Las 25 noticias más censuradas por la gran prensa de EEUU (II)
Las 25 noticias más censuradas detectadas este año por el Proyecto Censurado de la Universidad Sonoma State de California abordaron los temas más ocultados por la gran prensa corporativa de EEUU. Todas son noticias de gran interés para el lector de cualquier parte del mundo porque exponen el lado oscuro de EEUU y ayudan a comprender mejor el mundo en que vivimos, bajo el imperio industrial-militar-mediático-EEUU/OTAN, aunque este año ninguna atañe a América Latina (salvo los asesinatos de presos en la prisión de la isla Guantánamo, territorio de Cuba ilegalmente ocupado por EEUU):


Las primeras 10 noticias “top”:

Las 10 noticias top, publicadas antes, abordaron los siguientes temas.
1. Estados Unidos: Estado Policial
2. Océanos en peligro
3. Fukushima mata hasta en Estados Unidos
4. FBI promueve mayor conspiración terrorista en EEUU
5. Reserva Federal imprimió 16 billones de dólares para salvar grandes bancos
6. 147 corporaciones controlan la economía del mundo occidental
7. 2012: Año internacional de las cooperativas
8. Crímenes de guerra de OTAN en Libia
9. HOY: Esclavitud en prisiones de EEUU
10. EEUU: Ley criminaliza protestas Occupy


Las otras 15 noticias más censuradas:

11. EEUU: Legisladores se enriquecen pese a la crisis
Los activos netos de los miembros del Congreso de EEUU continúan subiendo, a despecho de la recesión económica. Un análisis financiero publicado por la revista Roll Call, usando la evaluación mínima de activos declarados, mostró que los miembros de la Cámara y Senado poseían en 2010 un valor neto colectivo de 2,04 mil millones de dólares, con un aumento de 390 millones de dólares sobre los 1,65 mil millones de dólares en activos de 2008. La investigación no incluyó activos que no generan ingresos.


12. Siria: EEUU unió sus fuerzas a Al-Qaeda
EEUU, Gran Bretaña, Francia y algunos aliados árabes conservadores financiaron y armaron la rebelión siria a comienzos de 2011. De hecho, EEUU ha estado financiando a grupos contra Bashar al-Assad desde mediados de 1990. Sin embargo, filas anti-Assad incluyen a miembros de Al-Qaeda, de Hamás y de otros grupos que en las listas de EEUU aparecen como organizaciones terrorista. 


13. “Reforma a la educación”: caballo de Troya para la privatización 
La enseñanza pública es blanco de una campaña bien coordinada y bien financiada para privatizar tantas escuelas como sea posible, particularmente en las ciudades. Esta campaña clama que quiere excelentes profesores en cada sala de clase, pero su retórica desmoraliza a los docentes, menoscaba la situación de la profesión de educador y defiende pruebas estandarizadas que perpetúan la desigualdad social. La lógica del lucro conduce esta reforma.


14. ¿Quiénes pertenecen al 1 por ciento “top” y cómo se ganan la vida?
El 1 por ciento más rico de EEUU ahora posee más del 40 por ciento de la riqueza y se lleva a casa casi un cuarto de la renta nacional. Evidencias basadas en declaraciones de impuestos indican que esta súper elite del 1 por ciento se compone de ejecutivos no financieros, profesionales de las finanzas, dueños de bufetes de abogados, propietarios inmobiliarios y profesionales médicas. Las ganancias en este nivel se correlacionan con la desregulación y otros cambios legales que trajeron la crisis financiera. Mientras el 99 por ciento padece las consecuencias directas de la crisis, el 1 por ciento se ha ido cada vez más lejos de los vecindarios en deterioro, a enclaves ricos más aislados, según un estudio 2011 de Stanford University.


 15. Peligros de la tecnología doméstica
Una investigación reciente despierta inquietudes respecto a dos tecnologías corrientes: teléfonos móviles y hornos de microondas. La exposición a largo plazo a la radiación del teléfono celular aumenta con certeza riesgos de varios tipos de cáncer, incluyendo leucemia, y en varones afecta la producción de esperma. La exposición prenatal a la radiación del teléfono celular ha mostrado que produce hematomas encefálicos y daños en cerebro, hígado y ojos.


La radiación microonda que calienta la comida también genera radicales libres que pueden llegar a ser carcinógenos, mientras el consumo de comida “micro-ondeada” se asocia a disminución de glóbulos blancos a corto plazo. La Administración de Alimentos y Drogas (FDA, sigla en inglés) todavía tiene que reconocer los estudios indicadores de alteraciones estructurales en los alimentos generadas por los hornos microondas, Y al igual que en los peligros del uso del teléfono celular, de hecho la mayoría de los estudios patrocinados por la industria indican inexistencia de riesgo o riesgo mínimo. 


16. Tapan aumento de violaciones de militares a sus compañeras

La muerte en 2005 de LaVena Johnson, soldada raso del Ejército de EEUU, oficialmente declarada suicidio por el Departamento de Defensa (DOD, por su sigla en  inglés), ejemplifica de hecho la violencia sexual que padecen las soldados de sexo femenino mientras sirven a su país. La autopsia de Johnson reveló heridas contradictorias al suicidio, incluyendo muchas quemaduras químicas, que se cree fueron pensadas para destruir evidencia de ADN dejada en la violación.


El Pentágono ha intentado intimidar a reporteros y redactores que trabajaron historias sobre Johnson. El caso de Johnson es uno entre por lo menos veinte donde soldados de sexo femenino han muerto bajo circunstancias sospechosas. Las muertes misteriosas coinciden con el aumento de la violencia sexual contra mujeres entre los militares. Según el Departamento de Defensa, en 2010 hubo en total 3.158 informes de agresión sexual entre militares, pero el DOD estima que esta cifra representa sólo 13,5 por ciento de los asaltos reales, que en total ascenderían a más de 19.000 por año, entre violaciones y agresiones sexuales militares.


17. Estudiantes de EEUU deben un billón de dólares en crédito universitario

En abril de 2012, la deuda crediticia de los estudiante de EEU superó el billón dólares, más que la deuda de las tarjetas de crédito. Aunque los obedientes medios corporativos divulgaron este aumento, subestimaron su significación e ignoraron una prometida solución. La deuda crediticia de los estudiante es la única forma de deuda por préstamos al consumidor que ha aumentado substancialmente desde 2008. La amenaza de una quiebra masiva (default) de los préstamos estudiantiles requiere otro apoyo urgente del contribuyente ante un riesgo sistémico tan serio como el que en 2008 trajo al borde del hundimiento a la economía de EEUU por el fracaso de los bancos. La Reserva Federal Reserve podría introducir un nuevo programa de facilitación cuantitativo para liberar de la deuda crediticia del estudiante, dando a la economía un aumento similar al de las becas GI Bill a cambio del enrolamiento en el Ejército. 


18. Presas palestinas no reciben atención adecuada durante partos

Las mujeres palestinas prisioneras en Israel reciben trato inhumano, a menudo se les niega asistencia médica y representación legal, y son forzadas a vivir en condiciones deprimentes. Las condiciones y violaciones a que hacen frente las mujeres en las cárceles israelíes requieren abordarse desde una perspectiva de género, según CEDAW, el comité de Naciones Unidas sobre eliminación de la discriminación contra la mujer. 


19. Policía de Nueva York siembra drogas en gente inocente para cumplir cuotas de detención

Un anfitrión de historias documenta cómo el Departamento de Policía de Nueva York (NYPD) actúa fuera de la misma ley que se encarga de hacer cumplir. En octubre de 2011, un ex detective de narcóticos del NYPD atestiguó que vio regularmente a policías plantar drogas en gente inocente como una manera de resolver cuotas de detención. El polémico programa “Para y registra” del NYPD ha invertido 75 millones de dólares en arrestar sospechosos de poseer cantidades mínimas de marihuana. Cada detención cuesta aproximadamente 1.000 a 2.000 dólares. Aunque el uso de restricciones ilegales y fuerza desproporcionada del NYPD  al arrestar a pacíficos manifestantes Occupy ha recibido cierto seguimiento informativo, la brutalidad policial dirigida contra persona de color continúa siendo subinformada. 
 

20. Robo de enseñanza pública alimenta al Complejo Prisión-Industrial

Una modificación sistémica de las prioridades de la educación otorga estructura oficial y permanente a una discriminación preexistente sobre la muy desfavorecida  población pobre, comprendida en gran parte por personas de color criminalizadas. El aumento de escuelas autónomas corporativas y de prisiones privatizadas no se puede entender separada de los registros del cierre de escuelas públicas en todo el país.


21. Conservadores atacan a oficina de correos de EEUU para romper el sindicato y privatizar los servicios postales

El servicio postal de EEUU por años está bajo el asalto constante de republicanos conservadores que apuntan a destrip
ar el sindicato más fuerte del país. Desde 2006 la ley de Responsabilidad y Mejoramiento Postal (USPS, sigla en inglés) debe financiar completamente los subsidios por enfermedad del futuro jubilado, incluyendo los paquetes de retiro de empleados ni siquiera nacidos todavía. Ninguna otra organización pública o privada tiene que pre-financiar el 100 por ciento de subsidios para enfermedades futuras. Así, el déficit divulgado de 9.000 mil millones de dólares del servicio de correos se debe en gran parte al resultado de pagos de impuestos excesivos al gobierno. 


22. El Banco de Wachovia lava mejor… para los cárteles de la droga

Entre 2004 y 2007, el banco de Wachovia manejado fondos que suman 378,4 mil millones de dólares para casas de cambio de moneda mexicanas que actúan en nombre de cárteles de la droga. Las transacciones significan la violación más grande en la historia de EEUU del Acta de Secreto Bancario, una ley anti-lavado dinero. Este caso no es excepcional: Wachovia es apenas uno entre varios bancos estadounidenses y europeos que lavan dinero para los cárteles latinoamericanos de la droga. 


23. EEUU encubre masacre afgana

Aunque la masacre de 16 civiles afganos desarmados, entre ellos 9 niños, en marzo de 2012, recibió mucho seguimiento informativo, las fuentes independientes de noticias han ido más lejos que centrar la responsabilidad directa en algunos soldados de EEUU que actuaron solos, como han dicho los funcionarios estadounidenses, o soldados múltiples, como afirman testigos de las matanzas y el presidente Hamid Karzai. Estos informes destacan la responsabilidad fundamental del alto mando militar de EEUU, incluyendo al presidente Obama, porque los crímenes cometidos por sus tropas.


24.  Granjeros de Alabama consideran sustituir inmigrantes por presos

La expansiva ley anti-inmigrante de Alabama, HB56, ha sido tan devastadora económicamente que los granjeros del estado intentaron una legislación que permita emplear internos de la prisión, elegibles para programas de libertad con trabajo, “para ayudar a las granjas a llenar el hueco y encontrar suficiente mano de obra”. El departamento Correccional del estado se opuso a la legislación, argumentando que sus, aproximadamente, 2.000 presos elegibles para libertad con trabajo ya tienen compromisos de empleo y que “el sistema penitenciario no es la solución a las escasez de trabajadores causada por la ley”. 


25. En Guantánamo matan con “dryboarding” (asfixia inducida)

En junio de 2006 encontraron muertos a tres presos de Guantánamo, colgados en sus celdas con lo que parecían sogas improvisadas. Aunque el Departamento de Defensa declaró “muertes por suicidio”, El Servicio Naval de Investigación Criminal (NCIS, su sigla en inglés) encontró pruebas contrarias al suicidio, incluyendo el hecho de que las manos de los presos estaban atadas en sus espaldas. Las pruebas de NCIS sugieren que los presos murieron en interrogatorios mortales que incluyeron la técnica de “asfixia controlada” llamada dryboarding en inglés.


Por Ernesto Carmona, periodista y escritor chileno.

Publicado enInternacional
Las 10 noticias más censuradas en 2011/2012
El cercenamiento creciente de la libertad y la conversión de EEUU en un estado policial, los decretos “legales” pero reñidos con la Constitución del ministerio de Seguridad Patria, las nuevas leyes que criminalizan la protesta Occupy, el fomento del nuevo negocio de “incitación y delación” que, patrocinado por el FBI, reporta ganancias hasta de 100.000 dólares por cada caso prefabricado por 15 mil espías internos “autorizados”, la esclavitud que existe hoy en las prisiones-fábrica estadounidenses con salarios de 23 centavos de dólar por hora de trabajo, la situación insostenible de la vida en los océanos, los crímenes de guerra de la OTAN en Libia, los polvos radioactivos de Fukushima que aún matan habitantes en territorio de EEUU, una investigación de Zuyrich estableciendo que 147 corporaciones transnacionales estadounidenses y europeas controlan la economía mundial, el regalo en billetes impresos por la Reserva Federal por 16 millones de millones (billones) de dólares a los mayores bancos causantes de la crisis y un llamados de la ONU para convertir a los trabajadores en empresarios de cooperativas, son los temas de las primeras 10 noticias top más ocultadas de Censurado 2013.

Las 25 noticias más censuradas por la gran prensa corporativa de EEUU durante el último año académico 2011/2012, investigadas desde hace casi cuatro décadas por docentes y estudiantes de sociología de la Universidad Sonoma State de California, acaban de aparecer en el libro Censored 2013, publicado en Nueva York por editorial Seven Stores. El texto será presentado en diciembre en Santa Rosa, California.

1. EEUU: Estado Policial
Desde la Ley Patriot Act 2001, EEUU tiene cada vez más vigilancia política interna y se militariza a expensas de las libertades civiles. La aprobación en 2012 de la ley National Defense Authorization Act (NDAA) permite que los militares encarcelen indefinidamente, sin juicio, a cualquier ciudadano de EEUU que el gobierno etiquete de “terrorista” o “accesorio al terrorismo”. El presidente Barack Obama emitió el decreto National Defense Resources Preparedness Executive Order que autoriza el más amplio control federal y militar de la economía nacional y sus recursos bajo “condiciones de emergencia y de no-emergencia”. Desde 2010, la campaña del departamento de Seguridad Patria “Si usted ve algo, diga algo” (If You See Something, Say Something™) exhorta al público a informar de cualquier actividad sospechosa a las autoridades locales, pero lo que Seguridad Patria identifica como “sospechoso” suelen ser criticas al gobierno o protestas no violentas, que son derechos garantizados por la Constitución.

2. Océanos en peligro
El mar no es infinito ni inagotable. La subida total de la temperatura del océano llevó al movimiento más grande de especies marinas en dos a tres millones de años. Un estudio de febrero de 2012 de 14 ecosistemas protegidos y 18 desprotegidos en el Mediterráneo demostró que está agotando rápidamente sus recursos. Un estudio científico de tres años encontró que áreas marinas que cumplen la reserva de población de peces tienen cinco a diez veces más vida marina que los lugares desprotegidos.

3. Fukushima mata hasta en EEUU
Las consecuencias del desastre nuclear 2011 de Fukushima son mayores que las reconocidas, al punto que científicos estiman en 14.000 las muertes en EEUU a causa del polvillo radiactivo proveniente de Japón, según un informe de diciembre 2011 del Diario Internacional de Servicios Médicos. La red detectora de radiación de la Agencia de Protección Ambiental (RadNet) tiene fallas de mantenimiento y equipos a menudo mal calibrados.

4. El FBI es responsable de la mayor conspiración terrorista en EEUU
La Oficina Federal de Investigación emprendió un método inusual para prevenir futuros atentados terroristas al desarrollar una red de casi 15.000 espías para infiltrar diversas comunidades en la búsqueda de diagramas terrorista. Sin embargo, esos topos realmente están ayudando y animando a gente a cometer crímenes para después denunciarlos y cobrar recompensas en efectivo de hasta 100.000 dólares por caso.

5. Reserva Federal imprimió 16 billones de dólares para salvar grandes bancos
Una auditoría a la Primera Reserva Federal revela que proporcionó ayuda urgente y en secreto por 16 billones de dólares a los más grandes bancos estadounidenses y europeos en pleno apogeo de la crisis financiera global, entre 2007 y 2010. De estos 16 millones de millones de dólares, Morgan Stanley recibió 107,3 mil millones, Citigroup 99,5 mil millones y Bank of America 91,4 mil millones, según datos obtenidos invocando la Ley de Libertad de Información (Freedom of Information Act), meses de litigio en tribunales y una ley aprobada por el Congreso.

6. 147 corporaciones controlan la economía del mundo occidental
Un estudio de la Universidad de Zurich reveló que un pequeño grupo de 147 grandes corporaciones trasnacionales, principalmente financieras y minero-extractivas, controlan en la práctica la economía global. El estudio fue el primero en analizar a 43.060 corporaciones transnacionales y la tela de araña de la propiedad entre ellas, identificando a 147 compañías que forman una “súper entidad” que controla el 40 por ciento de la riqueza total de la economía global. El pequeño grupo, interconectado a través de las juntas directivas corporativas, constituye una red de poder global vulnerable a los colapsos y propensa al “riesgo sistémico”…, pero maneja al mundo.

7. 2012: Año internacional de las cooperativas
Naciones Unidas declaró a 2012 como año internacional de las cooperativas, que mantendrían activas en el mundo a casi mil millones personas como miembros o dueños cooperativos. Según la ONU, la cooperativa será el modelo de empresa de más rápido crecimiento del planeta en 2025 y asegura que las cooperativas de trabajadores-propietarios prevén una distribución equitativa de la riqueza y una conexión auténtica al lugar de trabajo, componentes claves de una economía sostenible. (Venezuela desechó este modelo porque una vez que funcionan con éxito, los trabajadores-empresarios de cooperativas suelen vendérselas –bajo presión u ofertas tentadoras– a las corporaciones del mismo rubro).

8. Crímenes de guerra de OTAN en Libia
La Organización Tratado Atlántico Norte (OTAN) justificó su intervención en Libia invocando “principios humanitarios”, pero ahora se conocen sus acciones catastróficas para los seres humanos, como la destrucción por bombardeo en julio 2011 de la principal instalación de abastecimiento de agua potable en ese país, que abastecía, aproximadamente, al 70 por ciento de la población nacional. Y, en un intento fallido de aparecer imparcial y objetiva, la BBC reveló, casi un año después que esta información fuera difundida por medios independientes, que las Fuerzas Especiales Británicas desempeñaron un papel clave en supervisar y conducir a la victoria a los llamados “combatientes de la libertad” de Libia.

9. HOY: Esclavitud en prisiones de EEUU
EEUU tiene al menos el 5 por ciento de la población de mundo, pero sus prisiones mantienen a más del 25 por ciento de toda la gente encarcelada del planeta. Muchos de estos presos trabajan por 23 centavos de dólar por hora, o tarifas similares, en cárceles privadas contratadas por la oficina de prisiones UNICOR, una corporación cuasi-pública, sin fines de lucro, clasificada como la 38ª entre los grandes contratistas del gobierno de EEUU. Sólo escapan a estas tarifas de trabajo-encarcelado millares de presos en reclusión solitaria, a menudo confinados por castigos disciplinarios a faltas de baja importancia.

10. Ley HR 347 criminaliza las protestas de los Occupy
El Presidente Obama firmó en marzo de 2012 la ley HR 347 que considera “ofensa criminal” participar en manifestaciones en áreas definidas como “restringidas”, tales como adyacencias de edificios federales y ciertos parques. Los legisladores violentaron los derechos de la Primera Enmienda para criminalizar las protestas Occupy, que se perfilan como un peligro global para la superclase del 1% que controla la economía de EEUU y del mundo, a la vez que facilitaron que el servicio secreto utilice más o emplee mal las leyes actuales para arrestar a manifestantes legales bajo el pretexto falso de actividad criminal.

*Ernesto Carmona, periodista y escritor chileno.
Publicado enInternacional
Domingo, 30 Septiembre 2012 06:17

Estuvo bueno

Estuvo bueno

Julian Assange tiene muchos enemigos muy poderosos. En los últimos cinco años su sitio web Wikileaks ha revelado millones de documentos secretos originados en más de ciento veinte países, tanto de organismos públicos como privados y hasta organizaciones religiosas del llamado tercer sector. Algunos medios cercanos a estos sectores pintan a Assange como un delincuente sexual que festeja el choreo por Internet y se regodea contando las intimidades de los ricos de puro envidioso y resentido que es.


Por eso estuvo bueno conocerlo a Assange. Saber que hay cierto método detrás de la locura, cierta dimensión ética detrás de la diversión, cierta capacidad de aprendizaje detrás de la rebeldía.


El jueves pasado se cumplieron cien días desde que Assange se asiló en la Embajada de Ecuador en Londres. Una semana antes habíamos estado con él, compartiendo más de tres horas de entrevista, en una pieza más bien apretada.


Hacía semanas que no veía la luz del sol y se notaba en la palidez de su piel, la estrechez de su mirada y la economía de sus movimientos. Sólo una vez durante toda su estadía de más de cien días había salido al balcón. El dijo que era para evitarse los paparazzi y porque “no quiero molestar a la policía”. Pero después de escucharlo da la impresión de que el no asomarse es por miedo a algo mucho peor.


Llevamos quesos y fruta y flores del Harrods de ahí a la vuelta, una especie de retribución por el café con galletitas de limón que él me había convidado durante nuestro anterior encuentro, en el Palacio de Elligham Hall, en febrero del año pasado, durante su detención domiciliaria.


Aquella vez estaba más tenso. Venía de pelearse con el New York Times y The Guardian y parecía desconfiar de todos los periodistas. Esta vez seguía alerta: no permitió fotos hasta después de dos horas de preguntas y respuestas, no permitió filmaciones de él ni fotos en las que no figurara también yo, ni fotos que mostraran detalles del interior de la embajada, ni fotos de él con terceras personas. Pero habló libremente. Y explicó cómo fueron cambiando sus relaciones con los medios y sus periodistas.


“Hicimos nuestro gran cambio después de lidiar con los grandes medios (New York Times, The Guardian, Le Monde, El País y Der Spiegel). Pasamos de hacer arreglos institucionales con los principales responsables (de las publicaciones), a trabajar de manera individual con cada periodista. Los grandes medios son naturalmente corruptos porque son tan grandes, pero hay buena gente que trabaja en ellos, entonces buscás esa gente buena y trabajás con ellos. Y a través de esa relación hacés que esa gente buena se haga más influyente dentro de sus propio medio.”


Antes de empezar a contestar, a veces se tomaba diez, veinte segundos que parecían interminables, y después arrancaba: principio, desarrollo y conclusión con hablar pausado y monocorde, acompañando el relato con gestos de las manos, casi como si estuviera leyendo de texto escrito.


Parecía inconmovible, como si su corazón latiera a un ritmo más bajo que los demás. Aún cuando denunciaba atrocidades inconfesables o grandes injusticias, nunca perdía la calma. Por eso impactó ver cómo se le humedecieron los ojos cuando terminamos con la parte formal de la entrevista pero seguimos hablando sobre su encierro delante del grabador encendido.


Acababa de agradecerle el tiempo que nos había dedicado cuando le pregunté si necesitaba algo. Lo pensó un rato y contestó con picardía: “Mantené los ojos abiertos por si te llegás a encontrar con miles de archivos del Servicio Secreto de Argentina”.


Entonces pedí sacarle una foto en el famoso balcón (la embajada ocupa el primer piso de un edificio de cuatro) y me contestó que de ninguna manera, pero agregó: “(El discurso del balcón) fue lo más interesante que me pasó. Había mil doscientas personas, ciento cincuenta policías y un helicóptero dando vueltas y salí y dije ‘wow’, y pasaron tres meses, y hasta la posibilidad de ver ladrillos distintos es muy interesante (el balcón da a una fila de edificios de ladrillos de tres pisos)”. “Llevo tres meses acá y lo que más me molesta, como a todos los prisioneros, es no ver cosas que sean distintas, salvo, por supuesto, las visitas.”


Era su manera de decir que había disfrutado nuestra irrupción en su rutina.


Se ve silencioso y suave, pero su corazón debe estar bastante pesado, se le pregunta.


“No he visto a mis hijos en más de dos años y medio”, contesta con la voz quebrada por primera vez, lágrimas brillando en sus ojos.


“¿Cuántos hijos tiene?”, pregunto, sabiendo que nunca lo había contado en un reportaje.


“Ni siquiera lo puedo decir”, contesta sollozando. “No puedo porque han tenido que cambiar sus nombres y se han tenido que mudar porque alguien amenzó con matarlos.”


¿Siente impotencia por todo lo que sabe y todo lo que desearía cambiar?


“Sí. Hay muchas cosas que no puedo decir y eso es frustrante. Necesito callarlas para proteger a mi gente y para protegerme a mí. Por ejemplo, no puedo hablar de las maniobras políticas que están ocurriendo en Suecia (donde Assange es buscado por presuntos delitos sexuales).”


Después de ponerse de pie para posar en algunas fotos, Assange se arrimó hasta el borde de una ventana. “¿Ves ahí?”, señaló con el dedo índice, extendido detrás de la cortina, apuntándole a una camioneta utilitaria blanca estacionada cruzando la calle. “Es de ellos. La policía. También hay uno ahí”, agregó, cambiando la dirección con el dedo para señalar a un agente uniformado apostado en la puerta de su edificio.


La última vez que yo había estado con Assange, en febrero del año pasado, él se había despedido con un consejo: “Tené cuidado, este lugar está lleno de espías”.


Esta vez sus palabras finales fueron de advertencia: “La vigilancia es constante, se hace las veinticuatro horas. No dejes de registrarlo”.
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Publicado enInternacional
El fundador de WikiLeaks, Julian Assange, apareció ayer entre los relatores en la Asamblea General de la ONU. Habló de los derechos humanos, de la política de EE.UU., de la tragedia personal de Bradley Manning y de los cambios en el mundo.


Buenos días, señores delegados, señoras y señores,


Hoy hablo con ustedes como un hombre libre porque a pesar de que estoy detenido desde hace 659 días sin cargos, soy libre en el sentido básico y más importante, soy libre para decir lo que pienso.


Esta libertad existe porque la nación de Ecuador me ha concedido el asilo diplomático. Y otras naciones tuvieron la voluntad de apoyar esta decisión. Es por el artículo 19 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos de la ONU, gracias a la cual WikiLeaks fue capaz de recibir y difundir informaciones e ideas de toda índole, sin consideración de fronteras. Y es por el artículo 40.1 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, que estipula el derecho de buscar asilo de la persecución y la 1951 Convención sobre el Estatuto de los Refugiados y otras convenciones producidas por Naciones Unidas, con las cuales puedo ser protegido igual que otros, de la persecución política.


Gracias a las Naciones Unidas puedo realizar en este caso, mi derecho inalienable a buscar protección de las acciones opresoras que algunos gobiernos emprenden en mi contra, contra los empleados y los seguidores de mi organización. Es gracias a la prohibición absoluta de la tortura, estipulada por la norma ordinaria internacional y la Convención de la ONU contra la Tortura, que seguimos firmemente denunciando las torturas y crímenes de guerra, sin importarnos quiénes son los perpetradores. Quisiera agradecer la cortesía del Gobierno de Ecuador, de facilitarme la posibilidad de hablar otra vez ante la ONU en unas circunstancias muy diferentes a las que tuve durante el "Universal Periodic Review” en Ginebra en 2010.


Hace casi 2 años hablé ante la ONU sobre nuestro trabajo de descubrir las torturas y los asesinatos de casi 100.000 ciudadanos en Irak. Pero hoy les quiero contar una historia estadounidense. Les quiero contar una historia sobre un joven soldado estadounidense en Irak. El soldado nació en Oklahoma, de madre galesa y padre de la Armada de EE.UU. Sus padres se enamoraron. Su padre fue enviado a una base militar estadounidense en Gales. Desde la niñez, el soldado parecía que iba a tener un futuro muy prometedor, ganó varios premios principales en las ferias de ciencias locales, durante tres años seguidos. Creía en la verdad y le gustábamos todos nosotros. Él odiaba la hipocresía.


Él creía en la libertad y en el derecho para todos nosotros de buscar felicidad. Él creía en los valores que fundaron el país independiente de Estados Unidos. Él creía en Madison, en Jefferson, creía en Paine. Igual que muchos adolescentes era inseguro en qué hacer con su vida pero sabía que quería defender a su país y sabía que quería conocer el mundo. Ingresó en el Ejército de EE.UU. y como su padre se hizo un analista de inteligencia.


A finales de 2009 cuando tenía 21 años fue enviado a Irak. Allí supuestamente fue donde vio que el Ejército estadounidense no sigue la ley de manera estricta, de hecho está involucrado en homicidios y apoya la corrupción política. Se supone que esto fue en Bagdad en 2010 cuando envió a WikiLeaks, me entregó a mí y de hecho al mundo, los detalles que mostraban torturas de iraquíes, los asesinatos de periodistas y las cintas con la información sobre más de 120.000 homicidios de civiles en Irak y en Afganistán. Está acusado de haber entregado a WikiLeaks 251.000 cables diplomáticos de EE.UU., con ayuda de los cuales luego se encendió la Primavera Árabe. El nombre de este joven soldado es Bradley Manning.


Presuntamente fue arrestado en Bagdad tras ser traicionado por un informante, primero fue encarcelado en Kuwait y luego llevado a Virginia, donde fue recluido durante 9 meses en régimen de aislamiento y fue donde sufrió severos abusos. Abusos que el relator Especial de las Naciones Unidas sobre la Tortura, Juan Méndez, investigó y denunció ante EE.UU. Un portavoz de Hillary Clinton rechazó estas acusaciones.


Bradley Manning, el que fuera estrella de las ferias de ciencias, soldado y patriota… fue degradado, maltratado y torturado psicológicamente por su propio Gobierno. Fue acusado de delitos penales. Todo esto le sucedió porque el Gobierno de EE.UU. intentó romper su voluntad y forzarle a testificar contra WikiLeaks y contra mí.


Hasta el día de hoy, Bradley Manning lleva detenido sin juicio 856 días. El máximo legal para el Ejército de los Estados Unidos es de 120 días.


La Administración de los Estados Unidos está tratando de erigir un régimen nacional de secretos, un régimen de ofuscación. Un régimen donde cualquier empleado público que revele información delicada a una organización de la prensa puede ser sentenciado a muerte, a cadena perpetua por espionaje, y a la organización mediática junto al informante.


No debemos subestimar la investigación a la cual ha sido sujeta WikiLeaks por el FBI. Lo único que desearía decir es que Bradley Manning ha sido la única víctima de toda esta situación, pero el asalto a WikiLeaks en relación a ese asunto y a otros ha producido una investigación a la que un diplomático australiano se ha referido como "sin precedentes" en su naturaleza. Eso es lo que el Gobierno de EE.UU. llamó "toda la investigación gubernamental". Las agencias de inteligencia identificadas que se han visto involucradas en esta investigación incluyen la Agencia de Inteligencia de la Defensa, la división de investigación contra el crimen del Ejército de los EE.UU., las fuerzas aliadas en Irak, la primera división del Ejército, la unidad de investigación del Ejército de crímenes cibernéticos, la CCIU, el segundo cibercomando del Ejército.


En el marco de estas tres investigaciones que se llevan a cabo, hay una del departamento de Justicia que es la más significante, y la del jurado de EUU en Alexandria, Virginia. La oficina Federal de Investigación (FBI), según el testimonio en la Corte, elaboró un archivo de 42.135 páginas sobre WikiLeaks. De las que casi ocho mil, están dedicadas a Bradley Manning. El departamento de Estado y los servicios de seguridad diplomáticos realizan sus indagaciones. Adicionalmente fuimos investigados por la Oficina del director general del Servicio de Inteligencia Nacional, la Oficina del ejecutivo del servicio de contraespionaje, la CIA, el comité de supervisión doméstica, además de la plantilla del Servicio de Seguridad Nacional, el comité interdepartamental de inteligencia y por La Junta Asesora de Inteligencia exterior del Presidente.


El portavoz del departamento de Justicia, Dean Boyd, confirmó en julio del 2012 que la investigación de su oficina contra WikiLeaks continúa. Ayer Barack Obama pronunció muchas palabras buenas. Pero es precisamente su Administración la que publica en su sitio dedicado a la campaña electoral, más espacio sobre la criminalización de la libertad de expresión que todos los presidentes anteriores.


Yo recuerdo la frase sobre la audacia de la esperanza. ¿Quién puede decir que el presidente de EEUU no es audaz? No fue un paso audaz por parte del Gobierno norteamericano, atribuirse el progreso de los últimos dos años. ¿Fue audaz por su parte declarar el martes que EEUU respaldó a las fuerzas de cambio, durante la Primavera Árabe? La historia de Túnez no comenzó en diciembre del 2010, y Mohamed Bouazizi no se incendió para que Barack Obama tuviera posibilidad de ser reelegido. Su muerte fue fruto de la desesperación que soportaba viviendo bajo el régimen de Ben Ali. El mundo conoció tras leer las publicaciones de Wikileaks, que Ben Ali y su Gobierno, disfrutaron durante muchos años de la indiferencia o quizá hasta del respaldo de EEUU que era consciente de sus crímenes y sus desmanes. Así que para los tunecinos sería una sorpresa conocer que EEUU respaldó a las fuerzas de cambio en su país. Y sería una sorpresa para los jóvenes egipcios, que limpiaban de sus ojos el gas lacrimógeno norteamericano, que la Administración estadounidense apoyaba los procesos de cambio en Egipto.


Debería ser una sorpresa para aquellos que escucharon a Hillary Clinton insistir en que el régimen de Mubarak era "estable", y cuando estaba claro para todos que no era así, que su odiado jefe de inteligencia, Suleiman, de quien nosotros demostramos que EE.UU. sabía que era un verdugo, debería tomar el cargo. Debería ser una sorpresa para todos los egipcios que escucharon al vicepresidente Joseph Biden que declaró que Hosni Mubarak era un demócrata y Julian Assange era un terrorista informático. Es irrespetuoso para los muertos y encarcelados en la revuelta de Bahréin que reivindican a EE.UU. "apoyo a las fuerzas de cambio".


De hecho esto es atrevido. ¿Quién puede decir que no es atrevimiento que el presidente que trata de comparecer como líder mira hacia atrás en este gran cambio, el cambio de la gente, y después lo llama a su manera? Pero podemos animarnos aquí también porque eso significa que la Casa Blanca vio que este progreso es inevitable. En este "tiempo de progresos" el presidente ha visto en qué dirección sopla el viento. Y ahora él debe fingir que es su Administración la que lo hizo estallar. Muy bien, esto es mejor que la alternativa: inclinarse hacia la irrelevancia mientras el mundo sigue adelante. Tenemos que ser claros aquí: EE.UU. no es el enemigo. Su Gobierno no es uniforme. En algunos casos gente buena en Estados unidos apoya las fuerzas de cambio. Y quizá Barack Obama personalmente fue uno de ellos. Pero en otros, y en masa, en etapas tempranas, se opusieron activamente. Este es un problema histórico y no es justo y no es apropiado para el presidente distorsionar esa cuestión para obtener ganancias políticas o por pronunciar buenas palabras.


Y en cuanto a las palabras buenas, son solo las palabras buenas. Nosotros las alabamos y estamos de acuerdo con estas palabras. Estamos de acuerdo con lo que el presidente Obama dijo ayer de que las personas pueden resolver sus divergencias pacíficamente. Estamos de acuerdo con que la diplomacia puede sustituir la guerra y estamos de acuerdo que esto es un mundo independiente. Estamos de acuerdo en que la libertad y la libre determinación de las personas no son valores meramente estadounidenses u occidentales, sino valores universales. Y estamos de acuerdo con el presidente cuando dice que debemos hablar con honestidad si somos serios sobre estos ideales. Pero las palabras buenas languidecen sin acciones proporcionales. El presidente Obama habló con firmeza a favor de la libertad de expresión. "Los que están en el poder", dijo, "tienen que resistir la tentación de reprimir a los disidentes".


Hay tiempo para las palabras y hay tiempo para las acciones. Ya el tiempo de las palabras se ha agotado. Es hora de que EE.UU. cese la persecución de WikiLeaks, cese la persecución de nuestro pueblo y cese la persecución de otras fuentes. Es hora de que el presidente Obama haga lo correcto y se una a los cambios en el mundo no con buenas palabras, sino con buenos hechos.


Gracias.

Publicado enInternacional
La UE plantea el botón antiterrorista en el navegador
CleanIT quiere “reducir el impacto del uso terrorista de Internet”. La organización, en la que participa el Gobierno español, entre otros, recibió hace dos años 330.000 euros de los fondos comunitarios para llevar a cabo este proyecto. Sus conclusiones, filtradas por la organización European Digital Rights, llegan en forma de recomendaciones y temas que discutir; entre ellos, “que debe ser legal para la policía patrullar las redes sociales. Esto incluye tener un perfil, unirse a grupos y enviar o recibir mensajes en el servicio”.

 
En el documento de 23 páginas que publica ArsTechnica plantea la obligación de los proveedores de Internet y las redes sociales de “únicamente” autorizar los nombres y las fotografías reales de sus clientes o permitir la identificación de los usuarios por su supuesta actividad terrorista en los servicios de VozIP, como Skype. También considera que “suministrar a sabiendas vínculos a páginas con contenidos terroristas debe ser definido por la ley como ilegal, al igual que el propio contenido terrorista”. También recomienda la creación de un navegador o sistema operativo “a nivel europeo” con un botón incorporado para informar de estas actividades.
 

Hay más consejos, algunos ya han levantado críticas entre juristas y expertos en tecnología. Consideran que muchas de los cambios propuestos, disponible en inglés en este enlace, supondrían una vulneración de las directivas comunitarias.
 

El profesor titular de Ciencia Política de la universidad Pablo Olavide Manuel Ricardo Torres Soriano es uno los participantes en este debate. Especializado en terrorismo y nuevas tecnologías, advierte que son solo recomendaciones que, después, deberá adoptar o no Europa y que no se trata de cambiar las leyes. "Son recomendaciones no jurídicas y todas pasan por una fundamental: la colaboración entre las empresas que dan los servicios de Internet y las agencias de seguridad de cada país. Las claves del documento son la interlocución rápida y que las medidas no signifiquen un coste adicional a las empresas".
 

El responsable de CleanIT, But Klaasen, que trabaja en el Ministerio holandés de Justicia y Seguridad, ha asegurado a la publicación digital que comprende la “histeria” alrededor del nuevo documento, porque conduce a “malinterpretaciones”. Klaasen insiste en que solo es un texto en discusión. “Si lo publicamos así, asustará a la gente. Por eso no lo hemos hecho. Se trata de material para la reflexión. Y somos conscientes de que hay ideas muy duras”. Este es el documento completo sobre el que se está trabajando.
 

El español Torres Soriano incide en que se trata de implicar a la sociedad en esa prevención o no hay nada que hacer. "La gente ya lo hace en páginas como YouTube, donde advierte de un vídeo pornográfico o violento, pues aquí se trataría de lo mismo. YouTube es incapaz de monitorizar todos sus contenidos y le pasa al usuario esa posibilidad. Para el tema antiterrorista, ese botón de aviso debería estar en el navegador. Luego la comunicación con las agencias de seguridad debería funcionar con agilidad. Se trata de crear un sistema común para cualquier página web".
 

Joe McNamee, director de European Digital Rights, ha escrito en la web de la organización que “el documento muestra hasta dónde los debates internos en esa iniciativa se han alejado de sus objetivos públicamente declarados, así como las normas jurídicas fundamentales que sustentan la democracia europea y el Estado de derecho”. McNamee asegura que el texto le fue filtrado por un participante que quería mostrar que algunos de ellos no comulgaban con las propuestas, pero temían expresarlo y ser considerados “blandos” contra el terrorismo.

 
Torres Soriano, que quita hierro al documento, ve que hay una idea general en la que están todos de acuerdo: los beneficios que traería, por ejemplo, que en las redes sociales solo hubiera nombres reales con sus fotografías auténticas. "Lo que parece más difícil es cómo garantizarlos; pero es fundamental implicar a las empresas".

 
CleanIT ha sido impulsada por los Gobiernos de Holanda, Alemania, Reino Unido, Bélgica y España, a través de los departamentos de seguridad. En este enlace puede consultar el resto de participantes, entre ellos Pascal Gloor, del Partido Pirata en Suiza. El documento volverá a debatirse en noviembre en Viena y las conclusiones se darán en febrero.

 
Pese a todo, el profesor español ve un cambio en el aprovechamiento de Internet por parte del terrorismo. "Tras unos años iniciales en que se veía como una vía libre, ya han empezado a darse cuenta de que también para ellos es una brecha de vulnerabilidad. Los servicios de inteligencia llevan tiempo aprovechando el medio para detectar y desbaratar a esos grupos".


Por Laia Reventós / Javier Martín Barcelona / Madrid 26 SEP 2012 - 18:27 CET
 



Publicado enInternacional
“Hemos revelado la corrupción en los medios y la hipocresía de Occidente”
Julian Assange es muy blanco. Pelo blanco, piel blanca, ojos chiquitos, manos suaves, dedos de pianista. Tiene muchos blancos que persigue a través de su sitio Wikileaks: gobiernos, bancos, ejércitos, agencias de espionaje. A su vez, es blanco de procesos judiciales en Suecia, Gran Bretaña y Estados Unidos. Lleva casi cien días encerrado en la Embajada de Ecuador en esta ciudad y desde entonces se ha asomado al balcón para ver la luz del sol una sola vez, el 19 de agosto, cuando pronunció un discurso para agradecerle a Ecuador por darle asilo y a América Latina por defender a Ecuador. No volvió a asomarse, dice que porque no quiere ser blanco de los paparazzi. Saluda con la mano izquierda porque se lastimó la derecha practicando boxeo. Hace poco empezó a tomar lecciones de castellano una vez por semana, pero todavía no se anima a pronunciar palabras en ese idioma delante de las visitas. Recibe a Página/12, con su laptop HP cerrada, en un cuarto de tres por cuatro metros que funciona como su oficina. Afuera la policía británica vigila y un grupito de manifestantes despliega algunos carteles pidiendo su libertad. Acepta preguntas durante poco más de tres horas sin mirar su computadora y sin que su celular suene ni una sola vez.


–Usted ha visitado todo el mundo, con excepción de América Latina. La última vez que hablamos, le dije que en Europa lo amaban, en Estados Unidos lo odiaban y en América latina no lo conocían. Cada vez que hablo de Wikileaks me preguntan quién es Julian Assange y qué es Wikileaks. Sé que suena estúpido, pero me gustaría trasladarle esas dos preguntas.


–No estoy seguro de que acepte completamente la premisa. Estados Unidos es muy interesante porque allí mucha gente me apoya a pesar de los ataques despiadados en los medios de EE.UU. Siento un afecto especial por la habilidad de la gente de ver más allá de la mierda. Así que aún en un medio ambiente como EE.UU. donde hay ataques de Obama, Biden y todos los demás, apoyados por los medios –la cadena Fox de un lado, el New York Times del otro–, todavía hay 30-40 por ciento de la gente, según la encuesta que elijas, que apoya a Wikileaks o me apoya a mí, y también apoya la publicación de documentos clasificados del gobierno de Estados Unidos sobre Afganistán y otras guerras, aun cuando en los medios de EE.UU., estas publicaciones son consideradas un acto de traición. Eso me hace bastante optimista, porque muestra que dentro de un mar de mentiras hay un reservorio de gente que, aun cuando no pueden ver a través de la mentira, sienten que hay una agenda para influenciarlos y la resisten.


–Teniendo eso en cuenta, ¿cómo se definiría, cómo definiría a Wikileaks y cómo le explicaría a un no iniciado lo que está haciendo?


–No creo que sea interesante definirme, pero fundé y dirijo Wikileaks.


–Entonces hablemos de Wikileaks.


–Wikileaks es una organización y una publicación. La organización tiene una tarea, que consiste en ser una serie de cosas. Una es ser la publicación de última instancia, así que en vez de protestar contra la censura, la deshacemos. La atacamos y publicamos. Otra función es alentar a gente que tiene conocimientos de planes o actos injustos que hayan ocurrido en el pasado a que nos den la información, así la publicamos. Luchamos por esos derechos en general porque creemos en ellos y como organización son necesarios para nuestra existencia. Y hacemos todo esto no solo porque alguna gente lo aprueba, no solo porque es divertido, y lo es, sino porque vemos que lleva a actos individuales de justicia a partir de las publicaciones que producimos, y también marca una tendencia general que altera el ambiente político en la dirección correcta.


–¿Cómo evalúa el impacto que ha tenido Wikileaks?


–Hay tres áreas de impacto. Primero están los casos individuales. Publicamos en promedio un millón de documentos por año de todo el mundo que han afectado elecciones, han afectado revoluciones, han sido usados en casos judiciales importantes, con respecto a la guerra de Irak, a los vuelos secretos de prisioneros de la CIA, corrupción, asesinatos. (En segundo lugar) hemos empujado las fronteras de lo que es aceptable publicar en Internet. Eso es muy importante porque ahora se acepta a cualquier organización que publique documentos de gobiernos que son menos controvertidos que lo que hace Wikileaks. De esa manera hemos agrandado el abanico, lo que sirve para proteger a todos los demás que vienen detrás nuestro. Por último, en la reacción hacia Wikileaks, hemos revelado algo importante acerca de la hipocresía de Occidente, de cómo la censura moderna ocurre en Occidente y también en sus países aliados; hemos revelado la corrupción en los medios y, quizás nuestro mayor éxito, hemos radicalizado y educado políticamente a la juventud de Internet y la juventud de Internet es ahora la mayoría de la juventud. La mayoría de la juventud hoy recibe su educación política de Internet.


Cuestión de valores


–Quisiera preguntarle por una anécdota de su niñez, usted me dirá si es cierta, que me llamó la atención porque habla de sus valores éticos. La historia se refiere a que, siendo niño usted se robó unos tomates de la huerta de una familia adinerada. Y que después se enojó mucho cuando esa familia le reclamó. ¿Cree que en algunas situaciones está bien robar?


–No sé de dónde salió eso. Me suena que de esa biografía no autorizada que se publicó....


–Sí, de la biografía no autorizada. Sé que usted dice que ese libro contiene muchas falsedades, por eso pregunto, para entender si usted cree que bajo algunas circunstancias...


–La mitad de los problemas que Wikileaks enfrenta como organización, así como muchas otras organizaciones de activistas y periodistas en general, es la deformación del lenguaje. El intento de hacer trampa con el lenguaje para sacar de contexto un tema...


–Por eso quiero ser claro. Estoy hablando de robar.

–Entonces es un abuso del lenguaje usar la palabra “robar” en lugar de la palabra “copiar”. Porque “robar” es quitarle un ítem a su dueño original. Wikileaks, cuando recoge información de gobiernos y grandes corporaciones, está copiando esa información. Cuando le pasás un dato a un amigo, por ejemplo, ¿sabías que Suecia es el principal fabricante de armas per cápita en el mundo? Yo no perdí ese dato por pasárselo a alguien. Entonces, si la pregunta es si creo que copiar información y diseminar información está mal...


–No, ya conozco esa respuesta. Por eso le pregunto si robar tomates siempre está mal o a veces se justifica. Ya sé que usted era solo un niño y ya sé que usted le da mucha importancia a la ética. Lo que quiero entender es si, dentro de sus parámetros éticos, en ciertas circunstancias se puede justificar el robo.


–Me está preguntando por mis parámetros éticos de cuando tenía cinco años.


–No, quiero saber lo que piensa ahora.


–Tendría que ver... en general está mal, pero habría que ver la circunstancia específica. Cobrar impuestos es robar, por ejemplo.


–¿Entonces en un punto está bien robar, si le robás a una persona muy mala, por ejemplo?


–Creo que nunca está bien, pero puede ser el mal menor entre dos males. Cobrar impuestos es un ejemplo en el que puede o no ser el mal menor, pero parece que los países que no recaudan no sobreviven mucho tiempo.


El papel de América latina


–¿Cuál es su opinión sobre la importancia de Wikileaks en América latina?


–Mi conocimiento sobre la interacción de cualquier país latinoamericano con Wikileaks es limitado, pero tengo una perspectiva sobre la región en general porque establecimos acuerdos de publicación en casi todos los países de la región. Así que es posible establecer algunas conclusiones. La más obvia, y no es sorpresa para los latinoamericanos, es el rol de Estados Unidos en América latina. Las acusaciones históricas de las interferencias de Estados Unidos aún se sostienen, aunque por suerte la mayoría de los países en Latinoamérica no están en una situación de poder tener dictaduras agresivas. Esa influencia ahora se expresa en la financiación de ciertas ONG y grupos por parte de Usaid (la agencia de asistencia del Departamento de Estado estadounidense) y en mantener a otros grupos dentro de la órbita de Estados Unidos, ya sea a través de la OEA (Organización de Estados Americanos), la SIP (Sociedad Interamericana de Prensa) o por medio de otros arreglos. La progresión en América latina en relación con Estados Unidos es muy positiva, pero hay un aspecto que me preocupa y que América latina debe resolver, y es que todas la comunicaciones de América latina a Europa, a Asia, se hacen a través de Estados Unidos, donde son interceptadas por la agencia de seguridad nacional. Aun un porcentaje importante de las comunicaciones entre países latinoamericanos rebotan en Estados Unidos y vuelven a la región. Esto abarca a las grandes empresas telefónicas, a los grandes proveedores de Internet, a las transferencias en dólares. Es un tema serio de soberanía para América latina. También vemos problemas serios con los medios en América latina. Esa caricatura de los medios latinoamericanos que son muy cercanos a una familia, o a un partido político, en general es correcta. La interferencia en la última elección en Perú fue muy seria (Ollanta Humala ganó a pesar de una fuerte campaña negativa del diario El Comercio). Como región, América latina fue la más exitosa en la difusión de los cable diplomáticos, con la posible excepción de Medio Oriente, que vivía una situación especial. Mejor que Europa, y mucho mejor que Africa, Asia y también Estados Unidos. Creo que eso habla bien de América latina. Europa se vio afectada por sus relaciones con la OTAN, obviamente Estados Unidos también. En Africa la infraestructura era demasiado pobre y quizás estos países también se preocupaban por su relación con Estados Unidos, no porque fueran fuertes aliados como los países de la OTAN, sino porque eran países pequeños y no tenían organismos regionales fuertes que los protegieran, mientras que en América latina, si bien los países pueden ser pequeños, están insertos en organismos regionales que los protegen. China suprimió los cables completamente y en las ex repúblicas soviéticas la reacción fue mixta.


–Volviendo a la región...


–Ecuador fue especial. El gobierno ecuatoriano nos pidió que publiquemos todos los cables sobre Ecuador. Nos pidieron, querían que publiquemos todo. Hubo otro país caribeño, creo que Jamaica, que también nos pidió que publiquemos todos los cables.


–¿Y Argentina? ¿Qué sabe de Argentina?


–La embajadora argentina (Alicia Castro) vino acá para apoyarme.


–Alguna gente en la Argentina se puso contenta cuando usted, en el discurso que dio en el balcón, mencionó al país dos veces.


–Sí, la repetí por un error en el cortado y pegado de ese párrafo de mi discurso, así que dejé afuera a otros países que pensaba mencionar, pero obviamente Argentina estaba cerca de mi corazón en ese momento, por eso la mencioné dos veces, lo cual no es sorprendente porque en este tema del asilo, Argentina me ha apoyado mucho y la embajadora argentina en Londres, que es una mujer muy carismática, vino a demostrarme su apoyo. Quiero decir, estoy al tanto de algunas cosas que han pasado con Cristina y el gobierno de Argentina, pero no tengo opiniones particulares sobre el país. Pero sí aprecio su independencia en el tema del asilo. Hay una cosa (de la) que nosotros, en Wikileaks, hemos recibido varias quejas, y tiene que ver con el programa biométrico (de impresión de documentos) en Argentina.


–¿Tiene que ver con que hay que aportar demasiados datos? Sé que una parte de la comunidad de hackers argentinos se opone.


–Es una transferencia de datos desde los individuos a una organización que es mucho más poderosa que ellos. Entiendo la seriedad de los carteles narco en América latina. Es un tema serio y no lo subestimo.


–Nosotros lo vemos como una solución que permite atravesar los aeropuertos más rápido, haciendo menos trámites. ¿Es una mirada demasiado ingenua?


–Sí. La tecnología casi nunca es neutral. Y cada individuo es conocido por el Estado, y todos sus amigos también, y puede ser rastreado con exactitud, como resultado de las comunicaciones. Entonces, cuando el Estado se vuelve malo, los individuos no tienen dónde esconderse. En una filtración que hicimos a principios de año mostramos que hay 175 agencias de Inteligencia que les proveen equipos espía a diferentes gobiernos para intercepciones masivas en Internet. Entonces, por ejemplo, con solo diez millones de dólares por año se puede comprar un equipo de Dastec en Sudáfrica para grabar todas las llamadas telefónicas de un país mediano. Todas las llamadas telefónicas. Ese es el nuevo patrón tecnológico. Ya no se trata de elegir a un activista en particular para seguir sus llamadas. Ahora se interceptan correos electrónicos y llamadas de poblaciones enteras y se almacenan de forma permanente porque es mucho más barato tener archivos permanentes de poblaciones enteras que seguir a ciertos individuos. Mejor que todos sean el blanco y no tener que gastar en discriminar. Más adelante, cuando te interesás por una persona, podés ir al archivo permanente y rastrear los datos de esa persona y encontrarlo fácilmente y seguir su rastro. Hay programas que pueden ser buenos para combatir la criminalidad, pero hay que recordar que son los gobiernos los que definen los crímenes. Tenemos presuntas fuentes en prisión. Jeremy Hammond está preso en Nueva York. Ellos dicen que su crimen es haber copiado datos de la agencia privada Stratford y habernos pasado esa información. Es un prisionero político. Doscientos días encarcelado sin ser juzgado. No hay dudas de que él copió información. Se lo acusa del acto político de copiar información de una agencia de inteligencia, pero no lo acusan de hacer pasar vergüenza a una compañía poderosa e influyente. Se lo acusa de hackear computadoras. Del mismo modo a Bradley Manning (presunto filtrador de los cables diplomáticos, preso en Virginia) no se lo acusa de poner al descubierto crímenes de guerra, se lo acusa de comunicar al enemigo al hacer que la información sea pública. Entonces los Estados y las personas influyentes dentro de ellos definen como criminal una actividad que todos realizamos, que es copiar información, y aplican esa interpretación criminal a la gente que les hace pasar vergüenza. (Un asistente insiste en terminar la entrevista, que lleva hora y media por encima del tiempo pautado.)


–¿Algo más?


–Solo que el consejo y el apoyo de Argentina es muy importante para mí, porque Argentina tiene experiencia confrontando con el Reino Unido.


 ASSANGE EXPLICA SU SITUACION LEGAL Y POR QUE SALIO DE SUECIA A GRAN BRETAÑA

“No tengo miedo de ir a la cárcel”


–¿Cómo aguanta el encierro?


–Bastante bien. Quizás no está bien que me haya acostumbrado a vivir bajo arresto domiciliario y ahora bajo arresto diplomático en una embajada. No es algo demasiado bueno acostumbrarse, pero para bien o para mal me acostumbré. Sí extraño mucho a mi familia, ver el amanecer y ver cosas físicas. Pero esto es así para cualquier prisionero.


–¿Tiene miedo de volver a la cárcel?


–No, pero me preocupa que pueda estar en un lugar donde no pueda trabajar. No tengo miedo para nada de ir a la cárcel. Tenía... miedo es quizás una palabra demasiado fuerte, pero estaba preocupado antes de pasar cuatro días en una celda de aislamiento (durante su detención en Gran Bretaña a pedido de Suecia el año pasado) pero después de eso aprendí que puedo sobrevivir.


–¿Se juró no volver nunca más a prisión?


–No, para nada. Es más, durante mi tiempo en la celda de aislamiento me preguntaba: ¿Cometí un error? ¿Me equivoqué en esta suerte de partida de ajedrez, no anticipé la jugada del contrario? ¿Volvería a correr el riesgo? ¿Valió la pena? Y sí, totalmente, completamente. No es que no haya pagado un precio. Otros miembros de Wikileaks lo pagaron también y otros lo pagarán más adelante. Tenemos presuntas fuentes encarceladas, gente investigada, gente detenida, trabajos perdidos, bloqueos financieros y por supuesto mi propia situación. Pagamos un precio. Pero siempre se paga un precio cuando algo vale la pena. Por supuesto que es una injusticia, pero ganamos mucho. Por eso estaba completamente contento y confiado cuando estaba en la celda de aislamiento, porque al final era un precio pequeño que tuve que pagar por algo en lo que realmente creo y lo mismo con mi situación acá. Y, por supuesto, no puedo ponerme en el lugar de los demás ni hablar por ellos y decir que también están contentos de haber pagado un precio, pero el hecho de que han permanecido leales a Wikileaks demuestra que piensan parecido a mí.


–Usted fue a Suecia porque dijo que Suecia tiene un gran Poder Judicial y buenas leyes, pero cuando se le volvieron en contra se fue a Gran Bretaña y peleó para quedarse aquí. Y cuando piden su extradición le promete a un juez británico que respetará su prisión domiciliaria, pero cuando le fallan en contra se refugia en una embajada extranjera. ¿No es el zorro y las uvas?


–No creo que... me parece que el zorro y las uvas es ir demasiado lejos. Fue un proceso educativo para mí y otra gente. No es el caso de que haya pensado que Suecia tenía un gran sistema legal. Solo pensaba quedarme en Suecia una semana.


–Pero pensaba abrir una sede de Wikileaks en ese país y había elogiado su sistema legal.


–Cuando querés que alguien haga algo lo elogiás diciendo que ya lo está haciendo, aun antes de que lo haga. Le das a alguien una reputación para que se la gane. Entonces las declaraciones que hice en Suecia diciendo que la libertad de prensa ahí es importante y algo bueno, no fueron porque pensaba que Suecia estaba a la altura de lo que decía, sino más bien porque temía que no lo estuviera. Pero quería darle todas las oportunidades para que alcance ese nivel.


–En los ranking internacionales la Justicia de Suecia siempre ocupa los primeros lugares.


–Ya le contestaré eso. Yo fui a Suecia a tratar de activar un ingrediente legal necesario para proteger a nuestros servidores en ese país porque predije que serían atacados y sin esa protección legal adicional no sobrevivirían fácilmente a esos ataques. El sistema legal sueco se parece bastante al de Estados Unidos. Nadie se fijó en esos valores, incluyendo la primera enmienda de la Constitución, que garantiza la libertad de expresión hasta después de la Segunda Guerra Mundial, cuando se centralizó el poder en Washington a tal punto que el presidente dijo que la Constitución federal tenía precedencia sobre las constituciones de los estados. Durante la Guerra Fría la libertad de expresión se usaba para comparar con la Unión Soviética, no porque el complejo militar industrial creyera en ella, al contrario, sino porque era un matrimonio de conveniencia para atacar a los soviéticos. En ese tiempo los editores también alentaron el uso de la primera enmienda porque querían más libertad a nivel doméstico. Así que tenías esta alianza inusual entre halcones, los hijos del iluminismo liberal y los medios de comunicación. Suecia siguió el mismo proceso. Tras la caída de la Unión Soviética esa inusual alianza empezó a quebrarse. La neutralidad sueca desapareció. Pero dos generaciones de inercia cultural se habían acumulado y se decía que la libertad de expresión era un concepto estadounidense muy importante, un concepto sueco muy importante. Esa inercia cultural todavía existe en alguna gente y en unos pocos legisladores, pero a la mayoría de la gente en Suecia y Estados Unidos ya no le importa. Entonces en Suecia tenemos apoyo, por eso la libertad de expresión tiene apoyo entre cierta gente por inercia cultural, por eso el sitio The Pirate Bay fue fundado por suecos. Sin embargo es instructivo ver lo que sucedió con ellos. En 2006 Estados Unidos presionó a Suecia y The Pirate Bay tuvo que irse de Suecia, los cuatro fundadores fueron condenados a un año de cárcel y multas multimillonarias y tuvieron que irse del país. Uno de ellos, que es mi amigo, acaba de ser extraditado desde Camboya la semana pasada y está detenido incomunicado. Entonces, uno no debería confundirse: la falta de quejas en contra de un sistema no significa que el sistema sea libre. El sistema sueco no es tan controlante en cuanto a que la policía no golpea la puerta de la gente. Es controlante en cuanto al clientelismo que existe en Estocolmo. Entonces hay muchas cosas que no se pueden decir de ninguna manera en la prensa sueca. Tiene que ver con que el 60 por ciento de los medios suecos están controlados por el grupo Bonnier y la red de periodistas se fusionó con la red de políticos y empresarios. Así que cuando ves esas listas de libertad de expresión, depende de lo que estás midiendo. Algo puede ser controlado antes de llegar a una causa judicial. Así trabaja la censura en Occidente, se controla a través del clientelismo. Me gusta el chiste que dice que la libertad de prensa en Suecia es tan buena en el papel que nadie la usa. Si los suecos realmente usaran esa libertad el establishment cambiaría para frenarla. Pero nadie la usa, o se usa rara vez porque otras presiones hacen que los periodistas no sigan ese sendero. Lo que es muy interesante es que Suecia es un ejemplo fascinante de cooptación de un país por parte de los Estados Unidos. Siempre estuvo cooptada aún durante la presidencia radical de Olof Palme, asesinado en 1986. Suecia es vecino de Rusia y es natural que busque la alianza de Estados Unidos para protegerse. Lo que es inusual es que haya pretendido ser un país neutral.


–Pero ahora participa en la guerra de Afganistán...


–Sus fuerzas están bajo control estadounidense en Afganistán desde 2003. Suecia es el principal fabricante de armas per cápita del mundo, era el principal exportador de armas a los Estados Unidos durante la guerra de Irak, fue el quinto país en entrar en Libia. En los cables (diplomáticos filtrados por Wikileaks) se demuestra que Suecia exigió que sus aviones de guerra fueran usados en Afganistán como estrategia de marketing. En 2007 la embajada de Estados Unidos en Suecia mandó un cable que decía que Suecia tiró la neutralidad a la basura y colabora en armar a Arabia Saudita, lo cual generó un gran escándalo. Todo esto es bien conocido dentro del ambiente político europeo. Nunca vas a ver a los suecos y los británicos en un mismo comité porque ambos son grandes aliados europeos de Estados Unidos.


–¿Entonces usted piensa que Estados Unidos está presionando en el caso de sus presuntos crímenes sexuales en Suecia?


–No es como suceden las cosas, aunque el diario The Independent informó que desde diciembre de 2010 hay conversaciones informales entre Suecia y Estados Unidos en relación a mi extradición. Lo que pasa en mi caso es que simplemente un país ya sabe lo que sus amigos quieren, entonces hace lo que les gusta y recibe una palmadita en la espalda.


–Entonces lucha para quedarse en Gran Bretaña y cuando pierde la batalla legal se escapa.


–Nunca luché para quedarme en Gran Bretaña. Luché para irme de Gran Bretaña y no me lo permitieron por el caso de la extradición.


Publicado enInternacional
Gobiernos progresistas, conflictos con los medios de comunicación y anulación del debate de ideas
La actual tensión que se desarrolla en diversos países de América Latina entre gobiernos y medios de comunicación privados, así como la conformación de un aparato de comunicación pública muy potenciado por el Estado en estos países, conlleva a una reflexión sobre el estado de la libertad de expresión, el debate de ideas y la calidad de la información a la que están teniendo acceso hoy en día las y los ciudadanos de los países con gobiernos progresistas del subcontinente.


Momentos previos a la llegada de gobiernos posneoliberales en América Latina


En plena expansión del neoliberalismo (1) por lo que se conocía como el mundo occidental, llegaría a la secretaría general del Partido Comunista de la Unión Soviética (PCUS) Mijaíl Gorbachov, poniendo en marcha un proceso de reformas basado en cierta apertura al espíritu de empresa e innovación que pretendió abrir, de manera controlada, la iniciativa privada en la economía soviética. Dicho proceso, denominado Perestroika (término que en ruso significa restructuración) vino acompañado de cierta democratización de la política interna, lo que conllevó consecuencias tanto a nivel económico como social, provocando la caída del Muro de Berlín en 1989, el desmembramiento de la URSS y la dimisión del propio Gorbachov en 1991.


Este proceso marcó el fin de la denominada “Guerra Fría” y el mundo bipolar conformado tras la Segunda Guerra Mundial, generalizándose la expansión del neoliberalismo hacía países que hasta entonces se habían mantenido bajo la órbita soviética.


El pensamiento único, aunque definido conceptualmente por primera vez en El mundo como voluntad y representación (2) de Arthur Shopenhauer, volvió a la actualidad de la mano de Ignacio Ramonet cuando dicho término fue reinterpretado en un afortunado editorial del Le Monde Diplomatique ya en el marco de la globalización económica capitalista. Ramonet, definía el pensamiento único como “la traducción a términos ideológicos de pretensión universal de los intereses de un conjunto de fuerzas económicas, en especial las del capital internacional” (3).


Entre otros muchos, el difunto periodista español Javier Ortíz profundizaría sobre el tema unos años más tarde, indicando que “aunque sus consecuencias principales se expresen en los planos económico y social, el pensamiento único no sólo tiene recetas económicas: es toda una concepción del mundo, que entroniza el individualismo más exacerbado y recela de cualquier planteamiento colectivo” (4).


El editorial del Diplo aparece tres años después de la publicación El fin de la Historia y el último hombre (5) del politólogo neoconservador Francis Fukuyama en 1992. En dicha obra, Fukuyama desarrolla su tesis: la historia humana como lucha entre ideologías ha concluido, comienza un mundo basado en la política y economía neoliberal, la cual se ha impuesto a las “utopías” tras el fin de la Guerra Fría y la desaparición de la antigua Unión Soviética. Para el autor, las ideologías habían dejado de ser necesarias y su lugar había sido sustituido por la economía. Este gurú del neoliberalismo político llegaba a decir que, “el fin de la historia significaría el fin de las guerras y las revoluciones sangrientas, los hombres satisfacen sus necesidades a través de la actividad económica sin tener que arriesgar sus vidas en ese tipo de batallas”. Apenas seis años más tarde, este “nuevo pacifista” firmaba junto a otros neocons como Robert Kagan, Richard Perle, William Kristol o John Bolton, una carta al presidente Clinton solicitando una segunda invasión de Irak, deseos que vieron cumplidos en 2003 de la mano de George W. Bush.


En lo que respecta a América Latina, el neoliberalismo llegaría unos años antes, teniendo como país pionero al Chile de la Junta Militar del general Augusto Pinochet. Le seguiría Bolivia, con el “Decreto Supremo 21060” (6) de Paz Estensoro en 1985; después México durante el gobierno de Salinas de Gotari, la Argentina de Menen, el Perú de Fujimori, la Venezuela del segundo gobierno de Carlos Andrés Pérez; extendiéndose por todo el subcontinente hasta llegar a Ecuador de la mano del gobierno de Sixto Durán y su vicepresidente Alberto Dahik (7).


A pesar de que América Latina era el tercer territorio regional en el que se implementaba el neoliberalismo, desde entonces, siempre fue el primer laboratorio de esta doctrina, lógica que tiene que ver con el asesoramiento económico de Milton Friedman al dictador chileno Pinochet y en general, de los Chicago Boys (8) a los distintos gobiernos de la región.


Es en la década de 1990, a la par del derrumbe del socialismo real y como consecuencia de los impactos negativos del neoliberalismo en América Latina, cuando se consolidan algunas organizaciones ya existentes y emergen nuevos actores que protagonizarán los procesos de luchas sociales en cada país, siendo referenciales entre otros el movimiento indígena andino, el neo zapatismo mexicano, los “Sem Terra” brasileños o el movimiento piquetero argentino. Estos nuevos y en ocasiones no tan nuevos movimientos sociales surgen a partir de la pérdida de centralidad del movimiento obrero "clásico", y son quienes con mayor entereza conformarán el frente de resistencia a las políticas neoliberales implementadas en los diferentes países latinoamericanos (en especial sectores campesinos, muchos de ellos indígenas).


La mayoría de estos “nuevos” movimientos partían del principio de que la nueva sociedad a construirse no podía ser creada por nadie en particular, y debería emerger de los pueblos en su acción de lucha, generándose una nueva subjetividad, nuevas formas de pensar y planteándose nuevas formulas para la solucionar de los problemas.


De esta manera, sectores sociales oprimidos y clases medias afectadas enfrentaron al neoliberalismo propiciando a través de su acumulado de lucha, el ascenso al poder de fuerzas políticas que diseñaron programas nacionalistas como alternativa al fracaso neoliberal en el subcontinente.


Los actuales gobiernos progresistas del subcontinente son el fruto de esta resistencia social: la resistencia contra el ALCA, la crítica al Consenso de Washington, la lucha contra la voracidad de las transnacionales, el reclamo de tierra y vida digna, las aspiraciones de equidad e igualdad, así como la defensa de los servicios públicos y la naturaleza.


Un ex ministro de Educación del gobierno de Alejandro Toledo en Perú, Nicolás Linch, definiría de forma simplista y eximiéndose de responsabilidad, que la “tendencia izquierdista” en desarrollo es “una consecuencia casi mecánica de que la economía neoliberal, impuesta por los Estados Unidos”, la cual “estaba condenada a explotar y está explotando” (9).


Las gigantescas movilizaciones de Seattle en rechazo a la Cumbre de la OMC y el arribo de fuerzas políticas y líderes anti neoliberales a determinados gobiernos de América Latina marcaron la llegada de nuevos tiempos. La conformación de un movimiento internacional conformado por un amplio elenco de movimientos sociales integrados por activistas de distintas corrientes políticas en el marco de la antiglobalización y el ascenso al Palacio de Miraflores del teniente coronel Hugo Chávez, sepultaron en 1999 las tesis del pensamiento único de Fukuyama y las iluminadas teorías ideológico-futuristas de los neocons estadounidenses.


Neopensamiento único de la izquierda gubernamental vs diversidad ideológica de las izquierdas.


Partiendo de que el mismo pensamiento de Marx estuvo claramente influenciado por método dialéctico de Hegel (aplicado a la materia y no al espíritu), el materialismo ateo de Feuerbach, y las ideas económicas de Saint Simon y Proudhon; que decir de lo que podríamos definir de manera amplia, como el pensamiento político de la izquierda diversa actual.


En sí mismo, el debate sobre la “izquierda” como concepto actual es interminable, aunque podríamos partir de cierto consenso entre muy diferentes pensadores sobre que no existe una sola izquierda. Estas izquierdas son diversas y diferentes, en función de sus tácticas y estrategias para reformar el capitalismo o de superarlo como sistema social, así como respecto a sus distintos grados de radicalidad. En este sentido, citando a Adolfo Gilly, “izquierda puede ser un término equivoco. Me parece preferible usarlo en plural: no la izquierda, sino las izquierdas. Tendríamos así al menos cuatro izquierdas: una izquierda democrática, liberal, burguesa, connatural al sistema capitalista; una izquierda socialdemócrata, que quiere mejorar las condiciones sociales dentro de los marcos de ese mismo sistema; una izquierda social, que es critica del capitalismo, pero no le ve una alternativa, representada sobre todo por los movimientos sociales, y una izquierda socialista opuesta al capitalismo, que propone una nueva organización de la sociedad” (10).


Si hablamos desde el punto de vista ideológico, su diversidad no es menor. Desde las aportaciones ideológicas del marxismo en sus diferentes vertientes y escuelas (leninismo, maoísmo, trotskismo…), pasando por teorías vinculadas al anarquismo (mutualismo, colectivismo, comunismo libertario…) hasta llegar a su transversalización por actores de nuevo perfil organizativo (ecologismo, pacifismo, feminismo, teología de la liberación, comunitarismo, altermundismo…).


En países como Argentina, Brasil, Perú, y especialmente en Bolivia y Ecuador (estos dos últimos, procesos que se definen así mismos como “revolucionarios”), se mantienen fuertes conflictos con la izquierda alternativa y los movimientos sociales. Paradigmático son en este sentido las reiteradas declaraciones del mandatario ecuatoriano Rafael Correa, definiendo como los principales enemigos de la Revolución Ciudadana a los ecologistas, la “izquierda infantil” y los indígenas adscritos a la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (CONAIE) -el movimiento social más importante del país-.


Dichas acusaciones, vienen acompañadas de un fuerte aparato de propaganda que entre otras funciones busca el descrédito de dicha oposición, cerrándose las puertas a cualquier posible diálogo y consenso entre lo que podríamos definir de forma amable como “diferencias entre las izquierdas”.


Con el apoyo de una reforzado aparato mediático de capital público no funcional a los intereses de sus respectivas sociedades, sino al de los gobiernos y partidos oficialistas, así como de una intelectualidad orgánica poco analítica y carente de sentido crítico, se lanzan graves acusaciones sobre el financiamiento de las organizaciones sociales, pretendiendo hacer entrever que están al servicio de intereses extranjeros.


Un ejemplo reciente de este hecho ha tenido lugar en Ecuador, donde tras campaña gubernamental que busca el desprestigio –entre otros- del movimiento indígena, los medios de comunicación oficialistas ocultan que el mayor receptor de fondos USAID son proyectos que tienen como contraparte instituciones del propio gobierno: Plan Ecuador (secretaria técnica dependiente del Ministerio Coordinador de Seguridad Interna y Externa) receptora de fondos estadounidenses que son implementados en territorio de frontera norte con claro contenido político o el Ministerio del Ambiente, receptor también de notables partidas ayudas principalmente dedicadas a potenciar al país en el ámbito del mercado de carbono.


De esta manera, los actuales gobiernos progresistas que llegaron al poder como fruto de las luchas de los movimientos sociales contra el neoliberalismo, distorsionan la realidad sobre las organizaciones sociales que les auspiciaron, llegando incluso a criminalizarlas enjuiciando líderes sociales, provenientes en su mayoría del movimiento indígena, con acusaciones de sabotaje y terrorismo en países donde no existen grupos que utilicen el uso sistémico del terror o acciones de guerra como estrategia para conseguir sus objetivos políticos.


El conflicto entre gobiernos y medios de comunicación, la construcción de alternativas y el debate de ideas.


Gran parte de los gobiernos progresistas existentes hoy en América Latina se enfrentan con los medios de comunicación privados, entendiendo que estos ejercen un rol protagónico en el conflicto existente entre viejas oligarquías, actuales gobiernos y nuevos sectores del capital emergentes.


Es innegable que los medios de comunicación deciden qué es noticia y qué no, la importancia de una noticia y el espacio que va a ocupar, decorándola, eligiendo la foto, ilustración o efecto de sonido que la acompaña. Deciden en definitiva, el impacto de la noticia, en muchos casos no de acuerdo a su importancia, sino desde sus intereses ideológicos, es decir, los intereses económicos e ideológicos de los grupos económicos propietarios del medio.


Citando a Prieto Castillo, “en retórica (léase comunicación) nada hay gratuito, los mensajes, sus elaboradores y sus emisores persiguen algo muy concreto. En el caso de la publicidad se trata de promocionar mercancías, de asegurar su venta; en el caso de los mensajes políticos hay que asegurarse la adhesión a tal idea o partido, en el caso más general de la ideología hay que reafirmar el apoyo a un sistema de vida, aun, y por lo tanto, cuando el mismo esté perjudicando de alguna forma a quien lo adquiere mediante una suerte de automatismo. La monopolización del sentido implica otras monopolizaciones: la de los medios de producción, la de la educación, la de los mayores beneficios sociales, la de la fuerza... En síntesis: el monopolio del poder” (11).


Desde esta perspectiva, siguiendo las tesis de Noam Chomsky, los medios de comunicación son herramientas de adoctrinamiento de las élites sobre el conjunto de la población, elemento que se demuestra en la amplia existencia de sesgos sistemáticos en los medios a favor de las clases dominantes.


El marketing, la publicidad, las industrias de las relaciones públicas y los institutos de opinión son usados sistemáticamente para reforzar los intereses de las élites empresariales, influyentes lobbies religiosos y el adoctrinamiento político, los cuales usan con frecuencia el sistema educativo y las comunicaciones electrónicas centralizadas para influir sobre la opinión pública.


En resumen, no han dejado de tener vigor las palabras del viejo Marx, cuando indicaba que: “las ideas dominantes de la clase dominante son en cada época las ideas dominantes, es decir, la clase que ejerce el poder material dominante en la sociedad resulta ser al mismo tiempo la fuerza espiritual dominante. La clase que controla los medios de producción intelectual, de tal manera que en general las ideas de los que no disponen de medios de producción intelectual son sometidos a las ideas de la clase dominante” (12).


Siendo así, el conflicto entre gobiernos reformistas -los cuales en muchos casos responden a lógicas e intereses económicos no tradicionales en sus respectivos países- y la prensa tradicional, como elementos de oposición, está asegurado. La cuestión no es baladí, en el caso del Ecuador, el presidente Correa ha calificado a los periodistas trabajadores en la prensa privada como “sicarios de tinta” (13), recordando el término acuñado en los inicios de la prensa cuando los primeros periódicos fueron definidos como “balas de papel” por los poderosos de la época, dado que ponían en sus objetivos a personas que ejercían el poder.


Por lo tanto, queda claro que el control de la fabricación y distribución de la información es el intento de control de las conciencias y por lo tanto, de las conductas.

En América Latina el ejemplo por definición se dio en 2002 en Venezuela, donde los medios de comunicación desarrollaron una estrategia para crear una atmósfera pre-golpista. En la víspera del golpe la prensa ya no desarrollaba trabajo informativo. Los periodistas y editorialistas más importantes ejercían como portavoces de la oposición política, generando un escenario donde la ética profesional se vio reducida a la inexistencia.


A pesar de ello, la mayor responsabilidad de los medios de comunicación privados no está por lo general en el marco de la información de difunden sobre los actuales gobiernos, elementos por los cuales en algunos casos han sido sancionados o atemorizados, sino en lo que no difunden: negociados de la banca y grandes grupos económicos, despojo de tierras a comuneros y pequeños propietarios, vinculaciones de los grupos de capital emergentes con altos funcionarios públicos, lavado de dinero proveniente del narcotráfico en determinados sectores productivos, excesos cometidos sobre comunidades locales por parte de transnacionales extractivas, consecuencias de la ingestión de productos transgénicos o del uso de fitosanitarios en zonas rurales, etc. Es rol, tampoco pasa a ser desarrollado por los medios de comunicación públicos, preocupados estos en ensalzar las acciones gubernamentales y contrarrestar, dando relevancia a figuras públicas, vinculadas a casos de corrupción que con frecuencia aparecen en los distintos gobiernos. La propia aquiescencia de estos gobiernos progresistas con los desmanes de las transnacionales y otros asuntos referidos con anterioridad, hace de los medios de comunicación públicos, se vean obligados a corre un vergonzoso velo sobre temáticas en las cuales no se desarrolla ningún tipo de periodismo investigativo ni altavoz para vocerías que denuncian dichos casos.


Por lo tanto, este enfrentamiento entre determinados gobiernos y la prensa privada, no está significando que se den plataformas mediáticas independientes que eviten una dualidad de monopolios donde se concentra el poder absoluto sobre el control de la información. El Estado ha potenciado, definiéndolos equivocadamente como medios de comunicación alternativa, a los medios públicos, los cuales lejos de guardar autonomía, funcionan como aparatos de propaganda oficial de los distintos regímenes políticos.


La alternativa a los medios de comunicación privados dista mucho de ser instrumentos creativos al servicio de la sociedad -informando veraz y éticamente al conjunto de la población-, ni ejercen como herramientas para expandir nuevas iniciativas o exponer al poder a otra forma de crítica diferente a la realizada desde los medios de comunicación tradicionales.


Así, los medios de comunicación privados confrontan, por lo general, mediante un "mal periodismo" a los gobiernos reformistas, mientras estos, a través del poder del Estado, ponen en riesgo la continuidad de emisión o publicación de varios de ellos, intentando con amenazas atemorizar a sus periodistas y operarios. Lo que resulta de tal conflicto no es otra cosa que la puesta en peligro de la libertad de expresión. Ni los medios privados, ni los medios de comunicación oficiales llevan a la práctica la famosa cita de James Franklin (14) en el editorial de su periódico New England Courant (15) en 1721, decía: “Por la presente, invito a todos los hombres que tengan tiempo libre, voluntad y talento a decir lo que piensan con libertad, sensatez y moderación, y sus artículos tendrán un lugar en mi periódico” (16).


En Ecuador y otros países de la región, los medios comunitarios en muchos casos están siendo cooptados a través de políticas de revisión de frecuencias y otras lógicas clientelares, habiendo un proceso acelerado de cierre de los más hostiles al oficialismo. Mientras los medios de comunicación privados se perpetúan -en tanto el cuerpo y los fondos aguanten- al servicio de los intereses de determinadas élites políticas y económicas; los medios públicos potenciados y multiplicados por los gobiernos progresistas, desarrollan un rol propagandístico que les aleja de cualquier posición crítica al ejercicio del poder. Dicha situación viene acompañada de un fuerte aparato de propaganda estatal al servicio del partido oficialista y gobierno en el poder, financiado a través del erario público, es decir, incluso a costa de la parte de la ciudadanía que cuestiona sus ideas y prácticas.


Lejos de posiciones progresistas y de la defensa de la libertad de pensamiento, la propaganda oficialista revive a los pensadores antifascistas Horkheimer y Adorno, cuando indicaban que: “la propaganda manipula a los hombres; al gritar libertad se contradice a sí misma. La falsedad es inseparable de la propaganda. Los jefes y los hombres gregarios se reencuentran en la comunidad de la mentira a través de la propaganda, aun cuando los contenidos sean justos” (17).


Algunos de los actuales presidentes progresistas de la región, se han convertido en una especie de Tomás de Torquemada o de Cotton Mather, amenazando y golpeando sin cesar a los medios de comunicación privados en aras a eliminar cualquier crítica de difusión masiva a sus correspondientes regímenes. En el caso del Ecuador, el presidente Correa a la par que se vanagloria de tener un mayor nivel de credibilidad que los diarios nacionales, ha roto públicamente en varias ocasiones periódicos mientras los define como “prensa corrupta”, lo que ha generado que sus seguidores en más de una ocasión se hayan manifestando quemando diarios en un ceremonial que recuerda a los “camisas pardas” la noche del 10 de mayo de 1933 en la Bebelplatz de Berlín.


Si bien es cierto, como dice el presidente Correa, que la credibilidad de los medios de comunicación va en descenso, es un hecho que dicha situación no solo sucede en el Ecuador sino en el mundo entero, igual que se disminuyen sus índices de lectura y su difusión en función de que aumenta la cobertura del internet. En este sentido es interesante leer un estudio publicado hace un par de años por la Sacred Heart University, en el cual se concluye que solo el 20% de los estadounidenses dice creer “todo o la mayor parte” de lo dicho por la prensa, una cifra que cinco años antes era 7% mayor. De igual manera, según el empresario periodístico norteamericano Alan Mutter, los periódicos que cotizan en Bolsa de Wall Street han perdido el 42% de su valor de mercado (18) en los últimos tres años (datos 2009). Algunas proyecciones que hasta pretenden ser optimistas indican que el último periódico será leído en 2043 (19).


Reflexiones finales


Si como se indicaba al principio de este texto, el neoliberalismo conllevó una reactualización -en versión libre- de las tesis de Shopenhauer. Pero también es verdad que el accionar político de los actuales gobiernos posneoliberales en América Latina han reactualizado al filósofo y sociólogo alemán Herber Marcuse, quien sin utilizar el término pensamiento único, definiría en 1965 el pensamiento unidimensional de la siguiente manera: “Por ejemplo, ‘libres’ son las instituciones que funcionan (y que se hacen funcionar) en los países del mundo libre; otros modos trascendentes de libertad son por definición el anarquismo, el comunismo o la propaganda. «Socialistas» son todas las intrusiones en empresas privadas no llevadas a cabo por la misma empresa privada (o por contratos gubernamentales), tales como el seguro de enfermedad universal y comprensivo, la protección de los recursos naturales contra una comercialización devastadora, o el establecimiento de servicios públicos que puedan perjudicar el beneficio privado. Esta lógica totalitaria del hecho cumplido tiene su contrapartida en el Este. Allí, la libertad es el modo de vida instituido por un régimen comunista, y todos los demás modos trascendentes de libertad son o capitalistas, o revisionistas, o sectarismo izquierdista. En ambos campos las ideas nooperacionales son no-conductistas y subversivas. El movimiento del pensamiento se detiene en barreras que parecen ser los límites mismos de la Razón” (20).


Así, de igual manera que en el “socialismo real”, los gobiernos progresistas latinoamericanos -en la actualidad- intentan controlar lo máximo posible la distribución de la información, a la par que descalifican todo pensamiento contestatario e insumiso desarrollado desde las izquierdas alternativas, movimentistas y sociales, siendo estos calificados como colaboracionistas con los intereses imperiales estadounidenses en la Región, así como cómplices de la oligarquía en sus respectivos países. Mismo argumento por cierto, que el utilizado en las famosas "purgas de Moscú" por el stalinismo en la década de los 30, para eliminar la disidencia política interna en la izquierda y a los que cuestionaban el culto a la personalidad construido sobre la figura de Iósif Stalin (21).


Sin duda, el asilo concedido recientemente a Julian Assange por parte del gobierno ecuatoriano es un hecho de debe avalarse y aplaudirse, pero esta acción no debería opacar una realidad cada vez más problemática en el ámbito de la discusión de ideas, el ejercicio del libre periodismo, la libertad de expresión y la calidad de la información tanto en Ecuador como en el conjunto de la región.


A nivel mundial, en los últimos treinta años hemos asistido a un creciente interés por parte del gran capital privado al control de los medios de comunicación, lo que se ha manifestado a través de absorciones o fusiones entre grandes grupos, provocado también el interés de otras muchas empresas dedicadas a sectores diferentes o paralelos. Junto a los mercados financieros, la comunicación se convirtió en uno de los grupos más dinámicos de la economía global. Durante los ochenta y noventa el sector creció de forma importante, y a principios de siglo tan solo en Europa -ignorando el gran imperio norteamericano de la comunicación- cinco holdings mediáticos entre las que se encontraban Sogecable, Canal Plus y Mediaset, duplicaron su valor.


Las comunicaciones pasaron a ser un sector donde invertir, sobre él afluyen múltiples empresas que van desde el sector armamentístico hasta la banca, siendo claramente constatable la influencia del poder económico sobre el contenido, además de la censura que de por sí conlleva formar parte de un grupo empresarial.


La respuesta de los gobiernos progresistas latinoamericanos no se ha articulado en base a la conformación de medios independientes que racionalicen la calidad y distribución de la información, sino que se ha reproducido un formato cual “negativo fotográfico” que si bien cambia los tonos, no aporta ningún elemento nuevo a la comunicación e información. A los dos lados de la "barricada" se posicionan medios de comunicación con lógicas tan perversas los unos como los otros.


La independencia, valor esencial del periodismo y de la libertad para el debate de ideas, base de la legitimidad de su poder, desaparece ante la incuestionable libertad de empresa en el ámbito de la comunicación de masas; de igual manera que desaparece también cuando es manipulada desde el poder político y el Estado, siendo utilizada como una herramienta para el adoctrinamiento de consciencias y limitación de la información.


Recordando a Rodolfo Walsh, aquel periodista y dramaturgo revolucionario asesinado a manos de los esbirros de la dictadura militar argentina: “el periodismo es libre o es una farsa”. Lo que traducido a términos políticos casi sesenta años antes por Rosa Luxemburgo, también asesinada por expresar y luchar por sus ideas de emancipación, venía a significar que: “La libertad solamente para seguidores del gobierno, solamente para miembros de un partido - por más numeroso que fuere - no es libertad. La libertad siempre es libertad de quienes piensan distinto. No por el fanatismo de la 'justicia', sino porque todo lo vital, lo curativo y depurativo de la libertad política depende de este carácter, y su efecto falla cuando la 'libertad' se convierte en un privilegio”.


Notas:

(1) A finales de los años 70, las teorías neoliberales ganan popularidad en el mundo académico y político como mecanismo de respuesta al fracaso del keynesianismo en la gestión de la crisis de 1973. En gobierno de Margaret Thatcher (1979-1990) en Gran Bretaña realizó un fuerte recorte del tamaño del sector público buscando reactivar la economía y dinamizar al sector productivo. En los Estados Unidos de Ronald Reagan (1981-1989), se aplicaron medidas similares buscando reducir las principales partidas del gasto público.

(2) La primera publicación de El mundo como voluntad y representación se dio en 1819 por la editorial Brockhaus, de Leipzig. Esta obra es considerada en los mundos de la filosofía como la más desarrollada manifestación de su pesimismo.

(3) Chomsky, N. y Ramonet I. Como nos venden la moto. Información, poder y concentración de medios. Editorial Icaria. Barcelona, 1995. Pag. 52.

(4) http://www.nodo50.org/eltransito/articulosrobados/ortiz.htm

(5) Inspirándose en Hegel y algunos de los miembros contemporáneos de la escuela hegeliana, la teoría de Fukuyama viene a afirmar que el motor de la historia, que es el deseo de reconocimiento (thimos), ya no tiene cabida en la actualidad con el fracaso del socialismo real, lo que viene a demostrar que la única opción viable es la democracia liberal burguesa tanto en lo económico como en lo político. Para Fukuyama, la única realización posible del anhelo marxista de una sociedad sin clases solo es posible en sociedades inspiradas en el capitalismo.

(6) Con el Decreto Supremo 21060 se cambió en Bolivia la inicial orientación económica estatista de Paz Estensoro por una política neoliberal de corte friedmanniana, con el fin de frenar la hiperinflación entonces existente. Dicho decreto vino acompañado de medidas drásticas como el despido de 23.000 trabajadores por la aguda crisis del estaño.

(7) Alberto Dahik fue acusado de peculado por utilización dolosa de fondos reservados. El 31 de agosto y el 1 de septiembre de 2010 se oficializó un pedido de amnistía a favor de Dahik, realizado por el propio presidente Correa, en el cual se indicaba que dicha acusación “fue la forma mafiosa en la que la partidocracia funcionó: acusando a sus enemigos políticos de delitos de peculado que no habían cometido”. Poco más de un año después, a Dahik se le levantada la orden de prisión preventiva y se prohibía la enajenación de sus bienes.

(8) Chicago Boys fue el término utilizado a partir de la década de 1970 para denominar a los economistas formados la Universidad de Chicago, bajo la batuta de Milton Friedman y de Arnold Harberger.

(9) Véase artículo: Fernando Lugo en Paraguay, de Nicolás Linch en La República (Perú), 24/4/2008.

(10) Entrevista en Diario La Jornada. Política. México D.F. (23/01/2004).

(11) Prieto Castillo, Daniel. Retórica y manipulación masiva. Editorial Edicol. México DF, 1979.

(12) Marx, K. y Engels, F. Obras escogidas Tomo I. La ideología alemana. Editorial Progreso. Moscú, 1980.

(13) http://www.eltiempo.com.ec/noticias-cuenca/72757-correa-dice-que-combatira-a-a-sicarios-de-tintaa-aunque-a-le-cueste-la-pra-xima-eleccia-na/

(14) James Franklin, hermano mayor de Benjamín Franklin, fue el primer periodista en el mundo en informar de los resultados de un escrutinio legislativo.

(15) El New England Courant nació en 1721 en Boston, y marca realmente el verdadero nacimiento de la prensa estadounidense. Se editó sin licencia (publicado sin autorización) en las colonias.

(16) Espada, A. y Hernández Busto, E. (Eds). El fin de los periódicos. Duomo Ediciones. Barcelona, 2009. Pag. 22.

(17) Horkheimer, Max y Adorno, Theodor. Sociedad de Masas y Comunicación. Textos publicados en el libro Dialéctica del Iluminismo. Editorial SUR, Buenos Aires, 1970.

(18) Las familias que eran propietarias de Los Angeles Times y el Wall Street Journal en lugar de competir con las nuevas tecnologías en información y comunicación, optaron por vender la mayor parte de sus acciones. De igual manera, las acciones de la compañía New York Times se han visto reducidas un 54% desde finales del 2004, o el Washington Post ha evitado un destino similar presentándose como una “compañía educativa y de prensa”, instrumento mediante el cual obtiene la mitad de sus actuales ingresos.

(19) El norteamericano Philip Meyer predice en su The Vanishing Newspaper: Saving Journalism in the Information Age (University of Missouri Press, 2004) que el ultimo periódico en ser editado, arrugado tras su lectura y arrojado a la papelera será en algún día del año 2043.

(20) Marcuse, Herbert. El hombre unidimensional. Editorial Ariel. Barcelona. 2009. Pag. 44. http://books.google.es/books?id=5XtOu1tTlwwC&lpg=PP1&dq=El%20hombre%20unidimensional&pg=PP1#v=onepage&q&f=false

(21) Entre 1936 y 1938 se llevaron a cabo tres juicios en Moscú donde fueron juzgados miembros del PCUS acusados de conspirar con las naciones occidentales para asesinar a Stalin y a otros líderes soviéticos, así como para desintegrar la Unión Soviética y restaurar el capitalismo en Rusia. En el primero de ellos (agosto de 1936), fueron acusados 16 presuntos miembros del llamado «Centro Terrorista Trotsky-Zinóviev», cuyos supuestos líderes eran Grigori Zinóviev y Lev Kámenev, los cuales fueron acusados de planear el asesinato de Serguéi Kírov, así como el de Stalin, siendo sentenciados a muerte. En enero de 1937, tuvo lugar un segundo juicio, donde otros 17 miembros del PCUS -entre los que se encontraba Karl Radek, Yuri Piatakov y Grigori Sokólnikov- fueron juzgados, siendo trece de ellos sentenciados a muerte, mientras que el resto fueron enviados a campos de concentración, donde no sobrevivieron mucho tiempo. El tercero de los juicios (marzo de 1938), sentó en el banquillo a 21 personas acusadas de pertenecer a un supuesto bloque de «derechistas y trotskistas» supuestamente liderado por Nikolái Bujarin, antigua cabeza del Komintern, el ex-primer ministro Alekséi Rýkov, Christian Rakovski, Nikolái Krestinski y Génrij Yagoda (quien irónicamente estuvo a cargo de las primeras detenciones en 1936). Todos fueron encontrados culpables y fueron ejecutados. También se desarrolló un juicio militar secreto en junio de 1937, donde varios generales del Ejército Rojo, como Mijaíl Tujachevsky, fueron sentenciados y ejecutados.


Por Decio Machado, sociólogo, investigador social y especialista en gestión ambiental, comunicación y marketing político. Colaborador en diversos medios de comunicación en América Latina y Europa, fue miembro fundador del periódico español Diagonal.

Publicado enInternacional
Miércoles, 05 Septiembre 2012 07:08

FBI, con datos de 12 millones de usuarios de Apple

FBI, con datos de 12 millones de usuarios de Apple
Washington, 4 de septiembre. Un grupo de hackers denunció haber obtenido datos personales de 12 millones de usuarios del iPhone y el iPad de Apple, al piratear una computadora de la Oficina Federal de Investigación (FBI, por sus siglas en inglés), lo que desató preocupación sobre los controles gubernamentales en Estados Unidos.


El grupo llamado AntiSec, vinculado a piratas informáticos Anonymous, publicó los datos de un millón de usuarios de Apple y afirma que son parte de un grupo de 12 millones, supuestamente obtenidos de una computadora portátil de la agencia investigadora.


El portavoz de la FBI, Jenny Shearer, declinó hacer comentarios al respecto. Apple tampoco respondió a una solicitud de realizar comentarios sobre el caso.


Pero la noticia se extendió con rapidez entre las redes sociales y los blogs de noticias. Peter Kruse, especialista en delitos informáticos del grupo de seguridad CSIS, en Dinamarca, afirmó en Twitter que la filtración “es real” y confirmó que tres de sus dispositivos se encontraban en la lista. “También noté que dicen tener el nombre completo, las direcciones, números de teléfono, etcétera...”, tuiteó.


Eric Hemmendinger, experto en seguridad de Tata Communications, afirmó que la noticia genera preocupación sobre la protección de la ciberseguridad. “La cuestión no es si es correcto; es por qué la FBI tenía la información y por qué no se preocupó de asegurarla”, explicó.


Puntualizó que, con base en anteriores datos de Anonymous y grupos relacionados, creía que las informaciones eran probablemente ciertas. “Si trabajas en ciberseguridad y tu máquina es pirateada, es un escenario bastante vergonzoso”, expuso.


Geekosystem, blog especializado en tecnología, lo calificó de “uno de los peores desastres de privacidad (ocurridos) hasta el momento”, y varios comentarios de la red social Twitter sugerían que la FBI vigilaba a los usuarios de Apple.


Una página web preparó una base de datos para ayudar a los usuarios a determinar si su dispositivo se hallaba entre la lista de los aparatos de Apple, con un número único de identificación (UDID), que habían sido pirateados.


“Por qué la FBI estaba recolectando los UDID y la información personal de millones de usuarios del iPhone y el iPad no está claro todavía, pero es obvio que los datos (y la computadora en la que supuestamente estaban guardados) no contaban con la seguridad adecuada”, afirmó Graham Cluley, de la empresa de seguridad británica Sophos.


La agencia, vulnerable


“Mi sospecha es que los hackers estaban más interesados en avergonzar al equipo de la FBI que en poner en peligro a los inocentes usuarios. En cualquier caso, hackear computadoras es un delito, y podría adelantar que la FBI y otras fuerzas del orden estarán tratando de atrapar a los responsables”.


Otros expresaron su preocupación ante la aparente filtración. “Puesto que los UDID son únicos para cada iPhone y iPad, que el tuyo acabe en las manos equivocadas es motivo de preocupación”, afirmó Josh Ong, del blog de tecnología The Next Web.


“El mayor problema, sin embargo, es que están vinculados a información personal adicional, que incluye nombres de los usuarios, de sus dispositivos, señales de notificaciones, números del teléfono móvil y direcciones, lo que potencialmente llevaría a un robo de identidad”.


Johannes Ullrich, del SANS Internet Storm Center, organismo especializado en la vigilancia de las amenazas de seguridad en Internet, afirmó que era difícil comprobar las informaciones. “No hay nada más en el archivo que implique a la FBI, por lo que los datos podrían proceder de otra fuente. Pero no está claro quién tendría un archivo como éste”, explicó.


Ullrich afirmó que no está claro por qué la oficina federal, si las informaciones son correctas, tendría estos datos. “El tamaño del archivo... implicaría una operación amplia y no una específica de rastreo, o el archivo podría ser conservado en caso de que se necesitara seguir la pista a alguno de los usuarios del mismo”, dijo.


“La importancia de este delito depende mucho de la fuente, que, por lo que yo sé, todavía no ha sido autentificada”. Los datos, sin embargo, de los UDID de Apple son reales, afirmó.


Afp

Publicado enInternacional
Miércoles, 22 Agosto 2012 06:59

Entretelones del caso Assange

Entretelones del caso Assange
ALAI AMLATINA, 21/07/2012.- Ecuador considera indispensable que la OEA, cuyos cancilleres se reunirán en Washington este viernes 24, "reivindique a un país que está siendo amenazado y que es miembro de su organización", según expresó este lunes el canciller RicardoPatiño.  Si bien el Foreign Office de Reino Unido ha dado ha a conocer que no es su intención entrar a la fuerza a la embajada ecuatoriana en Londres para detener a Julian Assange, hasta este lunes Ecuador no había recibido ninguna comunicación oficial que retire la amenaza de la semana anterior, lo cual considera necesario para poder reanudar el diálogo en búsqueda de una solución negociada al caso Assange, a quien otorgó asilo el pasado jueves 17.


El gobierno de EEUU, por su parte, ha reiterado que no está de acuerdo con el pedido ecuatoriana de reunir a los cancilleres de la OEA, por considerar que es un asunto bilateral que no concierne a este cuerpo diplomático.  Victoria Nuland, portavoz del Departamento de Estado, lamenta que Ecuador busque "generar problemas en la OEA", pues allí “tratamos asuntos muy importantes que tienen que ver con el fortalecimiento de la democracia en la región", afirmó.  Debemos entender que para EEUU, una amenaza directa a la soberanía de un país de la región no concierne la democracia.  Claramente no es el criterio de la mayoría de países de la región, como quedó expresado en las contundentes declaraciones de solidaridad que el ALBA y UNASUR emitieron en Guayaquil, el pasado fin de semana.

 
Nuland calificó, además, de “absurdas” las declaraciones de Assange(1) de que habría una “casa de brujas” de su país contra Wikileaks.  No obstante, se negó a aclarar si es cierto o no que su gobierno tiene la intención de solicitar la extradición de Assange para enjuiciarle por la publicación de documentos confidenciales.


Los temores del comunicador australiano no están sin fundamentos.  Su abogado defensor, Baltasar Garzón, informó en Quito recientemente que tienen conocimiento de que un gran jurado constituido en Alexandria, Estado de Virginia, estaría llevando una investigación en secreto sobre el fundador de Wikileaks.  Si bien no han recibido ninguna confirmación oficial al respecto, reportes de prensa han dado a conocer la existencia de esta investigación, (entre otros a base de documentos filtrados por el propio Wikileaks).  Se desconoce cuáles serían los eventuales cargos; además, las supuestas pruebas y testimonios están secretos, lo cual implica una situación de total indefensión, según el abogado.


“Parece ser que los cargos pueden ser los de espionaje, incluso de traición, colaboración con el enemigo, es decir acusaciones totalmente insostenibles en un Estado de derecho, y con el derecho a tener una defensa; máxime cuando se trata de cuestiones que afectan, desde nuestro punto de vista, a la primera enmienda de la Constitución: la libertad de expresión e información”, agregó Garzón.  “Hay afirmaciones de los propios fiscales y de personas que han tenido acceso a la información de EEUU de que ya hay una información sellada dispuesta para acusar al señor Assange en el momento que políticamente sea oportuno…. Significa que es una cuestión claramente determinada por intereses políticos”, añadió.


Garzón opina que uno de los factores que podría motivar la espera para que EEUU efectúe un pedido de extradición sería que resulta más difícil pedirla a Inglaterra que a Suecia.  “No creo que Gran Bretaña estaría en disposición de enfrentar directamente una extradición basada exclusivamente en lo que ha sido el fenómeno Wikileaks… Sería bastante costoso para Gran Bretaña afrontar, con Julian Assange en Londres, un proceso de esos”, afirmó.


EEUU y Suecia tienen un tratado bilateral de extradición que contiene una cláusula temporal y poco conocida de rendición, de vía rápida y sin salvaguardas.  Garzon reconoce que esta cláusula solo podría aplicarse en el caso eventual de una acusación de terrorismo o similar; pero en otros casos se podría acudir al tratado de extradición normal.


De hecho, Suecia -en contraste con su larga trayectoria en defensa de los derechos humanos- fue el primer país en acoger la política estadounidense de “rendición extraordinaria” bajo la guerra contra el terrorismo, cuando permitió a la CIA llevar a la fuerza a dos refugiados egipcios, quienes fueron transportados a Egipto y sometidos a torturas.


Entre las fuentes que corroboran la versión de que el gran jurado tendría lista una acusación, se incluyen los propios cables publicados por Wikileaks, en particular el nuevo lote de miles de correos electrónicos de la empresa de inteligencia Stratfor, que Wikileaks destapó a inicios de este año.  Tales informaciones fueron reveladas entre otros por el periódico español Público en un artículo (2) publicado a fines de febrero, donde el vicepresidente de Stratfor, Fred Burton –anterior responsable de la división de contraterrorismo del servicio de seguridad diplomática del Departamento de Estado-, reconoce que ya un año antes el gran jurado habría emitido una acusación sellada contra Assange.

 
Por Sally Burch, periodista británica radicada en Ecuador, es corresponsal de ALAI.

 
(1) http://alainet.org/active/57282

(2) http://www.publico.es/internacional/424314/los-correos-de-stratfor-revelan-que-eeuu-tiene-preparada-una-acusacion-contra-assange


Publicado enInternacional
El FBI incauta un servidor utilizado por redes de activistas
El miércoles 18 de abril, aproximadamente a las 16 hs, autoridades federales de EE UU incautaron un servidor operado por European Counter Network (ECN), el proveedor independiente de internet más antiguo de Europa. La máquina se encontraba físicamente en la ciudad de Nueva York, en las dependencias compartidas por el proveedor Rise Up y la red May First/People Link.


El servidor de ECN proveía, ente otros servicios, de una herramienta de ocultación de la identidad en correos electrónicos llamada Mixmaster. Esta herramienta está siendo investigada por el FBI debido a una serie de amenazas de bomba recibidas por la Universidad de Pittsburgh.


“La compañía que maneja el espacio ha confirmado que el servidor fue retirado junto con una orden de allanamiento enviada por el FBI”, indicó el director de May First/People Link, Jamie McClelland. “La incautación del servidor no es sólo un ataque contra nosotros, sino contra todos los usuarios de internet que dependen de comunicaciones anónimas”, añadió.


Los afectados de esta incautación fueron académicos, artistas, historiadores, grupos feministas, activistas por los derechos de homosexuales, centros comunitarios, archivos de documentación y software libre y grupos que trabajan por la libertad de expresión. El servidor incluía la lista de correo Cyber rights, que es la lista de discusión más antigua en Italia sobre ciber derechos, un grupo de solidaridad con migrantes mexicanos, y otros grupos que apoyan a los pueblos originarios y trabajadores en América Latina, el Caribe y África. En total, cerca de 300 cuentas de correo electrónico, entre 50 y 80 listas de correo, y varios otros sitios web fueron sacados de internet como resultado de esta acción. Ninguno de ellos está relacionado con las amenazas de bomba.


“El FBI está usando una política de martillo, cierra un servicio para miles de usuarios debido a las acciones de una persona anónima”, indicó Devin Theriot-Orr, un portavoz de Riseup. “Esto además es particularmente erróneo ya que es muy difícil que exista alguna información en el servidor referida a la fuente de esas amenazas por correo”.


“Nos solidarizamos con la comunidad de la Universidad de Pittsburgh, quienes han tenido que hacer frente a las amenazas de bomba durante semanas. Nos oponemos a las amenazas. Sin embargo, secuestrar el servidor no va a detenerlas. El único efecto es detener los e-mails y páginas webs para miles de personas inocentes”, continúa Theriot-Orr.


“Además, la red de remailers anónimos que existe no se verá dañada al tomar esta máquina. Sólo podemos preguntarnos por qué fue tomada esta drástica acción cuando las autoridades sabían que el servidor no contiene ninguna información que pueda ayudarles en su investigación”.


Un golpe contra el anonimato en la red


Supuestamente, el FBI se apoderó del servidor porque hospedaba un servicio de remailer anónimo llamado Mixmaster. Los remailers anónimos son usados para enviar correos electrónicos de forma anónima, o seudónima. Como cualquier otro servicio de anonimato como la red Tor, estos remailers son ampliamente usados para proteger la identidad de activistas de derechos humanos quienes ponen sus vidas y las de sus seres queridos en riesgo al reportar información sobre abusos. Los remailers también son importantes para quienes denuncian empresas, activistas por la democracia en regímenes represivos, y para comunicar información que de otra forma nunca saldría a la luz.


El software de Mixmaster está específicamente diseñado para hacer imposible el rastreo de correos electrónicos. El sistema no guarda registros de conexiones, detalles de quién envía mensajes o qué camino tomaron. Esto es porque la red Mixmaster está específicamente diseñada para resistir la censura, y para apoyar la privacidad y el anonimato.


Según señala un comunicado de Rise Up, la acción del FBI supone "un castigo extrajudicial y un ataque a la libertad de expresión y el anonimato en internet". El proveedor considera que la incautación no servirá a la investigación del FBI. "En ausencia de pistas, el FBI necesita mostrar que ellos están progresando en el caso, y esto significa secuestrar un servidor para demostrar orgullosamente que están haciendo algo. Pero lo que este incidente muestra es que están dispuestos a destruir a personas inocentes con tal de proteger sus carreras", afirma.


Sobre las organizaciones involucradas


MayFirst/People Link

Es una agrupación política progresista controlada por sus propios miembros que redefine el concepto de “Proveedor de Servicios de Internet” de forma colectiva y colaborativa. Los miembros de May First/People Link son organizadores y activistas que eligen a un Comité para dirigir la organización. Como una cooperativa, los miembros pagan cuotas, compran equipos y comparten esos equipos para sitios web, emails, listas de correo, y cualquier propósito en Internet.


Riseup Networks

Esta red provee herramientas de comunicación online para individuos y grupos que trabajan por el cambio social. Riseup crea alternativas democrática y prácticas de autodeterminación controlando formas seguras de comunicación.


ECN (European Counter Network)

En Europa es el proveedor independiente de servicios en internet más antiguo. Entrega de forma gratuita cuentas de e-mail, listas de correo y sitios web a organizaciones, activistas y movimientos que están involucrados en luchas por los derechos humanos, libertad de expresión e información en Italia y Europa. ECN se define como antifascista y trabaja por una sociedad justa e igualitaria. Años atrás, antes de sitios como Youtube y Vimeo existiesen, ECN creó una plataforma llamada NGV donde era posible subir material audiovisual. Hoy en día ECN trabaja principalemnte con los movimientos antifascistas y antinazis en toda europa, entregando espacio y recursos a centros sociales y políticos.


Redacción web (vía Rise Up)
Viernes 20 de abril de 2012.


Publicado enInternacional