News si asumiría la responsabilidad si los talibanes regresaran al poder, Biden respondió: “Cero responsabilidad. La responsabilidad que tengo es proteger los intereses personales de Estados Unidos y no poner a nuestras mujeres y hombres en peligro, eso es lo que haría como presidente ".

Ghani dijo a la Loya Jirga: “Los talibanes han dicho que si los 400 prisioneros son liberados, comenzarán las conversaciones directas entre nuestro equipo negociador y los talibanes. Mientras tanto, han amenazado que si no son liberados, no solo continuarán con la guerra y la violencia, sino que la intensificarán”. Más tarde tuiteó: “Es una decisión amarga liberar a 400 prisioneros talibanes, pero lo hago para honrar mi compromiso con la Loya Jirga. Ahora corresponde a los talibanes aceptar la diversidad y el pluralismo afganos y sentarse a la mesa. No queda ningún obstáculo. También soy consciente de los desafíos y las incertidumbres".

En un comunicado, el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, dijo que los talibanes habían acordado dirigir las negociaciones después de que los prisioneros fueran liberados , que reducirían los ataques durante las conversaciones y queEstados Unidos se asegurará de que esto suceda.

Desde una perspectiva amplia, la liberación de prisioneros a menudo se ha realizado como preludio del alto el fuego en las guerras civiles. El resultado final, sin embargo, varía. El taliban aún no ha hecho comentarios públicos sobre la liberación de prisioneros. Un portavoz de su equipo negociador, Suhail Shaheen, dijo que no debería haber ningún obstáculo para que las negociaciones comiencen pronto.

Algunas familias que han sufrido la violencia de los talibanes dicen que han llegado a aceptar que el compromiso era necesario en aras de un alto el fuego y conversaciones de paz. Gul Mohammed Orakzai perdió a su hijo de 19 años, Hamid, en un atentado con bomba en Kabul hace dos años en el que murieron más de 100 personas. “Queríamos que esos asesinos se enfrentaran a la justicia, por todas las personas inocentes que murieron”, dijo. “Pero si esto ayuda a detener más asesinatos, entonces tenemos que aceptarlo. Esperamos que esto impida que otros padres y madres pierdan a sus hijos, pasando por el dolor que sentimos. Pero quién sabe qué pasará. Debemos confiar en Dios”.

Por Kim Sengupta*

*De The Independent de Gran Bretaña. Especial para Páginal12

Traducción: Celita Doyhambéhère    

Publicado enInternacional
Argentina respalda las próximas elecciones en Venezuela

Cancillería toma distancia del Grupo Lima

 

Durante una reunión del Grupo de Lima, la Cancillería argentina sostuvo que "la vía electoral es el único modo de establecer un camino consensuado en la República Bolivariana de Venezuela" y rechazó la decisión de un grupo de partidos políticos opositores que intentan desligitimar las elecciones de diciembre próximo llamando a la abstención y descartando su participación. 

"La no participación electoral profundizará la fractura político-social en Venezuela y marginará a importantes sectores de la ciudadanía que quedarán sin representación política", advirtió el vicecanciller, Pablo Tettamanti, ante el grupo creado en 2017 por los presidentes de la derecha latinoamericana, con el respaldo de la Casa Blanca, para forzar una salida del presidente Nicolás Maduro.  

Tras el cambio de gobierno, la Argentina modificó su posición y se alineó con las posiciones que venía marcando México, desde la asunción de Andrés Manuel López Obrador, por lo que se encargó de calificar como "reprobable" el bloque económico impuesto sobre el país caribeño. 

En el encuentro de esta tarde, Tettamanti reinvidicó la posición de la Conferencia Episcopal Venezolana, que sostiene que la postura de la oposición "llevan a la inmovilización, al abandono de la acción política y a renunciar a mostrar las propias fuerzas". 

La Conferencia Episcopal --desde la asunción del papa Francisco, el rol mediador de la Iglesia en Venezuela por una salida democrática ha sido una constante-- recordó que algo semejante ocurrió en 2005, sin resultados positivos.

En ese contexto, Tettamanti aseguró que la Argentina respaldará la realización de las próximas elecciones parlamentarias de diciembre "con el criterio de que sean libres, justas e imparciales y con participación de todos los partidos y movimientos políticos" y subrayó que "ni el Grupo de Lima ni otros Estados o grupos de Estados pueden decirle desde el exterior a un venezolano, ya sea que se incline por votar a la oposición o se incline en favor del actual gobierno, que su sufragio no vale".

"Es contradictorio plantear que la única salida para Venezuela es un presunto gobierno de transición y a la vez despreciar la importancia de que se cumpla con la Constitución venezolana", marcó la Cancillería argentina y alertó sobre "la adopción de posturas externas no realistas que sólo pueden conducir a situaciones de violencia".

De todas formas, el vicecanciller reconoció el rechazo de amplios sectores de la oposición respecto de las medidas tomadas por el gobierno de Maduro para realizar el proceso de convocatoria y preparación electoral como la designación de los directivos del Consejo Nacional Electoral y la inhabilitación de cambios en el número de diputados y las circunscripciones electorales. 

Publicado enInternacional
 Foto ▲ "El peor error de Barack Obama, por el que será juzgado por la historia, fue haber empujado a Rusia a los brazos de China, lo cual no pudo remediar Donald Trump".Foto Afp

El peor error de Obama, por el que será juzgado por la historia, fue haber empujado a Rusia a los brazos de China, lo cual no pudo remediar Trump, quien siguió los consejos de Kissinger, a sus 97 años, para crear un G-2 de EU y Rusia contra China, que fracasó rotundamente.

Financial Times ( FT; 26/07/20), portavoz de los banqueros Rothschild y sus globalistas, fomenta que EU "explote las fisuras (sic) en la relación entre Rusia y China" ya que su pregonada asociación "no es tan vigorosa como la formulan Xi y Putin".

Su pérfida intriga radica en una lacónica frase del secretario de Estado, Mike Pompeo, –ex director de la CIA y zelote "evangelista sionista"– quien espetó sobre la estrategia de usar con Rusia para contrarrestar a China: "pienso que existe esa oportunidad (sic)".

FT cita al influyente Steve Biegun, vicesecretario de Estado, quien “está confiado de que EU puede ser más ágil para encontrar la "costura (sic)" de la relación entre Rusia y China”, ya que tal "costura" se debe únicamente a su "mutua determinación de desafiar a EU".

FT cita a Elbridge Colbyn, anterior funcionario del Pentágono, quien trabajó para la "Estrategia Nacional de Defensa": "nuestro objetivo es asegurar mucho espacio (sic) entre Rusia y China" y que "EU reduzca los irritantes (sic) en su relación con Moscú".

Luego de amarrar navajas sobre simbolismos quiméricos que marcarían el alejamiento de Rusia y China, FT echa reversa con la opinión de "expertos (sin identificar)" quienes "desechan como cándida (sic) la idea de que Washington pueda usar a Moscú contra Pekín".

Cita a Bobo Lo, del Lowy Institute – think tank australiano ultraconservador y meganeoliberal– quien aduce que entre Rusia y China, Moscú "tiene poco interés en preservar el existente orden mundial" cuando Pekín "ha sido el mayor beneficiario de este orden (sic) y sólo busca ajustarse y ganar mayor peso en su seno".

FT cita una próxima publicación de Carnegie Endowment for International Peace que arguye como "pensamiento mágico (sic)" imaginar que EU puede meter su cuña entre Rusia y China.

El muy influyente portal Sputnik cuestiona si es "viable el plan" de que "EU se una con Rusia contra Rusia" (https://bit.ly/30gOHd9).

Sputnik cita al doctor en Ciencias Políticas, Visili Kashin, quien resalta las múltiples ventajas de Rusia en su relación con China: "Cualquier unión a una coalición antichina sería un suicidio para Moscú debido a una enorme frontera terrestre con el país asiático" –Nota: de un total de 4 mil 179 kilómetros.

Visili Kashin rememora que “el enfrentamiento a China fue uno de los factores principales que arruinaron la URSS porque la construcción de la infraestructura militar en los vastos territorios de la taiga (bosque boreal) golpeaba la economía soviética más que las respuestas a los desarrollos de alta tecnología de EU”.

Visili Kashin afirmó que “un acuerdo confidencial (sic) entre EU y Rusia es imposible técnicamente: "El propio Washington destruyó todos los canales de consultas con Moscú desde 2014 y tampoco está listo para cambiar su enfoque hacia las situaciones que llevaron al conflicto con Rusia": "Parecen sólo fantasías.Para poder hablar de ello, debe ocurrir una total revolución en la política exterior de EU".

María Zajárova, portavoz de la cancillería rusa, calificó de "ingenuo" el intento de EU de involucrar a Rusia en su campaña antichina: "las declaraciones de Pompeo sobre la posibilidad de arrastrar a Moscú a la campaña antichina de EU es otro intento ingenuo (sic) de complicar la asociación ruso-china, de abrir una brecha en los lazos amistosos entre Rusia y China".

Según María Zajárova, Rusia "tiene la intención de fortalecer aún más la cooperación con China, como el factor más importante para estabilizar la situación en el mundo".

Hoy Rusia y China contemplan la triple "guerra civil/guerra de clases/guerra cultural" y las fuerzas centrífugas que debilitan a EU y mejor esperan al resultado de la elección presidencial del 3 de noviembre para posicionarse con mayor vigor.

El mundo será tripolar o no lo será.

http://alfredojalife.com

Facebook: AlfredoJalife

Vk: alfredojalifeoficial

Youtube: channel/UClfxfOThZDPL_c0Ld7psDsw? view_as=subscriber

Publicado enInternacional
Estados Unidos y los talibanes llegaron a un histórico acuerdo de paz

El acuerdo prevé la retirada de la mitad del contingente estadounidense en Afganistán. Aunque la firma en sí misma es un hito histórico, todavía queda por delante un largo proceso de negociaciones entre los talibanes y el gobierno de Kabul.

Estados Unidos y los talibanes firmarán este sábado un histórico acuerdo de paz que allana el camino para el fin de una guerra que lleva casi dos décadas. El acuerdo prevé la retirada de la mitad del contingente estadounidense en Afganistán. A cambio, los talibanes deberán garantizar que el territorio afgano no será utilizado para atacar a otros países. Aunque la firma del convenio es un hito histórico, todavía queda por delante un largo proceso de negociaciones entre los talibanes y el Gobierno de Kabul.

Observadores y representantes de diferentes países, además de organizaciones internacionales, están invitados a asistir el sábado a Doha, la capital de Qatar, donde se celebra el acuerdo. Para poder llegar a este punto Estados Unidos y los talibanes pusieron como condición previa una reducción de la violencia. Los últimos siete días fueron la gran prueba de fuego para el grupo fundado por el mullah Omar, cuyo régimen (1996-2001) cayó con la invasión de Estados Unidos. La administración de Bush en esos momentos ardía ante la insistencia talibana de no entregar al fundador de la red integrista Al Qaeda, Osama bin Laden.

A la medianoche del viernes se cumplió el plazo establecido para la disminución de las acciones violentas. Varios dirigentes afganos remarcaron que el objetivo se había cumplido de manera significativa. Esa pretendía ser la prueba del compromiso de los rebeldes con la paz, así como de su autoridad sobre los diferentes comandantes que operan en el terreno.

La comunidad internacional recibió la noticia con gran entusiasmo y muchas expectativas. Sin embargo algunos se mostraron cautos ya que todavía falta un acuerdo entre los insurgentes y el gobierno afgano, que fue excluido del diálogo con Estados Unidos. Las relaciones de fuerzas en Afganistán funcionan en base a las sinergias entre sus grupos tribales.

Por el momento, poco se conoce del texto que se firmará en la capital qatarí. Sin embargo, el representante especial de Estados Unidos para la paz, Zalmay Khalilzad, reveló un detalle importante: el pacto prevé la retirada en 135 días de 5.000 de los alrededor de 12.000 efectivos que Washington tiene desplegados en Afganistán. Según los insurgentes, el acuerdo supondrá también la liberación de unos 5.000 de sus prisioneros y la de un millar de miembros de las fuerzas de seguridad afganas.

De esta forma culminan las negociaciones que comenzaron el 12 de octubre de 2018 y que fueron guardadas celosamente de flashes y micrófonos. El inicio y finalización de cada ronda de diálogos en el golfo Pérsico fue anunciando sobre la hora. Aun así, no faltaron obstáculos y sustos durante el proceso de negociación. El pasado septiembre, el presidente norteamericano, Donald Trump, canceló abruptamente los encuentros en respuesta a un atentado en Kabul en el que murió un soldado estadounidense. El proceso recién se retomó a fines de noviembre tras una visita del mandatario a Afganistán.

Ahora será el turno del ejecutivo afgano de sentarse a la mesa de diálogo con los talibanes. Y no llegan de la mejor manera. El presidente Ashraf Ghani fue recientemente declarado ganador de las elecciones por segunda legislatura consecutiva. Sin embargo el segundo candidato más votado, Abdullah Abdullah, se negó a acatar los resultados. Otro asunto que podría complicar el proceso entre el gobierno y los insurgentes es la formación del equipo negociador. Por el momento el ejecutivo no ofreció detalles sobre sus posibles miembros. Eso encendió la alarma entre partidos y políticos del país asiático. Temen que se trate de una delegación escogida de forma unilateral y que no incluya una representación amplia del espectro político.

Para Estados Unidos la guerra en Afganistán fue la más cara desde la Segunda Guerra Mundial. Se calcula que los distintos gobiernos gastaron casi 1 billón de dólares en el enfrentamiento bélico. Según cifras actualizadas en junio pasado, desde el inicio de la intervención militar en 2001 el Congreso de Estados Unidos aprobó 975.000 millones de dólares de fondos para Operaciones de Contingencia. Pero el número es aún mayor si a esto se agrega el incremento de los presupuestos del Departamento de Defensa, que asciende a unos 250.000 millones de dólares desde 2001. A su vez, los gastos del Departamento de Asuntos de los Veteranos suman cerca de 50.000 millones.

Estados Unidos financió la guerra casi enteramente tomando deuda. Eso aumentó su déficit fiscal, la deuda externa y causó impactos macroeconómicos, como el alza en las tasas de interés. A diferencia de otras guerras anteriores, la mayor parte de las familias estadounidenses no se vieron afectadas por la guerra en Afganistán. No hubo reclutamientos forzosos ni nuevos impuestos para pagar el conflicto.

Publicado enInternacional
Página 1 de 19